web analytics
Página de inicio » Nacionales » ACNUR urge a una atención compartida ante desplazamientos colectivos
La Alta Comisionada Auxiliar para la Protección de ACNUR, Gillian Triggs, visita el espacio de apoyo “A tu lado” en San Salvador. Foto Diario Co Latino/ACNUR.

ACNUR urge a una atención compartida ante desplazamientos colectivos

Redacción Nacionales
@DiarioCoLatino

Gillian Triggs, Alta Comisionada Auxiliar para la Protección de ACNUR, expresó su preocupación por la alta presencia que calificó “sin precedentes” el número de personas que buscan protección internacional, en un momento en que el “acceso al asilo y al territorio”, se está limitando.

“En México, Guatemala y El Salvador he visto la tensión tremenda bajo la que se encuentra la región debido a los crecientes flujos de personas refugiadas y migrantes. Los gobiernos y la sociedad civil están haciendo esfuerzos extraordinarios para hacer frente a estos desafíos”, dijo Triggs.

Las cifras reportadas por numerosos centros de documentación migratoria internacionales promedian un tránsito de 150 mil migrantes centroamericanos por México, con destino hacia los Estados Unidos, de los cuales, el 19% de ese flujo migratorio son salvadoreños.

Asimismo, la Alta Comisionada Auxiliar, pudo reunirse y mantener conversaciones con personas desplazadas internas, quienes han solicitado asilo, y también de refugiadas que relataron experiencias de violencia sexual, amenazas de muerte y extorsión en comunidades controladas por pandillas, que eleva la vulnerabilidad de las afectadas por las dificultades económicas.

A los que se suman los migrantes por las afectaciones generadas por el Cambio Climático, que ha obligado a casi un millón de personas entre El Salvador, Guatemala y Honduras, a dejar sus hogares por las pérdidas de sus pocas pertenencias, luego del impacto de los fenómenos climatológicos, más frecuentes y prolongados.

La Alta Comisionada Auxiliar Triggs en Guatemala trabajó para ayudar a poner en marcha un programa dirigido por ACNUR y la Secretaría contra la Violencia Sexual, Explotación y Trata de Personas, con el objetivo de prevenir este tipo de delitos en zonas aisladas de ese país, que cuenta con unidades móviles que llevarán información sobre derechos y servicios a quienes más los necesitan.

Mientras, en El Salvador, Triggs conoció sobre enfoques innovadores centrados en la comunidad y dirigidos por el gobierno en la prevención de la violencia y empoderar a la juventud de las comunidades en riesgo.

“Crear condiciones para que las personas se sientan seguras y protegidas en sus hogares es un paso esencial para abordar las causas profundas que las llevan a huir de esta región”, agregó Triggs.

Y destacó el compromiso del gobierno salvadoreño, que ha ofrecido “actualizar el perfil de la población desplazada”, con el fin de prevenir estas movilizaciones colectivas, así también de la difusión de información de las respuestas a nivel comunitario.

Otra de las características de este fenómeno migratorio, es que México ha pasado de ser principalmente de “país de tránsito”, a un “país de destino”, para miles de personas que solicitan asilo. Y solo este 2021, ha enfrentado la cifra récord de 100 mil solicitudes.

ACNUR ha señalado que seguirá apoyando a los gobiernos para reforzar los sistemas de “asilo y protección”, a medida que aumente el número de personas refugiadas, desplazadas internas y retornadas con necesidades de protección.

Así también, la Agencia de la ONU para los refugiados ofrece ayuda a personas a integrarse en sus países de asilo a través de programas de empleo, educación y ayuda psicosocial, con la participación activa de la sociedad civil. En México, según sus registros, 12 mil personas se han beneficiado de estas iniciativas de integración local.

“Diferentes necesidades requieren diferentes respuestas”, señaló Gillian Triggs, al comentar que los Estados no solo proporcionen protección a personas refugiadas, sino que también ofrezcan “vías regulares de migración”, que puede ser a través de educación, movilidad laboral, unificación familiar y otros procesos de migración. No obstante, señaló su “profunda preocupación” por las recientes prácticas restrictivas en las fronteras de la región, que eleva los riesgos de retornar a personas y familias que demandan “necesidades urgentes” de protección de los peligros y amenazas de las que huyeron de sus países de origen en Centroamérica, sin que tengan la oportunidad de una evaluación y atención de sus casos.

“Escuché directamente a familias que se encontraban entre los miles de personas vulnerables expulsadas a Guatemala, lo cual es especialmente preocupante. Sin salvaguardar estas expulsiones pueden infringir la prohibición internacional de devolución a situaciones de violencia y persecución”, indicó.

ACNUR ha hecho un llamado al gobierno de los Estados Unidos, para que pongan fin a las restricciones de asilo que estén relacionadas con la salud pública del título 42, bajo el cual se llevan a cabo estas expulsiones, y que se restablezca el derecho a solicitar asilo en Estados Unidos.

“Todos los países han acordado compartir la responsabilidad de promocionar protección a quienes huyen del peligro y la persecución, en lugar de delegar ese deber”, reafirmó Triggs.

Sobre este mecanismo, actualmente es liderado por Guatemala, que busca abordar las causas y consecuencias del desplazamiento forzado en la región, a fin de compartir las responsabilidad entre los seis países centroamericanos y México, al trabajar de forma conjunta con el sector privado y sociedad civil. Y el apoyo de países donantes en el “Marco Integral Regional de Protección y Soluciones (MIRPS)”.

Ver también

CESTA: por la agroecología para fortalecer la resiliencia ante Cambio Climático

Gloria Orellana @DiarioCoLatino Walter Gómez, del programa de Soberanía Alimentaria del CESTA, reside en el …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.