web analytics
Página de inicio » Letras y Arte » Guillermo Solano “Piocha” testimonio de solidaridad y entrega humanitaria
Guillermo Solano, mejor conocido como “Piocha”, fue en vida electricista, lustrabotas, vendedor de billetes de lotería, dibujante, amante de la fotografía y fundador de los Caminantes Guadalupanos, entre otros. Foto Diario Co Latino/Moisés Umaña.

Guillermo Solano “Piocha” testimonio de solidaridad y entrega humanitaria

Gloria Silvia Orellana
@SilviaCoLatino

Guillermo Solano o “Piocha”, como le conocieron muchos en su vida de socorrista, albañil, electricista, lustrabotas, vendedor de billetes de lotería, dibujante, amante de la fotografía y fundador de los Caminantes Guadalupanos, en la que siempre destacó su entusiasmo por la vida y su interés por el bienestar de otras personas.

Nacido el 28 de enero de 1938, en el popular Barrio San Miguelito, que integran las zonas históricas de San Salvador, sus padres María Julia Cea y Jesús Solano, quien fuera director la Sinfónica, durante la presidencia de Maximiliano Hernández Martínez.

“Esto significa mucho, para el legado y memoria de mi padre y la familia”, dijo Guadalupe Solano, al reconocer los esfuerzos de la Casa de la Cultura de San Salvador, el grupo fotográfico el Centro hace Click, Policía Nacional Civil y medios de comunicación que difundieron el trabajo de su padre.

Sus tres años de estudios odontológicos, fueron superados por el amor por la fotografía, desde su adolescencia, fue en 1958, corresponsal del diario “El Día”, en Honduras y colaborador en “El Diario de Hoy”. Que solo fue superado por su voluntariado en Cruz Verde, al que dedicó 34 años de su vida, otorgando su tiempo para auxiliar a la población  salvadoreña, en los momentos más críticos como el  terremoto del 10 de octubre de 1986. Al dividir su tiempo en capturar imágenes de la emergencia y atendiendo a las víctimas, ganando experiencia con los “Topos de México”.

Capitalinos aprecian fotografías de Guillermo Solano, mejor conocido como “Piocha”, en El Centro histórico de San Salvador. Foto Diario Co Latino/Moisés Umaña.

“Es un honor este homenaje a mi padre, quien dejó relatos, dejó historias y dejó huellas en el camino, algunas se acuerdan que les salvó la vida, otros que los retrató en un momento importante y los consejos que daba a los que diseñan alfombras, las composiciones dentro de ellas, que lo llevó a Centroamérica a presentarlas. “Esto es para mí, es un orgullo y honor todo este acto para mi padre, se los agradezco de corazón”, expresó.

En la última etapa de su vida, lo dedicó a la elaboración de alfombras, desde los “Caminantes Guadalupanos”, a los que dedicó cinco décadas que le dieron una amplia experiencia, de los recuerdos más gratos fue la que diseñó para la visita del papa Juan Pablo II, frente a la iglesia San Francisco, en la capital.

“Me siento muy feliz porque mi padre, dejó este legado de diseñar alfombras a nuevas generaciones, eso para mí, es una contribución a la cultura salvadoreña, que no se debe dejar morir, les pido a todos los que hacen arte y a los medios de comunicación que lo difunden y educan a la gente. Cada quien, desde sus expresiones artísticas, como mi padre con la fotografía, el dibujo y el diseño de alfombras”, reafirmó.

Guillermo Solano, fue durante su vida testimonio de entrega humanitaria y solidaridad. Foto Diario Co Latino/Iván Escobar.

Mientras, Iván Escobar, periodista e integrante de la organización del Centro hace Click, y otros grupos de fotógrafos urbanos, decidieron realizar un acto de reconocimiento a los 51 años, de confección de la alfombra frente al atrio de Catedral Metropolitana, de los “Caminantes Guadalupanos”, que desarrolló por muchos años Guillermo Solano, conocido como “Piocha”.

“Él siempre utilizó la temática que vivía el pueblo salvadoreño en cada festividad (Semana Mayor), y la familia había destinado esta fecha para rendirle un homenaje en vida, pero lastimosamente, murió el 28 de noviembre del año pasado, entonces estamos ahora aquí recordando su memoria en la elaboración de alfombras, así como una exposición fotográfica de un homenaje que se le realizó el 13 de octubre de 2018, en donde compartió con muchos fotógrafos del país”, manifestó.

“Picoha”, es considerado uno de los pioneros de la fotografía en el terremoto del 10 de octubre 1986 y al dar seguimiento a muchos temas de coyuntura, logró hacerse de muchos amigos profesionales de los medios de comunicación.

“Es así como, la familia de Guillermo Solano, entregó reconocimientos a los medios de comunicación como: Diario Co Latino, al grupo Megavisión en todos sus espacios noticiosos, que siempre cubrieron estas actividades de Piocha”, concluyó.

Ver también

La poesía de Roque Dalton recoge la cotidianidad del pueblo salvadoreño

Colaboración Diversos homenajes al poeta salvadoreño Roque Dalton, se han replicado en este mes de …

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: