web analytics
Página de inicio » Opiniones » ENADE 2015: otro fracaso de la ANEP

ENADE 2015: otro fracaso de la ANEP

Rigoberto Palma

La ANEP lleva 15 años haciendo un evento llamado Encuentro Nacional de la Empresa Privada (ENADE), cialis sale donde aborda diversos temas de la vida nacional. Cuando ARENA gobernaba, los ENADE servían para dictarle políticas al gobierno. Pero desde que ARENA perdió el control del Órgano Ejecutivo, los encuentros de la ANEP solo sirven para criticar al gobierno del FMLN.

Pero los ENADE realmente no sirven para nada. El de 2013 trató el tema de la “responsabilidad compartida”, expuesto por un invitado de Estados Unidos que según la ANEP inventó ese concepto. Pero como los oligarcas criollos no comparten nada, el tema no le sirvió ni para hacer propaganda en favor de la gran empresa.

Para colmo, el entonces presidente Mauricio Funes dijo que cuando los barcos se hunden las primeras en salir son las ratas, en alusión a las declaraciones del Presidente de la ANEP, Jorge Daboud, quien dijo que la economía era un barco a la deriva.

El año pasado el ENADE fue todavía más deslucido, porque no llegó el presidente de Honduras, a quien invitaron para  que hablara de las Zonas de Empleo y Desarrollo Económico  (ZEDES), donde los empresarios no pagarían impuestos y explotarían aún más a la población trabajadora. La propuesta de crear ZEDES se quedó en el papel. Hace unos días, un diario matutino al servicio de ARENA lamentó que nadie le hiciera caso a la propuesta de ENADE.

Este año el ENADE fue peor, pues abordó un tema donde la ANEP se maneja con una triple moral que no engaña a nadie.

Mientras el Director Ejecutivo de la ANEP, Arnoldo Jiménez, se integró al Consejo de Seguridad creado por iniciativa del gobierno, su gremio se opuso a las venta de bonos por 96 millones que hará el gobierno para fortalecer a la PNC. O sea, mientras Jiménez “apoya” el plan de seguridad elaborado por el Consejo, que incluye el reforzamiento de la PNC, el mismo Jiménez sale a criticar el endeudamiento público para apoyar a esa institución policial.

Pero ahí no termina la incoherencia de la ANEP. Mientras el señor Jiménez tiene seis años diciendo que el Estado no debe aumentar sus ingresos, sino reducir sus gastos corrientes, el Consejo de Seguridad planteó una propuesta de financiamiento al plan por 2,000 millones de dólares, una parte de los cuales serían para gastos corrientes, incluyendo los salarios del personal de la PNC. O sea, mientras Jiménez pide que el gobierno gaste menos, el Consejo de Seguridad, al que pertenece Jiménez, pide que el Estado gaste más.

Para colmo, el señor Rudolph Giuliani, ex alcalde de Nueva York invitado al evento de ENADE, sugirió que se le dieran estímulos monetarios al personal de la PNC para que mejore su eficiencia. Estímulos monetarios significa más gastos corrientes. En general, la propuesta de Giuliani, que no dice nada que no se sepa y le costó caro a la ANEP, conduce a elevar los gastos del Estado, y no solo en seguridad, sino en general, pues el combate a la delincuencia tiene que ser integral.

La ANEP haría bien en suprimir los ENADE, que no sirven ni para levantar la mala imagen de la oligarquía, cada vez más dañada por los casos de corrupción que el pueblo está conociendo.

Si la ANEP quiere levantar la imagen de sus empresas agremiadas, debería pedirle que le paguen al Estado los 230 millones que le deben en concepto de IVA y renta, así como las multas por 3.7 millones impuestas por el Ministerio del Trabajo por violar los derechos laborales.

Ver también

LOS ACUERDOS DE PAZ DE EL SALVADOR EN LA AGENDA 2030

Licenciada Norma Guevara de Ramirios La Universidad Rey Carlos III y el ministerio de derechos …