web analytics
Página de inicio » Mundo » De los zapatos a los cubrebocas, un emprendimiento exitoso para sortear la crisis por la pandemia en Colombia

De los zapatos a los cubrebocas, un emprendimiento exitoso para sortear la crisis por la pandemia en Colombia

BOGOTÁ/Xinhua

Saltar de uno de los mercados más afectados a uno de los más prometedores en medio de la pandemia de COVID-19 fue la premisa con que la fábrica Ferplast SAS, otrora de suelas para zapatos y ahora de un novedoso cubrebocas, se ha convertido en un ejemplo de éxito y de resurgimiento en la crisis económica que ha afectado al mundo entero.

En su planta de 320 metros cuadrados, ubicada en el sur de Bogotá, la empresa fabrica diariamente entre 30 y 40 mil cubrebocas elaborados con un material llamado PVC atóxico hipoalergénico y con las características óptimas para el uso masivo en todas las actividades de la vida cotidiana.

“Ferplast es una empresa que lleva más de 32 años haciendo suelas de excelente calidad, líderes en el mercado de plásticos y suelas prefabricadas para el calzado, toda esta experiencia la utilizamos para hacer este cubrebocas de la mejor calidad”, dijo a Xinhua Fernando Rodríguez Jiménez, subgerente de la empresa.

“Es una mascarilla económica, reutilizable, cómoda para la gente, cómoda para el bolsillo. La idea de hacerlo nació al enfrentarnos al momento de crisis, sin tener la claridad sobre el futuro de los empleados y decidimos ver qué podíamos hacer. Analizamos la situación y quisimos ver qué podíamos hacer con nuestra experiencia y con lo que teníamos a la mano”, agregó el empresario.

Implementando todos los cuidados de bioseguridad ordenados por los entes de control y vigilancia del sector de la salud en Colombia, la fábrica Ferplast, al contrario de la mayoría de las empresas colombianas, ha visto un paulatino crecimiento de su personal de trabajo quienes cuentan con todos los requisitos de ley para laborar de una forma segura y sostenida.

Con el desarrollo de un producto equiparable a los cubrebocas comerciales de alta calidad, Ferplast SAS hace un importante aporte social a muchas familias cuyo sustento es posible en medio de la mayor crisis económica de las últimas décadas en el país andino.

“Estos cubrebocas tienen la cualidad de que son reutilizables, sólo necesitan ser desinfectados o lavados y están listos para volverse a usar, tienen la misma protección de los tapabocas N95, un filtro para el 95 por ciento de las partículas, pero no son desechables. Un cubrebocas se puede utilizar uno o dos años sin ningún problema”, manifestó Rodríguez.

Mientras la economía colombiana ha perdido cerca de 5.4 millones de empleos, según cifras oficiales, por causa de la pandemia, en esta fábrica bogotana el crecimiento se ve reflejado en la necesidad de ampliar la planta de producción. Por ello realizarán un traslado a una de más de 600 metros cuadrados en la que podrán implementar mayores protocolos de bioseguridad en la elaboración de su producto.

En Ferplast estaban trabajando, antes del inicio de la pandemia y dependiendo de las subidas y bajadas del mercado del calzado, entre 20 y 30 personas, hoy más de 150 personas participan en la elaboración de las mascarillas.

“Un emprendimiento para que tenga éxito en tiempos de crisis requiere que las personas sepan dónde están, sepan analizar la situación, sepan a qué se están enfrentando y sepan cómo aprovechar, tengan la claridad mental para poder aprovechar la situación porque todas las crisis, absolutamente todas traen una oportunidad de reinventarse y de poder salir adelante”, dijo el entrevistado sobre el éxito de su emprendimiento.

Los diseñadores de Ferplast están en constante proceso de investigación con la finalidad de perfeccionar detalles del producto como el de evitar el empañamiento de lentes o gafas de quienes deben utilizar ambos accesorios en sus actividades diarias.

Con un permanente estudio de mercadeo, los fabricantes de estos cubrebocas exploran nuevos mercados con miras a la exportación de un producto que muy seguramente continuará siendo de uso obligatorio y en adelante hará parte de la canasta familiar en muchos países del mundo.

Según el Departamento Nacional de Estadísticas de Colombia (DANE), el confinamiento obligatorio que inició el 25 de marzo, debido a la propagación de la COVID-19, disparó la tasa de desempleo en el país a niveles del 19,8 por ciento en abril de 2020, 9,5 puntos porcentuales más que en el mismo mes de 2019 cuando la cifra correspondió al 10,3 por ciento.

Ver también

El liderazgo del PCCh trae verdadera vitalidad a la sociedad china, dice político búlgaro

SOFÍA/Xinhua Bajo el liderazgo del Partido Comunista de China (PCCh), China ha demostrado la “verdadera …