web analytics
Página de inicio » Nacionales » 9F es la fecha que no olvidará la Asamblea Legislativa
El 9 de febrero de 2020 es una fecha que no se olvidará, sobre todo porque el presidente de la República, Nayib Bukele, junto con la Fuerza Armada y la Policía Nacional Civil, se tomaron el órgano Legislativo. Foto Diario Co Latino/@AsambleaSV

9F es la fecha que no olvidará la Asamblea Legislativa

Samuel Amaya
@SamuelAmaya98

Diferentes organizaciones sociales y sindicales se concentraron en las afueras de la Asamblea Legislativa para mostrar su inconformidad sobre los hechos acaecidos el 9 de febrero de 2020, cuando el presidente de la República, Nayib Bukele, junto con la Fuerza Armada y la Policía Nacional Civil, se tomaron el órgano Legislativo. Los diputados -por su parte- también realizaron un acto en el interior del Salón Azul para no olvidar los hechos.

Cabe destacar que todo el proceso de la irrupción de la Asamblea fue debido a que el presidente Bukele quería la aprobación de un préstamo que serviría para financiar una de las fases del Plan Control Territorial, que dicho sea de paso se estaba discutiendo en las comisiones legislativas respectivas, tal como lo dicta la ley.

Más de veinticinco organizaciones se manifestaron para mostrar rechazo a dicha acción del mandatario salvadoreño hace un año. Idalia Zúniga, del Frente Social Sindical Salvadoreño, expresó que solicitarían a la Asamblea que se promueva un antejuicio en contra del presidente Bukele por el acto del 9 febrero, ya que irrumpió el orden constitucional del país.

El diputado Jorge Schafik Hándal Vega, del FMLN, acompañó a los manifestantes y mencionó que el 9 de febrero “se reveló el plan que tenían (Bukele) para asaltar todo el poder del Estado y nombrar diputados a su gusto, porque eso era lo que buscaba”.

Para Hándal Vega, esa fecha significó que no pudo poner a esos diputados, también “significó que el pueblo en general no le dio su apoyo para eso. Una cosa es que le hayan creído el discurso con el cual ganó la elección presidencial y otra cosa es que le vayan a dar el aval para que asalte y concentre en una sola mano todo el poder del Estado”.

Quien también acompañó a los manifestantes fue la diputada del Parlamento Centroamericano, Blanca Flor Bonilla, quien aseguró que con dichas acciones del presidente Bukele se trata de tomar todo el aparato de Estado. “Estamos en una República, y eso significa que tienen que haber al menos tres órganos del Estado que hagan un equilibrio y represente el pensamiento de todos los salvadoreños”.

Plenaria

Mientras que en la sesión plenaria número 150, como punto único de desarrolló un acto “para no olvidar lo que pasó el 9 de febrero”. Cada representante de las diferentes fracciones legislativas, a excepción de GANA, dio su condena y rechazo a la conducta del mandatario el año pasado, argumentado que la democracia y el orden constitucional se tienen que respetar siempre.

El presidente de la Asamblea Legislativa, Mario Ponce afirmó que hace un año, se presenció uno de los hechos más lamentables de la democracia posterior a la firma de los Acuerdos de Paz con la toma ilegal y por asalto al órgano Legislativo por el propio presidente de la República, Nayib Bukele. Este fue “un hecho sin precedente en la historia moderna”.

“El asalto de hace un año fue un atentando a toda una nación, ataque a los valores supremos de la Patria, una agresión más a la democracia, honra, bienes y libertades de un país amante de la paz. No existe justificación alguna que acredite un rompimiento al orden constitucional como causa política”, sostuvo Ponce.

El presidente legislativo añadió que el 9F fue la muestra palpable de quienes dan un discurso de odio para validar el uso de la violencia. Ponce aclaró que la Asamblea “es la expresión legítima de la pluralidad, política y social salvadoreña constituida, que además de promover leyes también puede fiscalizar las acciones del Ejecutivo”.

El diputado no partidario, Leonardo Bonilla consideró que sí hubo rompimiento al orden constitucional. “El presidente de la República no solo mancilla los Acuerdos de Paz, sino que por medio de las armas quiere tomar el poder total. No fue en contra de Asamblea, sino contra la democracia.

La postura del PDC, a través de Rodolfo Parker, fue que Nayib Bukele trastocó la Constitución, la democracia, la República y las libertades. “Ha venido, desde antes, durante y después del 9F, incumpliendo la norma básica de convivencia”.

El Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN), a través de su jefa de fracción, Nidia Díaz, señaló que el 9F “no es fecha para conmemorar, ni celebrar, es una fecha para que la sociedad entera exprese su repudio hacia el régimen de turno por su intención de volver a una dictadura. “Acudimos a defender junto al pueblo, sus organizaciones y las instituciones democráticas, las conquistas políticas y sociales que tanto sacrificio le han costado a los salvadoreños”.

René Portillo Cuadra, de ARENA, argumentó que las acciones del mandatario salvadoreño podrían traer repercusiones para la vida productiva del país.

“Ninguna empresa invierte en un país en donde el presidente le ordena al ejército intervenir otro órgano de Estado, ni se crean fuentes de trabajo donde los negocios se hacen entre ministros, familiares y funcionarios vendiendo a precio superior”, criticó Cuadra.

También tildó de dictador al mandatario debido a los múltiples casos de acoso a diferentes profesiones. “El autoritarismo de este Gobierno cada día es mayor: hay persecución a periodistas, a medios de comunicación, a empresarios, a funcionarios, a líderes sociales y a todo aquel que opina diferente de lo que dice el presidente”.

Mientras que la postura del partido oficial no fue brindada en el pleno, pero sí en declaraciones a la prensa. Guadalupe Vásquez -coordinador de la bancada de GANA- dijo que Bukele el 9F del 2020 llegó a la Asamblea a pedir “de favor” que los diputados aprobaran el préstamo para financiar una de las fases del Plan Control Territorial. “No hubo muertos, lesionados, no hizo uso de la fuerza”, sostuvo el legislador.

Guillermo Gallegos, también de GANA, manifestó que el 9F se tuvo “la visita” del presidente y “no pasó a más, fue una convocatoria del Consejo de Ministros a la que asistimos varios diputados”. Además, insistió que fue él quien autorizó la entrada al Salón Azul de los agentes de la Policía Nacional Civil y Fuerza Armada.

Ver también

“Uso del Bitcoin pone en riesgo la estabilidad económica”: COLPROCE

Oscar López @Oscar_DCL El Colegio de Profesionales en Ciencias Económicas (COLPROCE) consideró que el uso …