web analytics
Página de inicio » Opiniones » Seguiremos promoviendo el intercambio de experiencias y las excelentes relaciones interpartidistas entre Cuba y China

Seguiremos promoviendo el intercambio de experiencias y las excelentes relaciones interpartidistas entre Cuba y China

Por: Miguel Díaz-Canel Bermúdez

Presidente de Cuba

Compañeras y compañeros:

Me complace mucho saludar a todos los participantes en el IV Seminario Teórico entre el Partido Comunista de Cuba y el Partido Comunista de China, a la vez que agradezco la atenta invitación del Departamento de Enlace Internacional para dirigirme a ustedes con motivo de este encuentro, aunque sea de manera virtual.

Junto al saludo afectuoso, quiero extenderles mis más sinceras felicitaciones por la exitosa celebración de los Juegos Olímpicos de Invierno Beijing 2022. Que hayan participado alrededor de 3 000 atletas de 91 países junto a 170 representantes gubernamentales, incluidos 31 jefes de Estado y de Gobierno, evidencia el fracaso de todos los intentos de boicot liderados por el Gobierno de Estados Unidos. La derrota de esas maniobras hace doblemente exitosos los juegos.

Camaradas, el año 2021 marcó la feliz coincidencia de la celebración del centenario del Partido Comunista de China y del Octavo Congreso del Partido Comunista de Cuba. Es en esos contextos que los militantes de ambos países ratificamos la continuidad, la preservación de la memoria histórica y la voluntad de avanzar con los tiempos, poniendo a las nuevas generaciones en el centro de nuestros desvelos y proyecciones.

Recuerdo con gran satisfacción las conversaciones telefónicas que sostuve con el compañero secretario general Xi Jinping, a quien le extiendo fraternales saludos. En los intercambios hemos alcanzado importantes consensos para promover el desarrollo integral de los vínculos bilaterales, incluidas las relaciones interpartidistas como uno de sus pilares más preciados y la práctica de informarnos sobre los eventos relevantes que se realicen en ambos países.

En la construcción del socialismo con características propias, que ustedes y nosotros emprendemos, nos hemos considerado también referentes mutuos. La mejor expresión de todo lo que nos une, por encima de las diferencias, son los desafíos comunes, la identificación ideológica, la confianza política y la madurez que caracterizan los lazos de amistad entre nuestras naciones.

En Cuba estamos defendiendo el derecho incuestionable de un pequeño país socialista, ubicado a solo 90 millas de los Estados Unidos y sin grandes recursos naturales, a existir como nación soberana e independiente y a resistir creativamente el efecto combinado de la pandemia y de un bloqueo recrudecido.

No han podido ni podrán doblegar a una Revolución genuina, creadora de una obra de justicia social innegable y un acumulado de conquistas sociales de alcance universal, gracias al cual se pudo transformar una nación pobre, atrasada y dependiente en un referente de desarrollo humano a nivel global en medio del más cruento y prolongado cerco económico; una nación de profunda vocación y sostenida práctica solidaria, cuyos dirigentes hemos estado siempre dispuestos a correr la misma suerte de nuestro pueblo y a trabajar sin descanso por su bienestar.

Estamos en capacidad de compartir con los amigos chinos esas modestas experiencias y de escuchar con atención y respeto las que atesoran ustedes sobre los temas de la mayor importancia que serán debatidos en el presente seminario.

Estamos convencidos además de que este intercambio tributará a la profundización del conocimiento mutuo y al fortalecimiento de la causa socialista en ambos países.

Apreciamos especialmente, y coincidimos en esa visión, que China haya ratificado la decisión de convertirse en líder global en innovación desde su concepción más amplia: científica, tecnológica y teórica, siendo uno de los ejes del modelo de desarrollo impulsado por el secretario general Xi Jinping desde el XVIII Congreso del Partido Comunista de China. Su renovado impulso a esa tarea en el XIV Plan Quinquenal abre oportunidades para el mundo y, en particular, para la cooperación bilateral.

Esa es otra coincidencia estratégica. Como se conoce, el Octavo Congreso del Partido Comunista de Cuba acordó incorporar como pilares de nuestra labor, el apoyo en la ciencia y la innovación para el abordaje y solución de los problemas más complejos, siempre con el objetivo de avanzar por vías más sólidas en la construcción de una sociedad socialista próspera y sostenible.

Reitero aquí la voluntad de nuestro Partido y Gobierno de continuar profundizando la entrañable amistad entre ambos pueblos, amistad que tiene profundas raíces históricas, responde a una visión de largo plazo, concita la más alta prioridad y ha devenido en un referente de cooperación entre dos países socialistas y en desarrollo.

Rechazamos por igual el hegemonismo, las sanciones unilaterales e injustas, la pretensión de imponer un modelo único en el mundo y las campañas infundadas de descrédito, al tiempo que defendemos la vigencia del multilateralismo y de los principios del Derecho Internacional.

Reciban nuestros mejores deseos de éxito en la realización del IV Seminario Teórico. Seguiremos promoviendo el intercambio de experiencias y las excelentes relaciones interpartidistas, asumiendo como propios los logros respectivos.

Un fuerte abrazo revolucionario desde La Habana.

Muchas gracias.

Ver también

Sobre el hacinamiento carcelario

Alirio Montoya*  Cuando Michel Foucault describe al inicio de su obra Vigilar y castigar las …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.