web analytics
Página de inicio » Internacionales » La OEA, ante el desafío de recuperar una cuestionada relevancia

La OEA, ante el desafío de recuperar una cuestionada relevancia

Washington/AFP

La Organización de Estados Americanos (OEA), and see una de las más antiguas entidades de su tipo en todo el mundo, physician cheap tiene por delante el desafío de recuperar su cuestionada relevancia y adaptarse a nuevos retos, apuntan analistas y diplomáticos.

Fundada en abril de 1948 pero con orígenes en décadas anteriores, la entidad camina rápidamente a su 70 cumpleaños impulsada por la aprobación interna de una nueva visión estratégica, y sumergida ya en el proceso de elección de un nuevo Secretario General, que ocurrirá el 18 de marzo del próximo año.

El propio José Miguel Insulza, actual secretario general del organismo, dijo a la prensa en septiembre al presentar la nueva visión estratégica que el objetivo es reducir “un poco esta paralización, sobre todo en los temas ligados al desarrollo, que nos hacen gastar muchos recursos”.

En la visión de analistas y diplomáticos, la entidad requiere reajustes, pero todos coinciden en que se trata de una institución única que es preciso resguardar.

“Creo que la OEA es más relevante que nunca. Probablemente el continente nunca ha estado tan necesitada de consensos que en estos momentos”, dijo a la AFP el diplomático Pablo Barahona, embajador de Costa Rica ante el organismo.

Barahona (un abogado de apenas 36 años de edad) apuntó que la OEA tampoco “nunca ha estado tan retada”, ya que la sociedad exige resultados, pero “es el foro político por excelencia de las Américas, no hay otro que tenga las instancias ejecutivas que tenemos acá”.

Los “equilibrios políticos en la región han cambiado en los últimos 20 o 25 años, y eso nos obliga a un ejercicio constante de diálogo”, dijo.

Diversidad regional

En tanto, para Christopher Sabatini, experto del centro especializado en negocios internacionales Consejo de las Américas (COA), la importancia de la OEA resultó mellada en los últimos años por varios motivos coincidentes.

Entre ellos, mencionó la “creciente diversidad” entre los país de la región, el surgimiento de instancias regionales como la UNASUR o la CELAC, y la carencia de un fuerte liderazgo dentro de la OEA.

“Además, claramente a Estados Unidos no le gusta la OEA, que es vista como una plataforma para sentimientos anti estadounidenses. En ese escenario, se torna muy difícil que la OEA funcione correctamente”, dijo Sabatini a la AFP.

La propia tradición de la OEA -que en su sede en Washington reúne a los 35 países de la región, exceptuando Cuba-, de adoptar decisiones por consenso y no por voto mayoritario, torna más difícil alcanzar acuerdos.

Esto se hizo evidente más recientemente cuando el organismo evitó debatir a inicios de este año la crisis política en Venezuela.

“Se requiere la unanimidad de todos los Estados miembros. Pero ese voto generalizado, dado la diversidad en la región, es imposible que funcione”, señaló Sabatini.

El canciller uruguayo, Luis Almagro, y el ex vicepresidente guatemalteco Eduardo Stein están en disputa por el puesto de Insulza, pero en la visión de Sabatini el vencedor tendrá por delante una difícil tarea.

“Son dos personas brillantes, pero tal vez la OEA precise ahora de una personalidad más fuerte, alguien que traiga de vuelta a Brasil, a México, a Estados Unidos”, comentó el especialista.

“No hay que inventar cosas”

En opinión de Rafael Fernández de Castro, del departamento de estudios internacionales del Instituto Tecnológico Autónomo de México, la OEA es aún “relevantísima” para la construcción de acciones comunes en América Latina.

“Desde luego, precisamos de una OEA reforzada, con más recursos, pero me parece que en estos momentos tendríamos realmente que apoyarla”, dijo el académico a la AFP.

Instancias como la UNASUR o la CELAC (esta última creada a espaldas de Estados Unidos), dijo, “son espacios con menos institucionalidad”. “No hay que inventar cosas, estamos en el siglo XXI, en que podemos hablar claro y de frente con Estados Unidos”, señaló.

En un reciente discurso ante la OEA, el dominicano Leonel Fernández, tres veces presidente de su país, recordó que la organización fue capaz de redefinir su papel regional al fin de la llamada Guerra Fría.

De igual forma, “en esta segunda década del siglo XXI esta institución se ve compelida, una vez más, a repensar sus objetivos, rediseñar sus instituciones y relanzarse por nuevas áreas que garanticen a los pueblos de la región paz, seguridad, prosperidad y bienestar”, señaló.

Ver también

Inicia XXVI Cumbre Iberoamérica bajo sombra de migraciones masivas

Antigua / AFP / PL El presidente de Guatemala, Jimmy Morales, abrió el viernes la …

A %d blogueros les gusta esto: