web analytics
Página de inicio » Internacionales » Empresas japonesas en China reanudan operaciones con medidas precisas ante coronavirus

Empresas japonesas en China reanudan operaciones con medidas precisas ante coronavirus

BEIJING/Xinhua

 

Desinfectar las suelas de los zapatos y planchar la ropa que se traiga puesta antes de entrar al sitio de trabajo. Comer en la cafetería en rotación y sentarse a al menos dos metros de distancia de los compañeros de trabajo.

Estas son tan solo algunas de las medidas que la compañía japonesa Musashino Chemical (China) Co., Ltd. ha tomado para combatir la propagación del nuevo coronavirus. La empresa, ubicada en la provincia china oriental de Jiangxi, reanudó operaciones esta semana luego de un feriado extendido por la Fiesta de Primavera.

«Hemos tomado todas las precauciones posibles porque la seguridad de nuestros empleados es nuestra máxima prioridad», dijo Fan Guizeng, subdirector general de la empresa, en la que la mayoría de los 150 empleados han regresado a labores.

Al igual que Musashino, muchas compañías japonesas en China han reanudado operaciones de forma gradual esta semana luego de implementar medidas de seguridad detalladas. Algunas de ellas han ofrecido horarios laborales flexibles y la opción de trabajar desde casa debido al brote del virus.

En Suzhou Nihon Dempa Kogyo Co., una empresa japonesa especializada en productos de cristal, cerca de la mitad de sus 1.128 empleados regresaron a trabajar desde el lunes.

Fujiwara Nobumitsu, presidente de la compañía, dijo que el gobierno local estableció un equipo de servicio para brindar información oportuna a las empresas extranjeras, lo que la ayudó en gran medida a reanudar sus operaciones.

«Nuestro personal de recursos humanos y manufactura está cooperando plenamente con el gobierno para brindar información sobre nuestros empleados y tomar medidas de precaución contra el virus», dijo Fujiwara.

Pero el presidente también expresó su preocupación por la actual producción de la compañía y citó la ausencia de empleados de la compañía fuera de la provincia, así como en sus socios cadena abajo.

«Esperamos que nuestros proveedores reanuden operaciones de forma oportuna y den plena consideración al combate al brote», dijo Fujiwara. «A través de nuestros esfuerzos conjuntos, estoy seguro de que superaremos los obstáculos y que la economía china volverá a la normalidad».

En la Zona Económica Pinghu en la provincia china oriental de Zhejiang, más del 80 por ciento de las más de 30 compañías japonesas habían reanudado operaciones hasta el martes.

En Nidec Shibaura (Zhejiang) Co., Ltd., más de 1.100 trabajadores han regresado al trabajo. La compañía desinfectó todos los espacios públicos y ordenó a los trabajadores salir a comer en rotación.

«Aunque las medidas de precaución han sumado mucho trabajo, son cruciales para contener el virus y para el desarrollo de nuestra empresa», dijo Zhang Yuping, director del departamento de asuntos generales de la compañía. «Implementaremos plenamente estas medidas».

El lunes, el Ministerio de Comercio emitió una circular que exhorta a las autoridades locales a brindar mejores servicios para las empresas con inversión extranjera en medio del brote del virus. Se deben realizar esfuerzos para ayudar a las compañías con inversión extranjera a reanudar la producción y operar de forma ordenada.

Más de 20 fábricas en toda China del gigante estadounidense de los agronegocios Cargill han reanudado la producción luego de las instrucciones de los gobiernos locales, en un esfuerzo por garantizar el suministro en medio del brote de la epidemia. Una de sus plantas de piensos con sede en Hubei, la más afectada por el virus, no ha reanudado aún labores.

A pesar del costo que ha generado la epidemia sobre las actividades empresariales en China, muchos ejecutivos confían en que los efectos negativos serán de corto plazo y que el país recuperará su impulso de crecimiento.

En la oficina en Shanghai de Ricoh China, los trabajadores que llevan mascarillas tienen que someterse a revisiones de temperatura corporal antes de trabajar y se sientan a al menos un metro de distancia entre sí. La compañía también extendió las horas de almuerzo para evitar reuniones.

«La epidemia es efímera, pero buscamos un desarrollo a largo plazo», dijo Koji Miyao, director de Ricoh China, en una carta para los empleados y socios de negocios de la compañía.

La compañía aprovechará este año sus ventajas tecnológicas e impulsará un modo de trabajo digital, dijo el director general.

Hideki Ozawa, presidente y director general de Canon China, dijo que la empresa donó equipo de alta gama de tomografía computarizada Aquilion Lightning por tres millones de yuanes (unos 429.000 dólares) a las regiones afectadas por el virus para combatir la epidemia.

Canon espera un mayor desarrollo del mercado chino e introducirá productos y tecnologías más avanzados, y reforzará la cooperación con sus socios chinos, dijo Ozawa.

Además de reanudar de forma gradual algunas de sus operaciones, Mitsubishi Electric Corporation alentó a todo el personal a trabajar desde casa por el momento.

«Los negocios de la compañía podrían ser perjudicados de cierta manera por la epidemia debido a que algunos de los empleados todavía necesitan aislamiento en casa algunos días más y a que algunos clientes se encuentran en Wuhan», el epicentro del virus, dijo Tomizawa Katsuyuki, ejecutivo corporativo de Mitsubishi y su representante en jefe en China. «Pero veo oportunidades para el desarrollo a largo plazo de la compañía en China».

«Industrias como la 5G y la inversión en alimentos y atención médica están creciendo rápidamente, lo que es positivo», dijo el ejecutivo. «Considero que China logrará su objetivo de desarrollo de alta calidad».

En Chengdu, capital de la provincia china sudoccidental de Sichuan, las autoridades locales de la Zona de Alta Tecnología de Chengdu, en donde tienen oficinas empresas de renombre mundial como Foxconn, Intel y Texas Instruments, están trabajando sin descanso para apoyar la labor de prevención de la epidemia de las compañías y ayudarlas a reanudar labores de forma ordenada.

«Con una orientación oportuna y adecuada de las autoridades locales, elaboramos un detallado plan de prevención y control de emergencias antes del 1 de febrero y más de 30 empleados han regresado a labores desde el lunes», dijo Mitsushige Nakashima, director general de Idemitsu Electronic Materials (China) Co. Ltd, con sede en la Zona de Alta Tecnología de Chengdu.

Para garantizar la seguridad de los empleados y sus familias, la compañía consiguió miles de mascarillas desde sus oficinas en Japón, algunas de las cuales son utilizadas por sus empleados y otras fueron donadas a la zona de alta tecnología.

«Aunque no es un número tan grande de mascarillas, haremos todo lo que podamos para superar las dificultades juntos en Chengdu», dijo Nakashima.

Como muchas personas se quedan en casa en medio de los esfuerzos para combatir el virus, las actividades en línea están en todo su esplendor, como en el caso del minorista japonés Ito-Yakado.

Para hacer frente a la creciente demanda en línea, Ito-Yakado ha duplicado el tipo de productos que vende en línea y las órdenes diarias han ascendido a 1.600, cuatro veces más de lo normal.

«Durante el feriado de la Fiesta de Primavera de este año, el flujo de clientes para nuestra tienda disminuyó 30 por ciento en comparación con el mismo período del año pasado, sin embargo el volumen de ventas se triplicó», dijo Li Lijuan, jefe del establecimiento físico de Ito-Yakado en Chengdu.

«La mayoría de nuestro personal ya está en labores y ofrece a nuestros clientes servicios de alta calidad», dijo Li.

Ver también

Habitantes de Soyapango solicitan vivieres y apoyo a la alcaldía del municipio

Yanuario Gómez @DiarioCoLatino Residentes de la colonia Altos de Santa Anita, en el cantón El …