web analytics
Página de inicio » Nacionales » Monseñor Romero, luz de esperanza, paz y justicia
Romeristas se concentran en la plaza El Salvador del Mundo, preparándose para iniciar la peregrinación hacia Catedral Metropolitana donde miles de personas se congregaron para ser testigos de la canonización de San Romero. Foto Diario Co Latino/ Ricardo Chicas Segura.

Monseñor Romero, luz de esperanza, paz y justicia

Alma Vilches
Joaquín Salazar
@DiarioCoLatino

Con pancartas alusivas a San Oscar Arnulfo Romero y portando en sus manos farolitos y velas encendidas, como símbolo de la luz que el obispo y mártir es para el pueblo salvadoreño, cientos de jóvenes, en su mayoría pertenecientes a grupos religiosos, participaron en la peregrinación de la Luz, como antesala a la canonización del profeta Monseñor Romero. Los peregrinos se reunieron a los pies del monumento al Divino Salvador del Mundo, avanzaron por la 49 avenida sur sobre la alameda Roosevelt hasta llegar a Catedral Metropolitana, durante el recorrido gritaban a una sola voz ¡Viva Monseñor Romero!

La peregrinación estuvo integrada por cuatro bloques, la juventud arquidiocesana, movimiento social, grupos populares y feligresía en general.

Asimismo, se rindió un homenaje a los desaparecidos y muchos mártires asesinados durante el conflicto armado, ya que en la peregrinación los jóvenes llevaron los rostros de las víctimas, como símbolo de dignificación.

Al llegar a las afueras de Catedral Metropolitana se dio el intercambio intergeneracional entre la pastoral juvenil y los romeristas que esperaban en la Plaza Cívica, como símbolo del legado y permanencia de San Romero.

No queremos un sistema judicial que sea débil con los fuertes

El padre jesuita José María Tojeira presidió la solemne eucaristía previa a la canonización de Monseñor Romero, de quien dijo que es la prueba viva del amor de Dios, que no se cansa de bendecir a su pueblo. Un profeta, pastor y padre amoroso que cuida de sus ovejas y cuida los derechos de los empobrecidos de esta tierra.

“Debemos mirar hacia nuestra realidad personal y social, Romero se tomó enserio el testamento del Señor Jesús, cuando dijo a sus apóstoles y a nosotros que nos amemos unos a otros como él nos ha amado. Por eso su espíritu ha resucitado y ya vive en su pueblo, quiere vivir en todos nosotros e insiste en que seamos autocríticos que nos preguntemos si seguimos a Jesucristo y a tantos testigos generosos de la fe”, dijo el sacerdote jesuita en la homilía.

Tojeira invitó a la ciudadanía a no permitir la corrupción en los ámbitos social, político y económico, pero principalmente, no permitir la corrupción judicial tal como ya lo había dicho una vez Romero a la Corte Suprema de Justicia.

“Por eso mismo, el ejemplo profético de Romero nos impulsa a mirar hacia nuestra sociedad y a trabajar en la transformación de la misma, no queremos ni podemos que se impongan leyes donde se deje morir de sed a los pobres, no deseamos una sociedad en la que la corrupción esté presente en los ámbitos del poder económico y político y tampoco queremos un sistema judicial que sea débil con los fuertes y fuerte con los débiles, que continúe, como decía Romero, mordiendo únicamente el pie del que camina descalzo”, agregó.

Ver también

Educadores salvadoreños reconocen inversión del gobierno en educación

@DiarioCoLatino   Representantes del Sindicato de Educadores reconocieron los aportes que el gobierno del presidente …

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: