web analytics
Página de inicio » Aula Abierta » Ingreso masivo

Ingreso masivo

Carlos Burgos

Fundador

Televisión educativa

[email protected]

 

En la prosalegre anterior decíamos que en la Facultad de Medicina de la UES habíamos creado una sección de multimedios para apoyar a los docentes en las aulas e instalamos un Estudio de televisión completo, con dos cámaras, grabadoras-reproductores, luces, televisores a color y los demás accesorios, y nombrado el personal técnico necesario. Además en 1975 ya habíamos formado el primer grupo de Teleprofesores universitarios.

Los estudiantes que por primera vez tocaron las puertas universitarias exigieron ingreso masivo, sin restricciones, sin exámenes de admisión, sin ningún tipo de discriminación, y se les debía aceptar en la carrera que ellos demandaran.

Estas exigencias provocaron un gran impacto en docentes y autoridades. ¿Cómo los iban atender con calidad y eficiencia con los mismos recursos materiales, financieros y humanos? Aunque los estudiantes salían a las calles a exigir al gobierno más presupuesto, esto no se lograba.

Se buscó soluciones para proporcionar una formación profesional con la misma calidad, eficiencia y requerimientos pedagógicos. Hubo sesiones creativas para este fin en las que participé, y obtuvimos propuestas interesantes, que llamaba metodología diversificada.

En los auditorios de 4º y 5º pisos del edificio de la facultad, se atendieron grupos de 500 estudiantes con pantallas gigantes y aparatos como proyectores de diapositivas (slides), retroproyectores de acetatos, proyectores de películas cinematográficas, opascopios, aparatos de sonido con amplificadores y micrófonos. Cada dos horas se atendían a 1000 estudiantes.

Se impartían clases magistrales con alta calidad. Cada docente preparaba su clase con mucha sapiencia, con gran dominio de su tema, no solo iba a leer, atendía un par de preguntas de los estudiantes y repetía detalles para los que no habían captado bien. Además lo auxiliaban instructores que eran docentes adjuntos, A veces los estudiantes al finalizar la clase le aplaudían al docente.

Estas clases magistrales eran como el conocimiento de partida, de refuerzo o de ampliación. De aquí derivaban lectura obligatoria de capítulos de libros de consulta, ejercicios, cuestionarios, solución de casos, investigaciones bibliográficas puntuales, y otras estrategias para el aprendizaje. En el conocimiento práctico desarrollaban estudio de casos, visitas y prácticas en clínicas y hospitales. El trabajo en equipo de los estudiantes era riguroso.

En la asignatura de Anatomía, cada estudiantes tenía que manipular cadáveres y aquí se presentó un problema. Como eran muchos estudiantes, se deterioraban con celeridad y tenían que descartarlos. Cada cadáver que se obtenía para la docencia tenía que someterse a un proceso de preparación didáctica y mantenerlo en un ambiente adecuado de temperatura para su conservación.

Para resolver ese problema, con los médicos docentes analizamos, discutimos y decidimos grabar en nuestro Estudio de televisión universitario, una serie de «Prelaboratorios» de Macroanatomía y Microanatomía presentados por los Teleprofesores que ya teníamos formados para actuar pedagógicamente ante cámaras.

En las aulas se instalaron televisores a color y los estudiantes por grupos, en su horario, tenían la obligación de observar estos prelaboratorios, en caso contrario, no se les permitía manipular cadáveres para su aprendizaje y tenían que responder un examen corto sobre lo que aprendían en tales prelaboratorios. De esta manera se logró conservar los cadáveres como valioso material de estudio y se elevó la calidad del hecho educativo. Esta experiencia fue admirada en otros países.

La anterior experiencia fue de utilidad para pregrabar diferentes unidades de aprendizaje en las asignaturas de Fisiología, Patología, Bioquímica, Cirugía y otras. Con el doctor Carlos Uriarte González, cirujano pediatra, se grabaron operaciones de niños en quirófanos de centros hospitalarios. Estas grabaciones se transmitieron a los estudiantes y en grupos pequeños se discutían a fondo tales procesos quirúrgicos.

Se realizaron otras experiencias pedagógicas que analizaremos en la próxima.

 

Ver también

Los Viejos

Carlos Hurtado,  Escritor y fotógrafo   “La vida es una comedia para aquellos que piensan …