web analytics
sábado , 21 octubre 2017
Inicio » Nacionales » Monseñor Romero: una de las víctimas más representativas del capitalismo
Monseñor Romero: una de las víctimas más representativas del capitalismo

Monseñor Romero: una de las víctimas más representativas del capitalismo

@OscarCoLatino

Juan  , try sacerdote a cargo de celebrar la eucaristía en conmemoración al 34 aniversario del martirio de Monseñor Oscar   Romero, buy viagra inició su homilía indicando que el sentir popular y las instancias vaticanas se han aproximado para restituir la dignidad a una de las víctimas más representativas del capitalismo imperante.

Por lo que el sacerdote consideró que debido a la conmemoración de un año más del martirio del denominado por muchos “San Romero de América”, viagra sale y la cercanía del centenario de su natalicio (2017), no solo debe ser tomado en cuenta para organizar celebraciones.

“Ambos acontecimientos nos reclaman una adecuada preparación, tanto interior como exterior. La   sistemática de su magisterio pastoral, la construcción de un modelo de iglesia donde los pobres tienen el centro de la atención, no el mafioso o el corrupto de turno”, especificó  .

Ante estas palabras del clérigo, la feligresía que se congregó en la Cripta de Catedral Metropolitana aplaudió, ya que identificaron el legado de Romero, quién en su labor pastoral se mantuvo con las comunidades más pobres.

Como arzobispo Romero denunció en sus homilías dominicales numerosas violaciones de los derechos humanos y manifestó públicamente su solidaridad hacia las víctimas de la violencia política.

Asimismo, dentro de la Iglesia católica se lo consideró un obispo que defendía la opción preferencial por los pobres. En una de sus homilías, Monseñor Romero afirmó: «La misión de la Iglesia es identificarse con los pobres, así la Iglesia encuentra su salvación». (11 de noviembre de 1977).

 Para los feligreses, el que Romero haya sido asesinado por defender a los “sin voz”, es muestra del amor que este tenía por los pobres. “Tu memoria vive en el corazón del pueblo”, es una de las frases que demuestra que en la población siguen vivas las enseñanzas y valores del que fue arzobispo capitalino.

En 1994 la Arquidiócesis de San Salvador pidió permiso a la Santa Sede para iniciar el proceso de canonización. El proceso diocesano concluyó en 1995 y el expediente fue enviado a la Congregación para la Causa de los Santos, en la Ciudad del Vaticano, quien en 2000 se lo transfirió a la Congregación para la Doctrina de la Fe (en ese entonces dirigida por el cardenal alemán    , posteriormente Papa    ) para que analizara concienzudamente los escritos y homilías de monseñor Romero.

Una vez terminado dicho análisis, en 2005, el   de la causa de canonización, monseñor    , informó a los medios de comunicación de las conclusiones del estudio: «Romero no era un obispo revolucionario, sino un hombre de la Iglesia, del Evangelio y de los pobres».

Con todo, algunos analistas vaticanos señalaron la existencia de cierto «bloqueo de la causa» a partir de 1997, por razones de índole ideológica. La causa se habría activado nuevamente por expresa decisión del papa Francisco.

El proceso seguirá nuevos trámites que podrían acercar la fecha en que Oscar   Romero sea elevado a los altares como el primer santo y mártir de El Salvador.

A partir de este proceso, Monseñor Romero ha recibido el título de Siervo de Dios. Fuera de la Iglesia Católica, Romero es honrado por otras denominaciones religiosas de la cristiandad, incluyendo a la Comunión Anglicana la cual lo ha incluido en su santoral. Él es uno de los diez mártires del siglo   representados en las estatuas de la Abadía de  , en Londres y fue nominado al Premio Nobel de la Paz en 1979.

Presidente electo conmemora martirio

 El Presidente electo de la República, Salvador    , conmemoró junto al pueblo el 34 aniversario del martirio de Monseñor Romero, en el acto eucarístico que se desarrolló en la Cripta de Catedral Metropolitana, lugar donde se encuentra el cuerpo del Obispo Mártir, asesinado de un disparo al corazón el 24 de marzo de 1980.

              “  un saludo a Margarita   y a su esposo Salvador    , presidente electo, les quiero decir a ellos y a todos los que estamos en este lugar tan maravilloso, que este calor que se siente no es térmico, es la bendición del mártir sobre las luchas del pueblo”.

A %d blogueros les gusta esto: