web analytics
Página de inicio » Opiniones » El Salvador: Los objetivos del desarrollo sostenible, pasar de las palabras a las acciones y papel de los parlamentarios

El Salvador: Los objetivos del desarrollo sostenible, pasar de las palabras a las acciones y papel de los parlamentarios

Por: Nelson de Jesús Quintanilla Gómez*
*[email protected], try [email protected] y [email protected]

En la 132 Asamblea de la Unidad Interparlamentaria (UIP), discount celebrada entre el 28 de marzo y el 1 de Abril del 2015 en la capital de Viet Nam, rx Hanoi, con la presencia de 103 delegaciones de distintos países del mundo, de la que El Salvador fuimos parte a través de varios parlamentarios de distintos grupos políticos para ser fieles testigos y  sujetos activos  en la discusión de los grandes temas mundiales en los cuales el país debe estar presente.

Con la fecha límite para la consecución de los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM) para después de 2015, los líderes mundiales piden un ambicioso programa a largo plazo para mejorar la vida de las personas y proteger el planeta para las generaciones futuras. Se espera que este programa de desarrollo después de 2015 aborde muchas cuestiones, entre ellas, la erradicación de la pobreza y el hambre, la mejora de la salud y la educación, la construcción de ciudades más sostenibles, la lucha contra el cambio climático y la protección de los bosques y océanos, es decir, la protección y cuido del recurso agua;  estos son los Objetivos del Desarrollo Sostenible (ODS) para los próximos 15 años, es decir, del 2016 al 2030.

Los Gobiernos están negociando, y la sociedad civil, los jóvenes, las empresas y otros sectores interesados también participan en esta conversación global. Se espera que los dirigentes mundiales aprueben este programa en la Cumbre Especial sobre Desarrollo Sostenible que se celebrará en septiembre de 2015 en Nueva York en la sede de la Naciones Unidas para ser aplicados tanto en países desarrollados como en los que están en vías de desarrollo y los subdesarrollados como el nuestro.

Lo más importante de todo es pasar de las palabras a las acciones, esto significa no seguir atrasando más la aprobación de la ley del aguas, que los distintos grupos parlamentarios ya dejemos de discurso y pretextos sin contenido alguno, el FMLN está listo con sus votos para su aprobación, otro aspecto importante es la ratificación de la constitución para convertir en derecho humano el agua y la alimentación, la pregunta es hasta cuando la derecha de este país va a entender esto y preocuparse por la gente de más escasos recursos y dejar de discursos para prensa y realizar acciones para resolver el problema.

Concretamente los objetivos propuestos son los siguientes: erradicar la pobreza en todas sus formas en todo el mundo; Poner fin al hambre, conseguir la seguridad alimentaria y una mejor nutrición, y promover la agricultura sostenible; garantizar una vida saludable y promover el bienestar para todos y para todas las edades; garantizar una educación de calidad inclusiva y equitativa, y promover las oportunidades de aprendizaje permanente para todos; alcanzar la igualdad entre géneros y empoderar a todas las mujeres y niñas; garantizar la disponibilidad y la gestión sostenible del agua y el saneamiento para todos; fomentar el crecimiento económico sostenido, inclusivo y sostenible, el empleo pleno y productivo, y el trabajo decente para todos; desarrollar infraestructuras resilientes, promover la industrialización inclusiva y sostenible, y fomentar la innovación.

Otro objetivos son reducir las desigualdades entre países y dentro de ellos; conseguir que las ciudades y los asentamientos humanos sean inclusivos, seguros, resilientes y sostenibles; garantizar las pautas de consumo y de producción sostenibles; tomar medidas urgentes para combatir el cambio climático y sus efectos; convertir y utilizar en forma sostenible los océanos, mares y recursos marinos para lograr el desarrollo sostenible; proteger, restaurar y promover la utilización sostenible de los ecosistemas terrestres, gestionar de manera sostenible los bosques, combatir la desertificación y detener y revertir la degradación de la tierra, y frenar la pérdida de la diversidad biológica;  promover sociedades pacificas e inclusivas para el desarrollo sostenible, facilitar accesos a la justicia para todos y crear instituciones eficaces, responsables e inclusivas a todos los niveles y fortalecer los medios de ejecución y reavivar la alianza mundial para el desarrollo sostenible.

Es en este marco y tomando en cuenta nuestra realidad es que los parlamentarios y parlamentarias debemos actuar, nuestros problemas nacionales como la pobreza, desempleo, es desarrollo económico y humano,  y la inseguridad debemos abordarlos para legislar conforme los intereses nacionales para sacar al país adelante, las agendas partidarias no deben estar por encima de los intereses de la nación; el bloqueo o la falta de apoyo a la solución de un problema del país no afecta al gobierno sino al pueblo, eso debemos entenderlo de una vez por todas.

Los ODS en ningún momento son una camisa de fuerza ni una línea vertical que deben seguir los países, más bien son una guía a seguir para que cada país y sus diferentes actores desarrollen sus actividades contextualizando la realidad concreta que cada uno vive y a partir de ahí convertir las palabras en acciones de tal manera que incluso la política tenga más sentido positivo asumiendo que lo que se dice en campaña se cumple en la práctica durante el periodo de gestión correspondiente según la naturaleza de sus funciones como gobierno, diputados, ministros, alcaldes y alcaldesas u otro tipo de funcionario de gobierno que asume su trabajo atendiendo a las necesidades de la gente.

En El salvador se tiene un plan quinquenal a nivel de gobierno central y cada partido político tiene su plan de gobierno a nivel legislativo y municipal, lo importante aquí es saber dialogar, concertar o buscar consensos en la búsqueda de soluciones a los problemas de país llámense seguridad pública, empleo, educación, salud, democracia, desarrollo económico y humano, inversión social, cambio climático, seguridad alimentaria, etc.

Finalmente los parlamentarios tenemos la responsabilidad de legislar en función de esos grandes temas de país, asegurar que el gobierno tenga el presupuesto a tiempo, nombrar  funcionarios y la gobernanza.

*Sociólogo y Diputado de la Asamblea Legislativa de EL Salvador, período 2012-2015

Ver también

¿Qué hay detrás de la censura y persecución contra Assange?

Isaac Bigio En EE. UU. se han presentado diecisiete nuevos cargos contra Julian Assange, los …

A %d blogueros les gusta esto: