web analytics
lunes , 18 junio 2018
solamor

solamor

CENTRO CULTURAL SALVADOREÑO AMERICANO

CENTRO CULTURAL SALVADOREÑO AMERICANO

PRESENTACIÓN DEL LIBRO «SOLAMOR» DE Martivón GalindoMartes, 27 de junio – 6:00 p.m.

Palabras de Dra. de Moras

¡SOLAMOR! ¡Es el nombre de su libro! Del que vamos a disfrutar hoy.Un nombre sugestivo, que potencia «las aventuras creativas», como la autora llama a sus poemas, que son mensajes de su corazón.De su poema ¡VIVA!, tomo una estrofa que dice: Quiero empezarel recorridocual se repitensol y luna Yo también quiero empezar, en forma sencilla, un breve recorrido sobre algunos aspectos de la vida y libro de Martivón.  Este recorrido es sencillo, ella merece mucho más. Pero de algo puede estar segura.  Mis breves palabras llevan mucho cariño. También un mensaje de afecto de todos los que estamos aquí.Conocí a Martivón cuando ella era una niña muy bonita, identificada por su uniforme y calcetas, una niña juguetona cuya sombra y travesuras recorrían por aquella inolvidable «casona verde» que albergaba la «Escuela Normal España».Fue la niña hermosa de nuestra siempre recordada Antonia Portillo de Galindo, «La gran mujer y maestra». -Aquella niña juguetona que provocó, enojos, muchas preocupaciones y amor en su famosa madre, llega hoy, una vez más a este recinto, con la frescura desbordante de una fuente de amor.Hace algún tiempo estuvo aquí, trajo su voz y sus sentimientos con su libro «Para Amaestrar a un Tigre», el cual me puso a hacer preguntas en mi curioso silencio… ¿Es o no es, Martivón, la protagonista de esta obra? y ¡he vuelto a preguntármelo muchas veces!Mi respuesta: ¡No sigas preguntándote tal situación!  Martivón es la autora entonces: en su mente y corazón ¡sí estuvo la protagonista!Hoy nos trae «Solamor».¿Qué nos dice Solamor?Sólo la portada es sugestiva, el fuego del amor traspasa los límites de la persona que lo siente, es envolvente, muy ardiente… ¡Sí! ¡Mucho, mucho! ¿Conjuga el drama de la soledad y su amor? Pienso que sí.Es ésa la verdad palpitante de «estar entre los dos mundos de su autora».  Dos mundos cercanos y distantes gritándole a alma: una amorosa furia o un amor enfurecido, gritando al infinito sus poesías de dolor, de amor, de recuerdos, de protestas, de rostros dibujados por el amor o la angustia, odio e impotencia. ¡Que difícil ecuación! Recuerdo aquella niña de pelo largo enredándolo en las flores, sin darse cuenta, algunas veces peleando o jugando con su guapo hermano, Roberto: El joven niño que despertaba ilusiones en las estudiantes, pero con sentimientos platónicos – pasajeros ¡sentimientos locos de juventud!Luego la niña de pelo largo creció en esbeltez y belleza, pasó a la universidad ¡Una linda señorita! Su sensibilidad la condujo a estudiar arquitectura, algo maravilloso pues algún tiempo, después de graduarse, estaría en un mundo monumental, imaginario y real.  Se casó y de su matrimonio, nació su hijo Juan Carlos que es ¡artista! – Ella le escribió: su poema, «Locos» lo siguiente:¡Ay amor! Nosotros hicimos un hijo diferenteun ser mágico aladoO en su poema :
«Música»  Hijo:Naciste anciano para enseñarme lo que yo ya he vivido.
Tú me meces con canciones, me sorprendes al mostrarme un mundo nuevo.
Martivón Galindo, es la niña juguetona, la dama de grandes sorpresas, la madre orgullosa, la protagonista social mártir, la mujer valiente, la mujer llena de amor, en todos sus tiempos.Es la profesional responsable, acuciosa, muy erguida y radiante en sus caminos. Hasta con los ojos de su alma vio y vivió amargas realidades que gritan en su poema «Romance a la Patria Destrozada»: Sólo algunos versos:Mi Salvador trituradoMi Salvador vapuleado¡Pobre de pobres caminos!¡Pobre de pobres cristianos!¡Pobre de pobres serviles!¡Pobre de pobres humanos!Martivón le ruego me disculpe. Yo con respeto y hasta irreverente, le agrego a su poema:¡Patria querida!¡Pobre, con pobres engañados!¡Pobre, con pobres hambrientos!¡Pobre con tantos pobres muertos!Martivón, es la golondrina que dejó la patria, con dolor en el alma, voló hacia otras tierras, creo que con alas rotas, pero corazón vibrante, con fuerzas más allá de todo dolor y tristeza, con esperanzas ungidas de sueños. Llegó y bebió la neblina gotas de rocío, muchas veces generosas, también los paisajes y realidades de San Francisco, California.  La imagino interrogante pero decidida, valiente. Allá construyó sueños, ha trajinado en el tiempo y ahora comparte su bagaje de conocimientos experiencias y anhelos como catedrática universitaria. Allá también traza rasgos maravillosos con colores, en pinturas elocuentes forja múltiples formas a interrogar.Así sus pinturas, sus grabados han encendido su voz de colores, su inspiración creadora que han viajado a otras latitudes.Martivón, Este día está aquí, en cuerpo y alma poniendo en la voz de nuestra exquisita Aída Mancía algunos de sus lindos y significativos poemas que elevan las voces de su espíritu.  Aquí la recibimos con especial cariño y le digo:«Usted no se ha quedado sola, en su sitio»Su elocuencia y su inspiración van por doquiera, surcando cielos, abriendo más corazones para escucharla. Aquí tiene presencia cada día, la admiramos, la queremos y deseamos que siga «obsesionada en crear y recrear su universo», encontrándose consigo misma y desbordando todo y mucho amor.«Solamor» está aquí desbordante de sentimientos, escrito en filigrana. «Solamor» – 125 páginas en las que Martivón deshoja versos de protesta, de miedo, de dolor, de amor, los cuales están aquí ordenados en tres series significativas que dicen así:-Llego con tres heridas-Con tres heridas viene-Con tres heridas yo·La de la vida·La de la muerte·La del amorHa escrito varios libros, entre ellos:«La Tormenta Rodando por la Cuesta», «Para Amaestrar un Tigre»Fue co-editora con el Sr. Armando Molina, del libro: «Imponiendo Presencias»Pero:Dejo tiempo para que escuchen sus versos en la voz de nuestra querida: Aída Mancía.Gracias!

A %d blogueros les gusta esto: