web analytics
Página de inicio » Editorial » Sí, es “Terrorismo mediático”

Sí, es “Terrorismo mediático”

De terrorismo mediático calificó el Presidente de la República, illness Salvador Sánchez Cerén, la campaña sucia y mentirosa que ha emprendido la Asociación Nacional de la Empresa Privada (ANEP) y el partido ARENA, sobre el tema de pensiones.

El miércoles de la semana pasada, tanto el Diario de Hoy como la Prensa Gráfica prestaron sus cabeceras (la primera plana) para que la ANEP la utilizara para su campaña mentirosa en contra de que el gobierno le busque solución al tema de las pensiones.

La publicidad mentirosa de la ANEP dice que “se prevé el Robo del Siglo”, al hacer referencia a las reformas a la ley de pensiones que el gobierno presentará en estos días. La ANEP quiere hacer creer que el Gobierno del FMLN se robará los fondos de pensiones, si en la Asamblea Legislativa aprueban las reformas a la ley de pensiones.

A la ANEP se le olvida que el robo del siglo ya se hizo, pero lo cometieron los gobiernos de ARENA, cuando privatizaron la banca, la telefonía, la distribución de la energía eléctrica, la escandalosa defraudación de los cotizantes de Finsepro e Insepro, entre otros.

La privatización de las pensiones ha obligado al Gobierno a que año con año se endeude para poder pagar pensiones, pese a que el gobierno no recibe cotizaciones. La deuda del Estado en concepto de pensiones suma más de tres mil millones, y esto es lo que debe subsanarse.

La campaña de la ANEP no da ni dará nunca datos reales, sino solo mentiras, porque a la ANEP no le importan los cotizantes, sino el interés de los dueños de las AFPs. Y para lograr sus propósitos la ANEP recurre al miedo, a la mentira, al terror.

De ahí que el Presidente de la República, Salvador Sánchez Cerén ha calificado correctamente esa campaña de la ANEP y ARENA como “terrorismo mediático”.

La clase trabajadora debe saber que la reforma que propondrá el Gobierno busca que se mantenga la edad de jubilación, la derecha quiere que se aumente la edad. Que se mantenga el porcentaje de cotización, es decir, 6.25% el trabajador y 6.75% el empleador. La ANEP quiere que al trabajador se le descuente más. El Gobierno busca garantizar la pensión mínima de $207.00.

¿Por qué hay que apoyar la nueva reforma? Porque El Estado está asumiendo una deuda del pago de pensiones, ya que desde el 2001 se agotaron los fondos. Porque a  2013 se registra que el 78.4% de la población afiliada sólo tendrá derecho a Pensión Mínima, a pesar que el Estado ya no tiene ingresos desde el 2011. Y porque El Sistema Previsional actual no es sostenible en el tiempo, en el 2016, el préstamo que hacen las AFP al Estado (CIP A), no alcanzará a pagar las pensiones.

Ver también

Los dos imposibles en El Salvador: que el pueblo exija información y que Bukele la dé

Han pasado ya casi nueve meses desde que el presidente Nayib Bukele, en uno de …