web analytics
Página de inicio » Opiniones » El Salvador: 28 aniversario de la firma de los Acuerdos de Paz y su aporte a la democracia

El Salvador: 28 aniversario de la firma de los Acuerdos de Paz y su aporte a la democracia

Nelson de Jesús Quintanilla Gómez*
[email protected], [email protected]

El Salvador celebró 28 años de la firma de los Acuerdos de Paz. Este histórico acuerdo -firmado entre el gobierno y el FMLN- tuvo lugar el 16 de enero de 1992 en el castillo de Chapultepec, México, abriendo una nueva etapa de democracia y respeto a los derechos humanos.

“En 1992 escribimos una de las páginas más valientes de la historia de nuestra nación. Era necesario poner fin al desangramiento del pueblo, poner fin a la pérdida de vidas, al costo social, a la destrucción de la naturaleza y al estancamiento del desarrollo económico del país”. La firma de los Acuerdos de Paz significó el cierre de un capítulo trágico en la historia del país y el inicio de uno nuevo, lleno de esperanzas y compromisos por un futuro mejor para los hijos e hijas de El Salvador.

Para el expresidente Salvador Sánchez Cerén, “Con los acuerdos, el país comenzó a vivir un cambio político sin precedentes en su historia; un cambio encaminado a la construcción de un ordenamiento democrático que dejaría atrás, de manera definitiva, las políticas autoritarias que violentaron la voluntad popular en la elección de las autoridades públicas”.

Los grandes propósitos de la negociación que llevarían a la firma de los Acuerdos de Paz fueron: terminar el conflicto armado por la vía política; impulsar la democratización del país; garantizar el irrestricto respeto a los derechos humanos; reunificar a la sociedad salvadoreña. Los primeros dos se han cumplido al 100 %, pero los otros dos con el nuevo Gobierno y a 28 años de su firma están siendo violentados con violación a derechos laborales y la judicialización de la política.

Los temas principales sobre los que se definieron los Acuerdos fueron los siguientes: Fuerza Armada, creación de la Policía Nacional Civil, Sistema Judicial y Derechos Humanos; Sistema Electoral, tema económico y social; cese del enfrentamiento Armado y el calendario general para su cumplimiento; de esto el tema que no dio sus resultados por oposición de la derecha y de ARENA fue el tema económico y Social, el resto se ha cumplido a cabalidad.

En 1997, Butros Butros-Ghali, secretario general de Naciones Unidas dio por finalizado el proceso de paz en El Salvador, señalando que si bien era cierto que no todos los acuerdos se habían cumplido en su totalidad, el grado de cumplimiento era aceptable.

A 28 años de la firma de los Acuerdos de Paz, existe el Monumento a la Paz es una escultura diseñada por el escultor Rubén Martínez que se develó en el municipio de San Marcos, El Salvador, con motivo de los Juegos deportivos centroamericanos de 1994 llevados a cabo en la ciudad de San Salvador. En su estructura se puede observar: la figura del “Cristo de la Paz”, que fue elaborada con casquillos de balas, latón y bronce fundido y se encuentra con los brazos extendidos como símbolo de reconciliación entre las ideologías políticas de derecha e izquierda; la figura de una paloma en su mano izquierda en posición de vuelo.

También se tiene el Monumento a la Reconciliación, en el año 2017, con motivo del 25 aniversario de la firma de los Acuerdos de Paz en el Palacio de Chapultepec, el presidente Salvador Sánchez Cerén celebró con la inauguración del Monumento de la Reconciliación y un acto público en el bulevar monseñor Romero de la capital de El Salvador (San Salvador).

El Salvador ha avanzado mucho en cuando a democracia, han existido en estos 28 años tres gobierno de ARENA, dos gobiernos del FMLN y recién inicia un gobierno de GANA, esto implica alternancia en el poder y además el poder civil está por encima del poder militar, la FA hoy es obediente y no deliberante y cumple sus dos funciones básicas: la defensa de la soberanía y la integridad del territorio.

Las instituciones nacidas de los Acuerdos de Paz como la PDDH, la PNC, el TSE, la JVE, el CNJ, el FMLN como partido político, se han desarrollado dando su aporte de acuerdo a su propia naturaleza, si bien algunas han sido vulneradas por acciones diversas estas sobreviven y deberán consolidarse para fortalecer la paz, sin embargo, hay voces de querer desestabilizar o destruir más de alguna de ellas y eso es contrario a la paz y a la democracia.

En los últimos años y en los anteriores nuevos años de la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia se bloqueó al Gobierno por razones políticas, lo cual fue negativo para el pueblo puesto que se dejaron de hacer obras de beneficio social; también se judicializó políticamente algunos personas del FMLN, siempre con el objeto de obstaculizar su normal desarrollo y bloquear la posibilidad que el pueblo reconociera que el frente ha hecho mejor las cosas en el gobierno.

La paz -definida en sentido positivo- es un estado a nivel social o personal, en el cual se encuentran en equilibrio y estabilidad las partes de una unidad. También se refiere a la tranquilidad mental de una persona o sociedad; definida en sentido negativo, es la ausencia de inquietud, violencia o guerra. La paz en sentido positivo ha sido vulnerada por el nuevo gobierno con los despidos masivos que ha hecho desde que asumió el cargo en junio de 2019, y con más fuerza en diciembre en el marco de las fiestas de fin de año y sigue con esas medidas en enero de 2020.

La paz hay que defenderla, de lo contrario la posibilidad de abrir heridas o retroceder al pasado con el nuevo gobierno parece una cuestión de poco tiempo, conseguir la paz no fue fácil, costó más 75,000 muertos y defenderla es mucho más difícil pero debe hacerse.

*Sociólogo y doctor en Ciencias

Sociales Mención Gerencia y profesor universitario de la UES en la FMOtal, San Miguel.

Ver también

Exagerado optimismo por el fin de la crisis

Por Alejandro A. Tagliavini* Como anticipó el Dr. Stephen Smith -que recomienda la hidroxicloroquina- ha …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *