web analytics
martes , 17 octubre 2017
Inicio » Articulos » Emitido por el Consejo Supremo de la Antigua y Mística Orden Rosae Crucis, AMORC ¡Salutem Punctis Trianguli!

Emitido por el Consejo Supremo de la Antigua y Mística Orden Rosae Crucis, AMORC ¡Salutem Punctis Trianguli!

ANTIGUA Y MISTICA ORDEN ROSAE CRUCIS, medical AMORC

Nadie puede negar la existencia de Dios

Antes de exponerles nuestro concepto  de  Dios, cialis sale   permítannos decirles por qué creemos que Él existe, y por qué el ateísmo, aunque respetable en sí, es un error de juicio: que seamos creyente o no, nadie puede negar  la existencia del Universo. Entonces, desde un punto de vista racional, el Universo es necesariamente el efecto de una causa  crea- dora. Y puesto que está gobernado por leyes que tienen  a  los científicos en un total asombro, resulta  de ello que esta causa  es demasiado inteligente. Partiendo  de  ahí, por  qué no asimilar  esta  causa  a Dios y ver en Él la Inteligencia absoluta e impersonal que dio origen a un centro de energía con la dimensión de un átomo,   que contenía potencialmente el conjunto entero de las galaxias, de las estrellas, de los planetas y de todos los astros que actualmente existen, incluyen-do nuestra Tierra.

La  verdadera pregunta que debemos de hacernos respecto a Dios no es saber si Él existe o no, sino saber  en qué medida  interviene en la vida  de  los  seres  humanos. Según   nuestro pensar, Él lo hace en la medida en que nosotros respetamos las leyes mediante las cuales Él se  manifiesta en el Universo,  en  la Naturaleza  y  en  el  humano mismo. Esto quiere decir que debemos estudiar dichas, cosa que los Rosacruces siempre han hecho. Ustedes observarán que nuestra manera de estudiar a Dios y el papel que desempeña en nuestra existencia, es más científica que religiosa. La A.M.O.R.C. no se ha opuesto jamás a la ciencia; más bien al contrario. Es por  eso que  la Universidad Rosacruz Internacional que la A.M.O.R.C.  apadrina desde los albores del siglo XX incluye  entre otras asignaturas una sección de ciencias físicas.

Tiempo de pasar de la religiosidad a la espiritualidad

Más que nunca, es tiempo de pasar de la religiosidad a la espiritualidad, es decir, ha  llegado la hora de sustituir definitivamente la simple creencia en Dios por el conocimiento de las leyes divinas que al fin de cuentas son las Leyes  universales,  naturales  y espirituales. Es precisamente en este conocimiento y la sabiduría que proviene de Él que se  halla el  bien-estar que todos buscamos, incluyendo el bienestar material. Un antiguo dicho  Rosacruz   reza “el hombre  se tiene   que liberar de la ignorancia  y  únicamente  de la ignorancia”. En efecto es en la ignorancia donde se origina todo lo peor que el ser humano es capaz de hacer  en  contra de sí, de los demás y  de su medio ambiente. La ignorancia es  también el origen de las múltiples supersticiones que envilecen a la humanidad y le  impiden alcanzar su pleno desarrollo. Entonces, es hora de dar a su vida una orientación espiritualista. Es decir, no sea únicamente un ser vivo; sea también un alma viviente…

Quizás se preguntan ¿Qué  es lo que opinamos de la laicidad? Mientras las religiones tanto clásicas como modernas, occidentales como orientales, se funden con base en dogmas y estén estructuradas con base en sistemas autocráticos, creemos que la laicidad se convierte en una necesidad absoluta, con el objetivo de preservar la sociedad contra  cualquier  deriva  teocrática. Siendo así, esperamos que  los tiempos  nos conduzcan hacia la espiritualidad,  asumiéndola como una búsqueda de conocimiento y de sabiduría y que ella sea parte de los hábitos que tengamos para así dirigir la vida ciudadana. A partir de entonces, la política y la filosofía serán lo mismo y serán inspira-das por el “amor a la sabiduría”, al igual que en el apogeo de la civilización griega. Recordemos que ésta ha sido la cuna de la  demo-cracia y que le  debemos,  entre  otras cosas, la noción de república. Recordemos además, que la mayoría de los filósofos que le  dieron vida eran espiritualistas.

(continuará)

CENTRO CULTURAL ROSACRUZ AMORC SAN SALVADOR

71ª. Avenida Sur No. 324 – Colonia Escalón

Teléfono 2223 0237 Fax 2298 3524

A %d blogueros les gusta esto: