web analytics
Página de inicio » Internacionales » Nobel de la Paz para el presidente de Colombia, Juan Manuel Santos

Nobel de la Paz para el presidente de Colombia, Juan Manuel Santos

Por Pierre-Henry Deshayaes

Oslo/AFP/PL/dpa

El presidente de Colombia Juan Manuel Santos fue galardonado este viernes con el Nobel de la Paz por encaminar un acuerdo de paz histórico firmado por la guerrilla marxista de las FARC, y rechazado por la población en un plebiscito.

“Esperamos que esto aliente todas las buenas iniciativas y a todos los actores que podrían tener un papel decisivo en el proceso de paz y aportará finalmente la paz a Colombia después de décadas de guerra”, declaró la presidenta del Comité Nobel noruego, Kaci Kullmann Five, al anunciar el ganador.

La Presidencia de la República de Colombia confirmó hoy la concesión del Premio Nobel de la Paz al mandatario Juan Manuel Santos, quien fue informado a primera hora sobre el otorgamiento del galardón.

La casa de Nariño también indicó que Santos hará una declaración a todo el país mediante el Canal Institucional de la televisión pública.

Detalles sobre las razones que tuvo en cuenta la presidenta del Comité Nobel noruego para el reconocimiento a Santos son difundidos con amplitud por los principales medios informativos de esta nación andina.

El presidente de ese Comité, Kaci Kullmann Five, dijo que fue el gobernante colombiano quien tomó la iniciativa para comenzar el proceso de paz en su país con las FARC-EP.

El Jefe de Estado de Colombia es el segundo colombiano que recibe un Nobel, después del novelista Gabriel García Márquez (1982).

El jefe máximo de las FARC, Timoleón Jiménez, “felicitó” este viernes al presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, por el premio Nobel de la Paz y destacó el rol de los países que han acompañado las negociaciones desde hace cerca de cuatro años en La Habana.

“Felicito al presidente Juan Manuel Santos, a garantes Cuba y Noruega, acompañantes Venezuela y Chile sin los cuales sería imposible la Paz”, escribió Jiménez en Twitter.

Antiguos halcones convertidos en palomas, Santos y el comandante en jefe de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), Rodrigo Londoño, alias Timochenko, firmaron el 26 de septiembre un acuerdo histórico para poner fin a un conflicto que duraba desde más de medio siglo.

“Existe un peligro real de que el proceso de paz se interrumpa y de que la guerra civil se reanude”, lo que hace “todavía más urgente el respeto del alto el fuego por las partes, encabezadas por el presidente Santos y el jefe de la guerrilla de las FARC Rodrigo Londoño”, advirtió el comité Nobel.

Nobel de la Paz es para todos

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, agradeció hoy el Premio Nobel de la Paz y dijo que lo comparte “con todos los colombianos”, pero especialmente con las víctimas del conflicto armado y con los negociadores de las FARC.

“Agradezco infinitamente y de todo corazón esta honrosa distinción. La recibo, no a nombre mío, sino a nombre de todos los colombianos, en especial a las millones de víctimas que ha dejado este conflicto que hemos sufrido a lo largo de más de 50 años. Colombianos, este premio es de ustedes”, dijo en una comparecencia televisada.

Santos dijo que se enteró de que fue el ganador del Nobel de la Paz cuando su hijo mayor, Martín, lo despertó en la madrugada para contarle la noticia.

El mandatario, que en noviembre de 2012 inició un proceso de paz con las FARC (Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia), dijo que el Premio Nobel debe servir “para que no haya una sola víctima más, un solo muerto más” y para que los colombianos logren reconciliarse y construir “una paz estable y duradera”.

“Este honroso premio es también un tributo a todas aquellas personas que tanto han contribuido a que estemos a punto de lograr esa paz tan anhelada, a los negociadores de ambas partes, y a tantas otras personas e instituciones que nos han apoyado en este proceso”, expresó.

Según Santos, el Premio Nobel de la Paz representa “un mandato para seguir trabajando sin descanso por la paz de los colombianos”, misión a la que, dijo, dedicará todo su esfuerzo por lo que le resta de vida.

“Gracias a dios, la paz está cerca. La paz es posible. Es la hora de la paz. Juntos, como nación, lograremos construirla. Los invito a todos que unamos nuestras fuerzas, nuestras mentes y nuestros corazones en este gran propósito nacional para que así todos ganemos el más importante premio: la paz de Colombia”, concluyó Santos.

El Gobierno y las FARC terminaron la negociación el pasado 24 de agosto, cuando divulgaron un acuerdo final de 297 páginas.

Dicho acuerdo contiene acuerdos en materia de desarrollo agrario, participación en política de los guerrilleros que se desmovilicen, lucha conjunta contra las drogas, la aplicación de un sistema de justicia transicional y medidas de reparación a las víctimas, entre otros puntos.

El pacto de paz fue firmado el 26 de septiembre en Cartagena de Indias por Santos y el máximo líder de las FARC, Rodrigo Londoño, en presencia de 15 jefes de Estado y el secretario general de las Naciones Unidas, Ban Ki-monn, entre otros invitados especiales.

Sin embargo, el acuerdo de paz está en suspenso desde el domingo pasado, pues no fue refrendado en un plebiscito convocado por el Gobierno.

Desde entonces, el Gobierno y las FARC analizan la situación, al tiempo que Santos convocó a todas las fuerzas políticas, incluido el partido de derecha radical que hizo campaña por el rechazo del acuerdo, para buscar alternativas que permitan implementar el pacto, que busca acabar con 52 años de confrontación armada.

Proceso de paz no está muerto

Contra todo pronóstico, el pueblo colombiano rechazó el acuerdo en un plebiscito el domingo, reclamando entre otras medidas que los guerrilleros desmovilizados no puedan participar en la vida política y que vayan a la cárcel, en lugar de beneficiarse de penas alternativas.

El fracaso del referéndum obligó a Bogotá y a la guerrilla a reanudar sus negociaciones, a las que el comité Nobel da un espaldarazo este viernes con el peso simbólico del premio.

“El hecho de que una mayoría de votantes dijera no al acuerdo de paz no significa necesariamente que el proceso de paz esté muerto”, argumentó.

“El referéndum no era una votación a favor o en contra de la paz”, agregó el comité.

Conforme a la tradición, el Comité no quiso explicar por qué este premio no estaba compartido con las FARC.

El miércoles, después de reunirse con los opositores al acuerdo, entre los cuales su predecesor y exmentor Álvaro Uribe, el presidente Santos estimó que “la paz está cerca y la vamos a alcanzar”.

Cuando fue ministro de Defensa durante la presidencia de Uribe lanzó la mayor ofensiva contra la guerrilla. Pero decidió no obstante seguir la vía de las negociaciones tras ser elegido presidente, hace seis años.

“Seguiré buscando la paz hasta el último minuto de mi mandato porque ese es el camino para dejarles un mejor país a nuestros hijos”, prometió recientemente.

Aunque hace apenas unos días aseguraba no buscar el Nobel, la recompensa fortalece al presidente en su búsqueda de una reconciliación de Colombia, azotada por décadas de violencia de guerrillas, paramilitares y fuerzas estatales que han causado 260.000 muertos, 45.000 desaparecidos y 6,9 millones de desplazados.

El premio, que consiste en una medalla de oro, un diploma y un cheque de ocho millones de coronas suecas (unos 950.00 dólares), le será entregado en Oslo el 10 de diciembre, fecha de aniversario de la muerte de su fundador, el científico e industrial sueco Alfred Nobel (1833-1896).

El año pasado, el Nobel de la Paz fue para el Cuarteto para el Diálogo Nacional Tunecino, actores de la sociedad civil que permitieron salvar la transición democrática en Túnez.

En esta edición, el Comité Nobel noruego había recibido no menos de 376 candidaturas para el premio, un centenar más que el récord anterior (278).

El mundo saluda a la paz

La ONU, mandatarios y personalidades de todo el mundo daban su beneplácito al presidente Santos por el Nobel de la Paz, augurando la finalización del conflicto colombiano.

El proceso de paz con las FARC en Colombia fue “demasiado lejos para retroceder ahora”, dijo este viernes el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, y subrayó que el premio Nobel al presidente Juan Manuel Santos trae “esperanza y aliento”a los colombianos.

Este premio que llega en “un momento crucial (…) trae esperanza y aliento necesarios a la población colombiana”, expresó el jefe de la ONU en un comunicado. Aunque los colombianos hayan rechazado en un plebiscito el acuerdo concluido entre las autoridades y la guerrilla de las FARC, el proceso “fue demasiado lejos para retroceder ahora”, añadió.

El secretario estadounidense de Estado, John Kerry, felicitó este viernes al presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, quien ganó el Nobel de Paz por buscar acabar con una guerra de medio siglo, y anunció que conversará con el expresidente Álvaro Uribe.

“Extiendo mis mejores deseos en nombre de nuestro país al presidente Juan Manuel Santos por ganar el Premio Nobel por sus valientes esfuerzos para tratar de llevar la paz a Colombia”, dijo Kerry a periodistas.

Ver también

México considera plan de inversión en Centroamérica tan importante como acuerdo comercial con Estados Unidos

México / AFP El presidente de México dijo el jueves que su propuesta de un …

A %d blogueros les gusta esto: