web analytics
Página de inicio » Editorial » Nayib no es un delincuente

Nayib no es un delincuente

La broma que algunos jóvenes informáticos le hicieran al Director de la Prensa Gráfica, remedy al jaquearle la página web del matutino, pilule y modificar o inventar una entrevista de él, mantiene a ese medio, y su competencia El Diario de Hoy, en una especie de “cruzada” en contra del alcalde capitalino Nayib Bukele.

Y es que meterse a las archivo informáticos no solo de medios de comunicación, sino que hasta de la CÍA o el Pentágono, era uno de riesgos que el avance tecnológico y el desarrollo del conocimiento informático iban a desatar.

El tema Wikileaks, por citar, es el ejemplo más conocido en el mundo del esmero que los jóvenes informáticos se proponen no solo para jaquear las cuentas, y poner a disposición pública información que debe tener valor para alguien. Wikileaks fue depositaria, por mucho tiempo, de información que otros obtuvieron de forma no autorizada, y que cuando esta la puso al mundo, movió el piso hasta del pentágono, pero el imperio no se cayó, ni mucho menos el mundo.

La Prensa Gráfica, aún, jaqueada, pudo desvanecer, por trayectoria, la falsa entrevista adjudicada por los jaqueadores al director del medio.

Lo ocurrido a la Prensa Gráfica, lo menos para lo que debe servir es para reconocer que los filtros que cada medio pone, no son infalibles a las metas que ocupan el ocio para buscar darle vuelta al mundo de la informática, y hacerle pasar un mal momento a los editores. Pero debe servir, además, para buscar jóvenes con iguales o mejores talentos para poner los candados necesarios.

Y quizá una investigación para conocer quienes habían hecho el daño era necesario, pero convertir el caso para perseguir a un personaje político, solo para terminar con su prometedora vida política no se vale.

Tanto La Prensa Gráfica como el Diario de Hoy, le han dedicado innumerables primeras planas con infografías para hacerle creer a sus lectores, que la cabeza pensante de los peligrosos troles en El Salvador es Nayib Bukele.

Es decir, estos dos periódicos están diciendo a sus lectores que Nayib es un delincuente.

Más dañinas pueden ser las campañas desinformadoras o “cruzadistas” como la que manejan los matutinos en estos momentos.

La Fiscalía General de la República, si bien está obligada a investigar este caso, porque así lo ha solicitado la parte ofendida: La Prensa Gráfica, no debe prestarse a la satanización ni en ser perseguidores de prometedores personajes públicos, porque hasta las investigaciones deben tener un límite.

Lo que a la Fiscalía debería preocuparle es quienes son las cabezas ocultas del crimen organizado, que son capaces de ubicar y atacar a un miembro del Estado Mayor Presidencial.

Ver también

¿Petro y Márquez le harán honor al pensamiento Bolivariano?

El titular de este editorial no debe tomarse en forma literal, pues cuando Simón Bolívar, …

Un Comentario

  1. Yo creo que antes que nada, el Sr. Bukele debería de desmarcarse del asunto. Eso aun no lo ha hecho. Otra cosa, catalogar de «broma» el incidente creo que no es acertado, si le hubiera pasado a este medio estarían en todo su derecho de pedir investigación y que los responsables no puedan seguir «bromeando». Yo lo que veo complicado es que en los peritajes ha salido involucrado el Sr. Bukele y eso viene directamente de la FGR y desvanecerlo no es tan sencillo. Mi humilde opinión es que se presenten pruebas de descargo pues si no tiene ninguna relación con los hackers no debe temer nada, pero si resulta que si tiene participación pues que se haga responsable. Es lo lógico. En todo caso, aún no lo acusan directamente de nada en la FGR. Que lo den por culpable no es de extrañar, lo mismo pasó con Flores y ni siquiera habia llegado a juicio. Así las cosas en nuestro país.