web analytics
Página de inicio » Nacionales » “Han pasado muchos gobiernos y no han respondido a las víctimas”: Magdalena Meléndez
Magdalena Meléndez, sobreviviente de la Guinda de Mayo de 1982.. Foto Diario Co Latino/ Cortesía.

“Han pasado muchos gobiernos y no han respondido a las víctimas”: Magdalena Meléndez

Redacción Nacionales
@DiarioCoLatino

En el marco del aniversario de la Asociación Pro Búsqueda de Niños y Niñas Desaparecidos durante el Conflicto Armado, Magdalena Meléndez rinde su testimonio de sobreviviente y reencontrada con su familia biológica, luego que fuera arrebatada de los brazos de su madre cuando apenas contaba con 6 días de nacida, en la Guinda de Mayo.

Conocida por la población como la “Guinda de Mayo”, este operativo militar realmente se llamó “Domínguez de Pacificación”, que contó con un número de 8 mil efectivos militares, que incluía al batallón Belloso, entrenado en Fort Bragg, base militar de los Estados Unidos, para ejecutar esta acción entre el 30 de mayo al 8 de junio de 1982.

“Quizás no puedo dejar de mencionar, que antes de venir acá, nos topamos con una protesta de los excombatientes y me parece irónico que nosotros continuamos denunciando las violaciones que sufrimos. Y ellos, tienen una ley que los ampara, que el Estado les escucha y nosotros seguimos siendo silenciados”.

“Soy una joven reencontrada, me perdí en la Guinda de Mayo, en Loma Pacha, Chalatenango. Mi madre fue llevada en un helicóptero militar y a mí me subieron a uno de la Cruz Roja, donde se llevaban a los niños y niñas. A la fecha mi mamá sigue desaparecida. Y van a ir muriendo la gente que la conoció y no tengo un retrato de ella ¿Dónde está mi madre?”, preguntó.

El caso de Magdalena Meléndez se suma al de un centenar de casos de niñez desparecida que ingresó a un circuito de adopciones ilegales durante el conflicto armado, y que Eduardo García, director ejecutivo de Pro Búsqueda, ha reiterado que puede investigarse y establecer cientos de paraderos de esos niños y niñas, ahora adultos a los que se le ha negado su verdadera identidad.

“A nosotros nos dicen -pero eso ya pasó- que son casi 40 años y siguen diciendo lo mismo, pues les respondo que esto pasa, porque nunca han hecho una reparación digna, solo nos han revictimizado con las diferentes herramientas que han utilizado para aplacarnos un poco en nuestras demandas”.

“Mi reencuentro fue cuando tenía 13 años, era una niña, tal vez, no tenía la madurez de ahora, porque tengo afectaciones y son generacionales, porque la primera vez que me di cuenta de esos impactos fue al ser madre. De golpe comprendí todo lo que me perdí sin mi madre. Y si bien, es cierto que crecí en las Aldeas S.O.S y se me dio lo necesario, el amor de madre nadie lo pudo compensar, y hablo en nombre de otros reencontrados que esto es un sentimiento mutuo y que por más cariño que te den, el amor de madre nadie lo sustituye”, expresó Meléndez.

Heli Hernández, abogado de Pro Búsqueda, reiteró que la organización fundada por el sacerdote jesuita Jon Cortina, junto a madres y padres cuyos hijos fueron secuestrados por efectivos militares en la Guinda de Mayo, continuarán trabajando con esperanza y compromiso para superar las barreras de impunidad para resarcir con justicia y dignidad a sobrevivientes y familiares de las víctimas.

“En ese anhelo Pro-Búsqueda , junto a otros organismos, develó dos aspectos que no fueron tomados en cuenta en los Acuerdos de Paz: la dignidad de las víctimas y la influencia del poder militar, que alimentó la impunidad e imposibilitaría la transición hacia una sociedad democrática”.

“Este bregar también demostró que era un desafío a los antiguos grupos de poder, como el militar -vinculado a los hechos que hemos denunciado- que tuvo siempre influencia en el poder civil tras el conflicto y que actualmente se confirma con mayor firmeza”, señaló.

Sobre los reencuentros que son procesos de investigación de documentos, toma de testimonios y consulta de diversas fuentes, Eduardo García, director ejecutivo de Pro-Búsqueda, consideró que estas acciones demuestran a las autoridades del Estado, “como poner al centro a la víctima”, al reivindicar su dignidad e investigar sus denuncias.

“Se pueden consultar hemerotecas, archivos desclasificados, orientarse de los testimonios, declaraciones juradas en instancias nacionales o internacionales, que explican en su contenido como ocurrieron los hechos y quienes son los responsables”, sostuvo García.

Pro-Búsqueda ha recibido durante su historial de trabajo 1,022 casos, de los cuales han resuelto 459, con 286 reencontrados, 563 que se encuentran en gestión, 86 ya localizados y 87 localizados fallecidos. El último reencuentro este año es el Gustav Ever y madre biológica, luego de 43 años de separación.

Asimismo, rechazaron la revictimización a la que fueron sometidas los familiares de víctimas y sobrevivientes luego que el partido oficial, Nuevas Ideas, mandara al archivo la propuesta de ley para el Banco Nacional de Perfiles Genéticos, la Ley de Reparación a las Víctimas del Conflicto Armado y la Ley de Reparación para los Jóvenes víctimas de Desaparición Forzada, que buscan resolución de sus casos.

Mientras, al órgano Ejecutivo le exigieron detener los intentos de retornar hacia prácticas del pasado cuando “regía el autoritarismo, la opacidad y la concentración del poder.

Ver también

Christian Guevara de NI reacciona ante la revelaciones de El Faro

Diana Aguilar Samuel Amaya @DiarioCoLatino A raíz de un reportaje periodístico investigativo de parte del …