web analytics
Página de inicio » Nacionales » Cristian desapareció en San Martín, hace 25 días
La familia de Cristian Joel Mejía Quezada, de 28 años, que desaparecido en enero mantiene la esperanza de encontrarlo. Foto Diario Co Latino/Cortesía.

Cristian desapareció en San Martín, hace 25 días

Rosario Rivas
@Diario Co Latino

Cristian Joel Mejía Quezada, de 28 años, pasó a formar parte de la lista de desaparecidos en El Salvador, donde según organizaciones cada día por lo menos se pierden 4 personas.

A diario en las redes sociales aparecen los rostros de los desaparecidos identificados con nombres, lugares donde estuvieron por última vez, como vestían, sin embargo, pese a la denuncia  su ubicación inmediata es difícil para las autoridades y pasan los meses hasta que lamentablemente son encontrados en fosas clandestinas, pozos o basureros, o lo más macabro, desmembrados.

Y es que el gobierno no quiere reconocer el tema de las desapariciones en el país, como una emergencia, por mantener el supuesto éxito del Plan Control Territorial, pero las familias de las víctimas se están encargando de hacer público su dolor a través de las redes sociales, caminatas, vigilias u otra forma.

Cristian fue visto por última vez  en las cercanías del cementerio de San Martín, sobre la calle que conduce a San José Guayabal, el 10 de enero, hace exactamente 25 días, vestía una camisa manga larga a cuadros y un pantalón negro.

La familia  se enteró de su desaparición porque del  trabajo les llamaron que habían perdido la comunicación con él desde el mediodía.

Al transcurrir el tiempo se fueron sumando otros datos como el aparecimiento de la motocicleta en la que se conducía quemada y que el teléfono fue apagado desde esa hora y fecha.

Su familia ha señalado que el joven en el momento de la desaparición trabajaba en un banco como gestor de cobros.

Desde la desaparición los familiares y amigos se han organizado haciendo jornadas de oración y hasta han intentado caminar a CAPRES para ser escuchados en su demanda, pero las autoridades han negado el paso.

Esto pasó según un periódico local cuatro días después de la desaparición cuando “la familia del joven,  en compañía de un grupo de amigos viajaron desde Monte San Juan hasta San Salvador con la intención de manifestarse frente a Casa Presidencial para pedir ayuda al presidente Nayib Bukele; sin embargo, una patrulla de la Unidad de Mantenimiento del Orden, ni siquiera les permitió bajarse de la unidad de transporte, negándoles el derecho a manifestarse”.

Este joven residía en el municipio de Monte San Juan, donde era querido por los vecinos, quienes lo catalogaron como un joven trabajador y tranquilo.

Pero el día de su desaparición, quizás estaba en el lugar equivocado y  todo apunta que fue secuestrado por las pandillas de la  zona, principalmente en el cementerio de San Martín, donde predomina la mara salvatrucha.

Las desapariciones en el país están  a la orden del día y  a raíz del alza de éstas diferentes organizaciones civiles han analizado las causas por las que El salvador debe ratificar los instrumentos internacionales como la Convención Interamericana de Desaparición Forzada de Personas y la Convención Internacional para la protección de todas las personas contra las desapariciones forzadas.

La comisión Interamericana recomendó al Estado salvadoreño que tuviera acciones para prevenir este fenómeno, porque hasta el momento únicamente se habían dado acciones para tratar de reparar un poco o darle seguimiento en el ámbito penal a está problemática, pero el país está falto de mecanismos tanto nacionales como internacionales para la protección de las personas desaparecidas.

Ver también

Monseñor Romero: un hombre de paz

Gloria Silvia Orellana @DiarioCoLatino “En el mensaje de la paz, Monseñor Romero nos deja su …