web analytics
viernes , 20 octubre 2017
Inicio » Suplemento Deportivo » Blanca sonrisa
Blanca sonrisa
Herbert Sosa de Alianza y Leonel Guevara del Dragón tratan de quedarse con el esférico en el encuentro que ganaron los albos 1-0. Foto Diario Co Latino/ Guillermo Martínez.

Blanca sonrisa

Santiago Leiva
@DiarioCoLatino

No hay mal que dure cien años ni cuerpo que los resista. Alianza, pharmacy que no ganaba desde la primera jornada, store mostró ayer una sonrisa amplia como catedral al imponerse 1-0 al Dragón de San Miguel. Los paquidermos no encontraban la paz desde el 16 de enero que le metieron 3-0 en su debut a la UES.

La sequía, sin embargo, terminó antes que llegara la primer tormenta de mayo y, paradójicamente, ese oasis lo brindó un equipo que escupe fuego. No pudo el Dragón incendiar la capital y debió volver a San Miguel asfixiado por su propio humo.

El cuadro blanco aún está muy debajo de sus expectativas e, incluso, perdió al técnico que lo sacó campeón el torneo anterior, pero puede ser este el triunfo que le saque del atolladero y le dé el impulso que buscaba. Los mitológicos, por su parte, aún están en zona de confort, pero han perdido peso y puntos en los últimos tres partidos y, poco a poco, se van rezagando. Ayer los migueleños no fueron menos que Alianza, pero les faltó puntería y fortuna, y acabaron cargando con la derrota. Hasta en dos ocasiones estrellaron balones en los postes y, luego, en la etapa complementaria también se les esfumó una ocasión clara para llegar al empate.

Santa Tecla y Fas empataron sin goles en el Estadio Las Delicias. Foto Diario Co Latino/ Josué Parada.

Santa Tecla y Fas empataron sin goles en el Estadio Las Delicias. Foto Diario Co Latino/ Josué Parada.

Alianza también generó algunas llegadas, pero a la única que pudo sacarle petróleo llegó al ´19, después de un centro de Danny Torres que José Manuel Iglesia emboquilló y dejó para el retrato al meta Manuel González. Bastó esa anotación del volante paquidermo para que los graderíos de Estadio Cuscatlán explotaran de felicidad. Una felicidad que alcanza, al menos, para una semana.

Quien no pudo festejar fue la hinchada del Santa Tecla. El cuadro perico permitió que el FAS les rasguñara un punto en Las Delicias y, aunque se mantiene en la tercera posición, deberá lamentar que Juventud Independiente (Firpo) y Águila se le alejaron en la punta de la tabla.

El empate a cero tiene como único premio de consuelo para los hombres de Osvaldo Escudero el hecho de que no perdieron y que, pese a jugar con un elemento menos casi todo el segundo tiempo, siempre llevaron la manija del partido y pusieron a FAS contra las cuerdas.

Los primeros 15 minutos fueron de puro estudio y no hubo un dominador claro, pero, después del cuarto de hora, Santa Tecla, con un equipo plagado de volantes de corte mixta, logró imponerse en el medio terreno. Sin embargo, no consiguió desarmar la zona defensiva de los tigrillos y, sobre todo, vencer a un lúcido Nicolás Pacheco que rechazó todo.

Dos veces tuvo que intervenir para evitar la caída de su cabaña al ´17 y, luego, al ´20, tapó un misil de Juan Barahona. Salió oportuno también en el ´23 para robarle una gran ocasión a Kevin Ayala.

Por el lado de los asociados, el quehacer ofensivo descansaba mayormente en la iniciativa de Mauricio “el Café” Mendoza y los arribos de Alex Larín. Fue precisamente una combinación entre estas dos figuras la que estuvo apunto de inaugurar el marcador pasada la media hora.

Mendoza le sirvió una gran asistencia al “Cacho”, pero el seleccionado nacional intentó lucirse más de la cuenta y acabó rematando desviado en la que sería, al final, la mejor oportunidad para los santanecos.

Y si Larín perdonó por FAS en la primera parte, Léster Blanco, que se reportó en el inicio del complemento, desperdició para el Santa Tecla en la misma portería una jugada calcada. Eso ocurrió al ´49, solo cuatro minutos antes de que el portero tecleño Joel Almeida fuera expulsado por reclamos al árbitro.

Para darle entrada a su portero suplente, Escudero tuvo que renunciar a un atacante, pero, curiosamente, con un hombre menos los tecleños arrinconaron a FAS en su propia portería y probaron una y otra vez a marco, pero no pudieron vencer a un inspirado Pacheco. Al final, entre los tecleños hubo una mezcla de tristeza, pero también conformidad por cómo lograron, al menos, salir empatados.

A %d blogueros les gusta esto: