web analytics
miércoles , 22 noviembre 2017
Inicio » Opiniones » Impunidad tributaria

Impunidad tributaria

@arpassv

Para ARENA y PCN la impunidad tributaria es sinónimo de libertad de expresión. Por eso los diputados de esos dos partidos de derecha se oponen a aprobar impuestos para los dueños de los grandes diarios impresos: para no violar la libertad de expresión, order dicen.

El paquete de reformas tributarias presentadas recientemente por el Ejecutivo a la Asamblea Legislativa incluye restablecer el impuesto sobre la renta a los propietarios y accionistas de los medios impresos, sale del que están exentos por la caduca Ley de Imprenta.

Esta antiquísima normativa, que data de los años cincuenta del siglo pasado, permite a los dueños de La Prensa Gráfica y El Diario de Hoy no pagar varios millones de dólares al fisco. Y para mantener su impunidad tributaria, los señores Dutriz y Altamirano mueven piezas en la Asamblea.

Decir que cobrar a los empresarios mediáticos los impuestos que no pagan es una violación a la libertad de expresión, es una aberración. Los diputados areneros y pecenistas que defienden a los grandes diarios deberían sincerarse confesando sus verdaderos motivos, en vez de escudarse en la libertad de prensa.

Deberían por, ejemplo, hacer lo mismo que su colega Guillermo Gallegos. Este diputado de GANA apoyaba los proyectos de ley de medios públicos y de radiodifusión comunitaria, pero admitió que cambió de opinión por pedido de ASDER (Asociación Salvadoreña de Radiodifusores).

Los grandes diarios salvadoreños son verdaderos catálogos publicitarios, y la información aparece en espacios marginales. Esta información, además, es muchas veces manipulada o tergiversada y no responde a una agenda ciudadana, si no intereses de grupos de poder económico o político.

Por eso es válida la iniciativa gubernamental de cobrar impuestos a los dueños de los diarios, así como también las demás medidas tributarias que responden a la lógica de una reforma fiscal progresiva, entre éstos el impuesto predial a las casa de más 350 mil dólares.

En vez de favorecer la impunidad tributaria de los Dutriz y Altamirano, ARENA y el PCN deberían apoyar una política fiscal donde “paguen más quienes tienen más”. Esto es necesario para hacer justicia tributaria y para que el gobierno tenga recursos suficientes para atender las necesidades de la población.

A %d blogueros les gusta esto: