web analytics
domingo , 24 septiembre 2017
Inicio » Nacionales » Agricultores podrán conocer si fuentes de agua están contaminadas

Agricultores podrán conocer si fuentes de agua están contaminadas

@AlmaCoLatino

A pocos días de haber iniciado el 2017, el laboratorio de Química Agrícola del Centro Nacional de Tecnología Agropecuaria y Forestal “Enrique Álvarez Córdova” (CENTA) se prepara para ofrecer y ampliar su oferta de servicios de análisis químicos al sector agropecuario e industrial, especialmente a investigadores y usuarios de la institución.

La ampliación de esta nueva oferta se da mediante los dos nuevos espectrofotómetros de absorción atómica con horno de grafito y generador de hidruros, recientemente adquiridos, y para lo cual se está capacitando al personal técnico en el uso y aplicaciones de estas nuevas herramientas.

La jefa del laboratorio, Grecia de Chávez, dijo que con estos nuevos equipos se podrá determinar trazas de metales pesados como mercurio, arsénico, plomo, cromo, níquel, entre otros; es decir, cuantificar el contenido de estos elementos en las muestras que se analizarán, entre las que destacan: frutos, hortalizas, granos básicos, material vegetativo, abonos orgánicos, residuos o efluentes de plantas industriales.

“Se realizarán las determinaciones de elementos como calcio, magnesio, sodio, potasio, hierro, cobre, manganeso y zinc, que ya se realizaban en el laboratorio con los equipos existentes, con lo que se amplía el servicio de calidad a la población demandante”, agregó la jefa del laboratorio.

Estos nuevos servicios que ofrecerá el laboratorio del CENTA son de utilidad para los agricultores que deseen conocer si las fuentes de agua que utilizarán para riego en sus cultivos están contaminadas con metales pesados.

Asimismo, los productores o procesadores de alimentos para humanos o animales que necesiten determinar la existencia de metales pesados en sus materias primas o en sus productos elaborados.

La adquisición e instalación de estos dos nuevos espectrofotómetros tiene un costo aproximado de 195 mil dólares provenientes de fondos de los proyectos “Apoyo a la Agricultura Familiar” y “Desarrollo Tecnológico y Fortalecimiento de la base productiva y Agroindustrial para la Cacaocultura con enfoque agroecológico en El Salvador”, financiados con fondos del Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE) y por el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA por sus siglas en inglés).

A %d blogueros les gusta esto: