web analytics
miércoles , 18 octubre 2017
Inicio » Internacionales » La corrupción y la pobreza son inceptables, dice nuevo cardenal panameño

La corrupción y la pobreza son inceptables, dice nuevo cardenal panameño

Ciudad de Panamá/AFP

El cardenal panameño, buy viagra José Luis Lacunza, viagra manifestó este domingo ante miles de fieles que asistieron a su primera misa como purpurado que la corrupción y la pobreza son “humana y cristianamente inaceptables”.

“Es un gesto antisolidario todo lo que implique corrupción, mal uso de los bienes del Estado, fraude fiscal, todo eso es una manera indirecta de robar a los pobres”, afirmó Lacunza, durante su homilía.

Según Lacunza, cuando hay corrupción o se malversan fondos públicos del Estado hay menos dinero disponible para políticas públicas para los menos favorecidos.

“Por eso, la corrupción, el fraude y la malversación es un robo inaceptable a los pobres y ser solidarios con los pobres tiene que llevarnos a usar los bienes estatales de la mejor manera posible”, añadió Lacunza.

Nacido en Pamplona (España) en 1944, Lacunza fue creado cardenal el pasado 14 de febrero por el papa Francisco, lo que le convirtió en el primer cardenal de Panamá.

Todos los primeros domingos de cuaresma decenas de miles de personas peregrinan al Cristo de Atalaya, una localidad 300 Km al suroeste de Panamá.

Este domingo Lacunza presidió los actos religiosos, en lo que fue su primera misa como cardenal, y a la que acudió también el presidente panameño, Juan Carlos Varela.

Las declaraciones de Lacunza se producen en un momento donde varios exfuncionarios del gobierno anterior de Ricardo Martinelli, están presos o enfrentan procesos judiciales por presunta corrupción y enriquecimiento ilícito, en casos donde el propio exmandatario es señalado.

Lacunza, agustino recoleto obispo en la Diócesis de David, donde ha trabajado con pueblos indígenas e impulsado diversas mesas de diálogo en diferentes conflictos sociales, también fustigó la pobreza durante la homilía.

“No es humanamente y cristianamente aceptable que haya todavía entre nosotros un 20 o 30 por ciento de panameños y panameñas que viven en condiciones de pobreza”, dijo Lacunza.

Según el cardenal “clama al cielo” que habiendo en Panamá “recursos más que de sobra para que todos vivamos con toda la dignidad” haya personas sin acceso al agua, una “sanidad digna”, una educación de calidad o sean pobres.

Panamá tiene un canal interoceánico por donde pasa el 5% del comercio y uno de los mayores crecimientos económicos promedio de la última década en América Latina.
Sin embargo, uno de cada cuatro panameños es pobre y no accede a los servicios básicos, en un país con uno de los peores índices de distribución de  la riqueza de la región.

A %d blogueros les gusta esto: