web analytics
viernes , 20 octubre 2017
Inicio » Internacionales » EE.UU. debe reorientar asistencia a una eventual Colombia en paz

EE.UU. debe reorientar asistencia a una eventual Colombia en paz

Por Ramon Sahmkov
Washington/AFP

Estados Unidos debe mantener su compromiso con una Colombia que alcance la paz, doctor pero abandonando el énfasis militar y redirigiendo recursos a fortalecer el tejido institucional y social del país, help indicaron políticos y expertos.

“El gobierno de Estados Unidos ayudó a pagar la guerra, ahora debería ayudar a pagar la paz”, señaló Adam Isacson, analista en seguridad para el Washington Office on Latin America (WOLA), un centro de estudios.

El rol de Estados Unidos en Colombia, a donde destina una ayuda militar millonaria, fue revisado por políticos y expertos en Washington en vista del proceso de paz que llevan a cabo en La Habana el gobierno colombiano y la guerrilla comunista FARC.

Para el presidente del Senado colombiano, Juan Fernando Cristo, Estados Unidos ha sido un “aliado estratégico exitoso” en la lucha armada contra los grupos irregulares, pero la posibilidad de la paz abre camino a los cambios.

Colombia es el principal aliado de Estados Unidos en América del Sur. Desde 2000 la Casa Blanca ha aportado al país más de 8.000 millones de dólares de ayuda a través del Plan Colombia contra el narcotráfico y las guerrillas.

“Financiando a los militares no es la manera para apoyar una sociedad post conflicto”, señaló Isacson, según un comunicado de WOLA.

“Lo que necesitas es ayudar a reintegrar a los excombatientes, proveer para millones de víctimas y ayudar en los ambiciosos planes de Colombia para hacer de su campo un lugar más justo”, agregó.

“Plan Colombia 2”

Cristo, del oficialista Partido Liberal, propuso redirigir la inversión en el fortalecimiento del estado de derecho en las zonas del conflicto, y en las tareas de reparación de víctimas, restitución de tierras y sustitución de los cultivos ilegales como la coca.

“Debe haber un Plan Colombia 2, un Plan Colombia para las víctimas en ese conflicto”, afirmó.

Por su parte, el congresista opositor Iván Cepeda, rechazó de plano una nueva fase de ese plan e hizo un llamado a “que quede atrás la página de la cooperación militar”.

“Ni pensar, en una situación de posguerra, en la intervención de agencias de seguridad e inteligencia en Colombia”, dijo Cepeda, en relación a la colaboración militar secreta que la CIA habría prestado para localizar a líderes guerrilleros, como reveló el diario The Washington Post.

En cambio, Cepeda pidió a Estados Unidos una “ayuda social y política” para “construir una institucionalidad” en los territorios afectados por años de enfrentamientos entre militares y guerrilleros.

Ello significará lograr un equilibrio de poder entre los civiles y los uniformados, fortalecer los consejos municipales y los comités de reconciliación, y tener presencia de los órganos de justicia e investigación, dijo el congresista.

“Flexibilidad” de EEUU

Estados Unidos no es parte del proceso de paz pero ha dado su apoyo a las negociaciones, que actualmente se centran en el tratamiento de las drogas, un tema muy sensible para Washington.

Además de la asistencia militar, Estados Unidos apoya los programas de fumigación de cultivos de cocaína y ha solicitado la extradición de líderes guerrilleros.

Pero Washington debe mostrar “flexibilidad” en esos asuntos para facilitar un acuerdo satisfactorio, dijo el profesor constitucionalista colombiano, Rodrigo Uprimny.

Al mismo tiempo, señaló Uprimny, el gobierno estadounidense debe enviar un “mensaje de dureza” respecto a las denuncias de violaciones de derechos humanos de las fuerzas armadas colombianas y sus vínculos con paramilitares.

Pero Ruminy se adelanta y plantea una reconsideración completa de la visión de Estados Unidos sobre Colombia más allá de país en conflicto o productor de cocaína.

¿Por qué sería eso interesante para Estados Unidos?, se preguntó.

“Porque una Colombia en paz con un estado de derecho fortalecido es un gran elemento de seguridad regional que favorece en el largo plazo una relación más armónica con Estados Unidos”, dijo.

A %d blogueros les gusta esto: