Página de inicio » Nacionales » Colectivos religiosos piden ratificar derechos humanos al agua y alimentación adecuada

Colectivos religiosos piden ratificar derechos humanos al agua y alimentación adecuada

Gloria Silvia Orellana
@DiarioCoLatino

“Que pena, que vergüenza que nuestra Constitución niegue el derecho humano al agua y el derecho humano a la alimentación adecuada. Esperemos que esto sea de inmediato corregido y sanado”, dijo el Arzobispo de San Salvador, Monseñor José Luis Escobar Alas, en la petición de la reforma constitucional sobre estos dos derechos.

El Colectivo Socio Ambiental “Cuidemos la Casa de Todos” y la Red Eclesial Ecológica Mesoamericana demandaron a la actual legislatura (2021-2024) la ratificaciones constitucionales de los derechos humanos al agua y la alimentación adecuada. En el marco del cambio de legislatura para el próximo 2024.

“Esto no tendríamos que estar haciéndolo, ya debería estar plasmado en la Constitución -como todos sabemos- la Carta Magna no debe estarse tocando continuamente, pero aquí tristemente la Constitución se ha manipulado y se ha hecho a conveniencia”, afirmó.

“Y son tantas las reformas y cambios a la Constitución totalmente, que hemos tenido nuevas constituciones pero en ninguna está el derecho humano al agua y saneamiento y una alimentación adecuada que hace el bien de todos”, acotó el Prelado Católico.

La petición de ambos colectivos se enmarca en la reiterada petición de los Sistemas de Naciones Unidas (ONU), cuyos relatores especiales, han destacado la inaccesibilidad al derecho al agua de toda la población en el país.

Sumado a otros datos resaltados por la ONU (2023), que indican que el 80% del territorio salvadoreño se encuentra en una situación de estrés hídrico y, que más del 60% del agua disponible está contaminada. Que concuerdan con los hallazgos de una encuesta del IUDOP, que registró que el 80 de cada 100 salvadoreños perciben que existe una crisis hídrica en El Salvador .

El llamado público del Colectivo Socio Ambiental “Cuidemos la Casa de Todos” y la Red Eclesial Ecológica Mesoamericana, es una pronta ratificación de estos derechos, alegó Monseñor Escobar Alas, al comentar que el derecho humano al agua, un 96.6% de los consultados ha dicho estar a favor de la ratificación de este derecho. Y que si bien hay 3.4 % que afirmó que no, señaló que podría deberse a otro tipo de intereses particulares.

“Nosotros estamos aquí por el interés común, y lo que queremos es simple, hacemos un llamado a los señores diputados a la ratificación constitucional del derecho humano al agua y su saneamiento así como también el derecho humano a la alimentación adecuada. Esto debería estar en la Constitución, y no estamos pidiendo nada que sea una concesión, favor o algo que va más allá de lo que debería”, observó.

“Si no lo ratifican -como lo han hecho legislaturas pasadas- siempre el pueblo tiene el derecho eso es así. Sólo que es una pena que la Constitución se lo niegue, porque la Carta Magna está para garantizar los derechos fundamentales y si se lo niega, entonces, ¿Qué clase de Constitución tenemos?”, reiteró Monseñor Escobar.

El Jefe de la Grey Católica cuestionó que la participación de la población se vea limitada en temas de nación y que la representación de la democracia esté vinculada únicamente. a los partidos políticos, sin espacios para la ciudadanía.

“Lo que el artículo (72) -me están diciendo- es que tenemos una democracia muy débil, en donde se le niega al pueblo participar y todo lo hacen los partidos políticos. Ojalá cambien ese artículo- que es nefasto, porque ya dije que la filosofía de toda Constitución política es garantizar los derechos a las personas y no quitársela”, indicó.

“Y en esas condiciones se aprueba (por una legislatura) pero después, la otra ya no la ratifica. Que pena, pero esta es la historia de este país. Entonces, les pedimos que cambien la historia y ojalá escuchen al pueblo y les respeten y que piensen en ponerle agua a los hogares de todas las personas, porque lo triste es que en el país los más afectados son siempre los pobres”, subrayó Monseñor Escobar.

El proceso de aprobación, pero sin ratificación por parte de las legislaturas, explicó, Elmer Campos, de REMAM, es que la primera petición de reforma constitucional fue el año 2008, impulsada por diversas organizaciones sociales y ambientalistas, en la última sesión plenaria para el período 2009-2012, que si bien se aprobó en sesión plenaria con 83 votos. El proceso de ratificación no se concretó para el período 2012-2015, pese a las 92 mil cartas ciudadanas exigiendo su ratificación.

Posterior, el segundo proceso de aprobación sin ratificar, llega en el período 2012 a 2015, en donde se aprobó una nueva reforma con “diferente redacción”, pero para el período 2015-2018 , los diputados vuelven a negarse a aprobar nuevamente la ratificación de las reformas constitucionales. “Este tercer proceso de aprobación que está pendiente de ratificación es en la legislatura de 2018-2021 , que dio 78 votos (octubre 2020), la reforma a los artículos 2 y 69 de la Constitución de la república, para reconocer el derecho humano al agua y su saneamiento (2020) y con 57 votos se aprobó la reforma al derecho a la Alimentación Adecuada (2021)”, detalló.

“Y es el actual período legislativo (2021-2024), es quien tiene la responsabilidad de ratificar las reformas constitucionales sobre el derecho humano al agua y alimentación. De no hacerlo sería la tercera vez que ambos derechos son negados al pueblo salvadoreño”, reafirmó Campos.

Mientras, Monseñor Elías Samuel Bolaños, presidente de la Red Eclesial Ecológica Mesoamericana (El Salvador), señaló que los primeros pasos serán de acercamiento con las y los legisladores sobre la importancia de ratificar estas reformas constitucionales. “En primer lugar, habrá que comenzar un cabildeo más directo y personal con los equipos de los parlamentarios de la Asamblea Legislativa, para hacer ver la importancia y trascendencia que esta petición tiene y que estamos presentando y luego, a esto personalmente nos acercaremos a los diputados”, expresó.

“Nuestra petición es que le dé mejor atención al pueblo con un elemento vital para su vida y, por tanto, debe estar plasmado en la Constitución. Y si bien, la Ley General de Recursos Hídricos dice claramente que el agua es un derecho humano, pero es una ley secundaria que no se pone en práctica. Lo que queremos es que esté en la Constitución, queremos ese reconocimiento”, puntualizó Monseñor Bolaños.

Ver también

SIMEDUCO reprueba gestión del MINED durante la emergencia por lluvias

Redacción YSUCA El Ministerio de Educación Ciencia y Tecnología anunció el miércoles 19 de junio …