web analytics
lunes , 11 diciembre 2017
Inicio » Internacionales » Presidencia colombiana se decidirá en segunda vuelta
Presidencia colombiana se decidirá en segunda vuelta

Presidencia colombiana se decidirá en segunda vuelta

Por Anubis Galardy
Bogotá/PL

Empate técnico es el resultado de la primera ronda de los comicios presidenciales entre el candidato del Centro Democrático, remedy Oscar Ivan Zuluaga, y el presidente colombiano Juan Manuel Santos, que los llevará a una segunda vuelta.

Ni uno ni otro lograron acumular en las elecciones del domingo la mitad más uno requerida sobre el total de los 12 millones 851 mil 650 votos válidos registrados, lo cual les deja ante sí tres semanas clave para desarrollar las estrategias en pos de un desempate definitivo el próximo 15 de junio.

En su última fase, las campañas por las presidenciales 2014-2018 entraron en una etapa oscura de confrontaciones personales entre los candidatos.

Pero, sobre todo, enrarecida por el hackeo de los correos electrónicos de los miembros del proceso de paz entre el Gobierno y la guerrilla de las FARC-EP en la mesa de diálogos instalada en La Habana, Cuba.

Las infiltraciones, realizadas por el pirata cibernético colombiano Andrés Sepúlveda, pusieron al descubierto, a la par, los vínculos de este con el candidato a la presidencia por el partido Centro Democrático, Oscar Ivan Zuluaga, cuya campaña presidencial manejaba el hacker en las redes sociales.

Como contrataque y a manera de cortina de humo, el exmandatario Alvaro Uribe, senador (electo) por el Partido Centro Democrático en las pasadas legislativas de marzo, aseguró a periodistas, el 8 de mayo, que Santos utilizó dinero del narcotráfico para saldar deudas de su anterior campaña de 2010, aunque se abstuvo de presentar pruebas al respecto.

Todo esto unido a la falta de gestiones electorales idóneas que privaron a los colombianos de un conocimiento detallado y profundo de las propuestas y programas de los candidatos, inmersos en un laberinto de acusaciones mutuas.

A resultas de eso, según analistas, el nivel de abstencionismo subió a un 60 por ciento, el más alto reportado hasta hora en los comicios en Colombia, unido al ascenso del seis por ciento del voto en blanco, “algo nunca visto en otras presidenciales”, según la revista Semana.

De momento, hay ciertas líneas definidas con respecto a la segunda vuelta. Por ejemplo, el columnista Antonio Caballero asegura que votará por Santos.

Quien ha liderado la campaña del Centro Democrático no es Zuluaga sino Uribe, sostiene, y su candidato se ha comprometido a continuar los programas de su mentor, cuyo gobierno (2002-2010) fue peligroso en su primera etapa, desaforado en corrupción y violencia en la segunda.

En la tercera, señaló aludiendo a la candidatura de Zuluaga (a quien cobija), además de dedicarse a cobrar deudas empezaría rompiendo las conversaciones de La Habana”.

“Lo que nos jugamos hoy no es cualquier cosa, apunta por su parte la escritora y periodista Piedad Bonnet: lo que está repuntando en Colombia, con una fuerza que nadie creía posible, es una derecha amenazante, sin escrúpulos, capaz de las peores alianzas”.

“Una derecha revanchista, agrega, dispuesta a todo con tal de no permitir que se pacte la paz”,

En cambio, “el proyecto de paz, ya tan avanzado, de Santos, es lo que a mi me inclina a darle el voto”.

En su cuenta de twitter, la líder de izquierda Piedad Córdoba escribió: en la segunda vuelta (de las presidenciales), los abstencionistas más los votantes actuales que quieren la paz, serán cruciales en los resultados”.

Mientras, el senador y presidente del Congreso, Juan Fernando Cristo, señaló: siempre estuvo claro que habría segunda vuelta en los comicios, con acuerdos y alianzas.

En su discurso la víspera, Santos convocó a los candidatos Clara López, Enrique Peñalosa y Marta Lucía Ramírez, a unirse a su cruzada por la paz y la esperanza. Ustedes han hecho propuestas justas, de largo alcance, que podemos llevar adelante juntos, dijo.

A %d blogueros les gusta esto: