web analytics
martes , 21 noviembre 2017
Inicio » Internacionales » Política e inmigración se cuelan en SuperBowl a través de publicidad

Política e inmigración se cuelan en SuperBowl a través de publicidad

Houston/AFP

Varias marcas, entre ellas la plataforma de alquiler Airbnb, dieron este domingo un giro político al SuperBowl al emitir anuncios que hacen mención al tema migratorio en Estados Unidos, en medio de la tormenta por el decreto antiinmigración de Donald Trump.

En general, la política no tiene protagonismo durante la emisión del Superbowl, dado que los intereses financieros son más importantes en un evento que, en 2016, reunió a más de 111,9 millones de telespectadores.

Pero este domingo la historia fue diferente. Una serie de anuncios puso sobre la mesa temas políticos que dividen a la sociedad estadounidense.

La plataforma de alquiler Airbnb sorprendió al difundir una publicidad en la que preconiza la tolerancia de todos los orígenes y religiones, una respuesta evidente al decreto antiinmigración firmado hace diez días por Trump.

#WeAccept

“Pensamos que seas quien seas, vengas de donde vengas, ames a quien ames, o creas en quien creas, todos tenemos nuestro lugar, cuanto más aceptás, más lindo es el mundo” es el mensaje que emitió la empresa con su anuncio que incluyó imágenes de personas de múltiples orígenes.

Junto con la publicidad, la plataforma lanzó el hashtag #WeAccept.

Y por si acaso el gobierno de Trump no se diera por enterado del mensaje, minutos después de emitir la publicidad en la cadena Fox, el director general de Airbnb, Brian Chesky, tuiteó: “Vamos a entregar 4 millones de dólares en cuatro años al International Rescue Committee (IRC)”, una ONG que ayuda a los refugiados en el mundo “para satisfacer las necesidades de las poblaciones desplazadas en el mundo”.

A diferencia de la mayoría de los otros anunciantes del SuperBowl, Airbnb no había dado detalles del contenido de su publicidad, lo que acentuó el efecto sorpresa del anuncio durante su difusión.

Con esta publicidad, Airbnb le robó protagonismo al anuncio que dio el primer giro político al Superbowl. Se trata de la publicidad emitida por la marca de cerveza más popular en Estados Unidos, Budweiser.

La empresa usó su espacio publicitario en el SuperBowl para emitir un anuncio en el que se evocaba el trayecto migratorio de su fundador alemán, Adolphus Busch, a Estados Unidos.

Al ser cuestionado sobre su anuncio, el fabricante de cerveza aseguró que había sido creado previo a la asunción de Trump.

En el caso de Airbnb, la publicidad emitida sigue la línea de los dirigentes de la empresa, quienes criticaron públicamente el decreto migratorio de Trump, que prohibe la entrada a Estados Unidos a los ciudadanos de Irán, Irak, Libia, Somalia, Sudán, Siria y Yemen durante 90 días.

Pared infranqueable

El otro golpe fuerte de la noche fue el anuncio de la empresa especialista en materiales de construcción 84 Lumber. En el spot se ve a una mujer y su hija intentando cruzar clandestinamente lo que parece ser la frontera entre México y Estados Unidos.

La publicidad, difundida por el canal Fox, muestra sólo la primera parte del viaje e invita a los telespectadores a acceder al sitio web de 84 Lumber para ver el resto.

La publicidad completa muestra a las dos migrantes toparse con una pared infranqueable, lo que recuerda al famoso muro que quiere construir Trump. Finalmente, las mujeres encuentran una puerta que logran abrir y enseguida aparece un mensaje: “la voluntad de éxito siempre es bienvenida”.

Se trata de la segunda versión del comercial, dado que la primera había sido rechazada por Fox ante el temor de que generara polémica. De todas formas, al presentar el spot se aclara que incluye contenido que puede “prestarse a controversia”.

En la misma línea, la agencia de viajes en línea Expedia mostró a una mujer que recorre el mundo para salvar a los migrantes y ayudar a las poblaciones que lo necesitan.

Este anuncio ya había sido difundido en Estados Unidos el día de la ceremonia de investidura de Trump, el pasado 20 de enero.

Estos comerciales fueron en su mayoría bien recibidos en las redes sociales, aunque también recibieron algunas críticas.

El Superbowl, el evento tradicionalmente de mayor audiencia televisiva en Estados Unidos, se realiza este año en una atmósfera de fuerte polarización respecto del presidente Trump.

A %d blogueros les gusta esto: