web analytics
lunes , 11 diciembre 2017
Inicio » Internacionales » Congreso de Estados Unidos aprueba recursos pero Obama anuncia acción unilateral ante crisis fronteriza

Congreso de Estados Unidos aprueba recursos pero Obama anuncia acción unilateral ante crisis fronteriza

Por Ramon Sahmkov
Washington/AFP

El Congreso estadounidense aprobó el viernes recursos para atender la oleada de miles de niños que cruzaron solos e ilegalmente la frontera, sovaldi mientras el presidente Barack Obama anunció que actuará de manera unilateral para solucionar la crisis.

La medida, sales aprobada en la cámara baja dominada por los republicanos con 223 votos contra 189, cheap destinaría 694 millones de dólares para aumentar la capacidad de acomodar y deportar a los menores indocumentados.

Pero el monto es apenas una fracción de los 3.700 millones de dólares que Obama solicitó al Congreso para atender la emergencia y el mandatario ya había amenazado con vetar la iniciativa republicana.

El proyecto tampoco es aceptado por los demócratas en el Senado, un paso requerido para convertirse en ley.

“El presidente debe tomar el liderazgo y mitigar la crisis, revirtiendo la ola de inmigrantes ilegales y haciendo cumplir las leyes”, advirtió el presidente de la comisión de Adjudicaciones de la Cámara, Hal Rogers.

“Pero mientras tanto, sin embargo, este proyecto ayudará a nuestros funcionarios y agencias federales en esta difícil situación en el corto plazo”, añadió.

La medida destinaría recursos para añadir nuevos guardias fronterizos, funcionarios y jueces de inmigración, ampliar la capacidad de los albergues de detención de los inmigrantes indocumentados y ayudar a sus países de origen a recibirlos de vuelta.

Además incluiría una enmienda a la ley de 2008 contra el tráfico de niños, de modo que los menores de países no fronterizos con Estados Unidos puedan ser deportados rápidamente, como se realiza con aquellos que provienen de México.

Desde octubre, más de 57.000 niños han cruzado ilegalmente a Estados Unidos sin compañía de adultos, lo que representa el doble del número de menores detenidos en la frontera en todo el año 2012 y casi 50% más que en 2013.

La masiva oleada de menores, que principalmente provienen de Guatemala, Honduras y El Salvador, ha desbordado a las autoridades y ha agotado los recursos del gobierno federal.

“Nos quedamos sin dinero”

In extremis, el voto en la Cámara ocurrió en la noche de la última jornada de sesiones, poco antes que los congresistas regresen a sus estados para cinco semanas de vacaciones legislativas.

Unas horas antes Obama había anunciado que reorientará recursos para poder atender la oleada migratoria ante la inacción del Congreso.

“Tendré que actuar solo porque no tenemos suficientes recursos”, dijo el mandatario.

“Nos quedamos sin dinero”, agregó.

Obama reiteró que el gobierno requiere con urgencia recursos adicionales para cumplir las “funciones más básicas” en la frontera, desbordada por la reciente marea migratoria.

El secretario de Seguridad Interna, Jeh Johnson, dijo la semana pasada que la agencia de inmigración se quedará sin dinero en agosto, mientras que la Guardia Fronteriza podría seguir funcionando solo hasta septiembre.

Obama había pedido hace tres semanas al Congreso aprobar 3.700 millones de dólares para aumentar la seguridad fronteriza y contratar jueces de inmigración adicionales.

Pero el jueves, un paquete de 2.700 millones de dólares propuesto por los demócratas en el Senado, que ya abandonó Washington por vacaciones, fracasó en su votación.

“Dicen que necesitamos más recursos y que tenemos que reforzar la seguridad en las áreas donde cruzan los niños. Estamos de acuerdo. Pero luego no pueden aprobar el proyecto”, reprochó el mandatario.

La Cámara de Representantes también aprobó el viernes, con 216 votos contra 192, una medida separada para detener el programa de Acción Diferida (DACA), que protege de las deportaciones a los llamados “dreamers”, jóvenes traídos ilegalmente a Estados Unidos desde chicos y que esperan obtener sus papeles en un país al que consideran como suyo.

La Casa Blanca dijo en un comunicado que ese proyecto derivaría en la deportación de cientos de miles de esos jóvenes, a quienes describió como “estadounidenses en todo aspecto menos en los papeles”.

La coalición proinmigrante FIRM señaló que la decisión de los republicanos “quizás tranquiliza a su base de extrema derecha”, pero advirtió que “quedará por años grabada en la memoria colectiva de los votantes latinos y los inmigrantes”.

A %d blogueros les gusta esto: