web analytics
jueves , 23 noviembre 2017
Inicio » Internacionales » Celac insta a avanzar en integración y complementariedad de las economías
Celac insta a avanzar en integración y complementariedad de las economías

Celac insta a avanzar en integración y complementariedad de las economías

Santo Domingo/PL/AFP

La V Cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) concluyó anoche con una declaración final, otros 20 documentos y el traspaso de la presidencia pro témpore a El Salvador.

La reunión emitió una declaración final que insta a avanzar en la integración y complementariedad de las economías de la región y recoge medidas que van desde la paz regional hasta la seguridad alimentaria.

Incluye además el desarrollo urbano sostenible y el cambio climático, aboga por propiciar mecanismos que aumenten el comercio interregional y extra regional y se pronuncia por enfrentar el proteccionismo que limita el desarrollo económico.

El texto rechazó el racismo y discriminación contra los migrantes, abogó por promover una emigración ordenada, regular y segura y reafirmó el apego a la Proclama de la América Latina y el Caribe como Zona de Paz, firmada en La Habana en 2014.

Los 11 estadistas presentes y otros representantes de países integrantes de ese mecanismo de diálogo y concertación política, suscribieron asimismo 20 declaraciones especiales.

Entre ellas están las referidas a la necesidad de poner fin al injusto bloqueo económico, comercial y financiero impuesto por Estados Unidos contra Cuba desde hace más de medio siglo y la devolución por Washington de la base naval de Guantánamo.

El presidente salvadoreño, Salvador Sánchez Cerén, asumió en nombre de su país la presidencia pro témpore de la Celac, de manos de su homólogo dominicano, Danilo Medina.

Al asumir el mandato llamó a impulsar una agenda para consolidar la integración y el posicionamiento en temas de interés común para el desarrollo económico y social y se comprometió a impulsar una agenda inclusiva, humana y de progreso.

Entre los discursos más relevantes estuvieron los de los presidentes Raúl Castro (Cuba), Nicolás Maduro (Venezuela), Evo Morales (Bolivia), Rafael Correa (Ecuador) y Daniel Ortega (Nicaragua).

Aseguró que la voluntad de Cuba es continuar las conversaciones con Estados Unidos sobre la base de la igualdad, reciprocidad y respeto, pero no debe esperarse que para ello realice concesiones inherentes a su soberanía e independencia.

En tanto Maduro agradeció a los 33 estados de la Celac por exigir la derogatoria del decreto de Obama que acusa a Venezuela de ser una amenaza extraordinaria a la seguridad estadounidense, y reconoció el apoyo del organismo a los diálogos de paz.

Por su parte, Morales llamó a fomentar políticas de protección a la madre tierra frente a los desafíos del cambio climático y exhortó a la universalización de servicios básicos como salud, educación y alimentación.

Rafael Correa aseveró que la unidad de los pueblos es la única manera de organizar mejor la vida frente al imperio del capital, y opinó que las cumbres también deben ser espacios para procesar los conflictos.

Daniel Ortega ratificó que el compromiso de la Celac es combatir la pobreza y el hambre y seguir luchando por la paz, que no será plena hasta que cese el bloqueo de Estados Unidos que viola los derechos humanos del pueblo cubano.

Integrada por 33 países que suman 625 millones de habitantes, la Celac fue constituida en Venezuela, en 2011, y ha celebrado sus anteriores reuniones cumbres en Chile (2013), Cuba (2014), Costa Rica (2015), Ecuador (2016).

Cuba tiende una mano a Trump

Cuba expresó su deseo de proseguir un “diálogo respetuoso” con Estados Unidos, ante la amenaza del presidente Donald Trump de poner fin al proceso de reconciliación con la isla.

Al intervenir en la V Cumbre de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac), en República Dominicana, el presidente cubano Raúl Castro tendió una mano a Trump, pero advirtió que La Habana no hará “concesiones inherentes a su soberanía e independencia”.

“Deseo expresar la voluntad de Cuba de continuar negociando los asuntos bilaterales pendientes con los Estados Unidos sobre la base de la igualdad, la reciprocidad y el respeto a la soberanía e independencia de nuestro país, y proseguir el diálogo respetuoso y la cooperación en los temas de interés común con el nuevo gobierno del presidente Donald Trump”, dijo Castro.

El mandatario estadounidense ha amenazado con dar marcha atrás a la reconciliación -formalizada en 2015 con el gobierno de Barack Obama tras medio siglo de enemistad- a menos que el gobierno comunista acepte condiciones más exigentes sobre libertades civiles.

Pero Castro advirtió que Cuba seguirá defendiendo su “modelo económico y social” y luchando por ser un país “independiente y socialista”.

Reunidos en Bávaro, vecino de la turística Punta Cana, los presidentes de la Celac debatían este miércoles su primera respuesta conjunta a los desafíos de Trump, materializados ya en el sensible tema comercial.

La cumbre aborda cuestiones históricas como la pobreza, pero los vientos proteccionistas que soplan desde la Casa Blanca agitan la reunión.

Más aún luego de que Trump ordenara retirar a Estados Unidos del Tratado de Asociación Transpacífico (TPP), que buscaba crear el mayor bloque económico del mundo y había sido firmado por Chile, México y Perú, entre otros.

Castro consideró “preocupante” que Trump haya declarado intenciones que ponen en riesgo los intereses regionales en los temas del comercio, el empleo, la migración y el medio ambiente. “Sería deseable que opte por el respeto a la región”, sostuvo.

La reunión plenaria transcurría con las intervenciones de 10 presidentes, entre ellos -además de Castro- los de Bolivia, Ecuador, El Salvador (que asumirá la presidencia pro témpore en reemplazo de República Dominicana), Nicaragua y Venezuela.

La Celac está integrada por 33 países que representan un mercado de 620 millones de personas. En conjunto tienen firmados 164 acuerdos de libre comercio bilaterales y multilaterales.

México enfrenta por ahora los mayores retos, pues Trump también se propone renegociar el Tratado de Libre Comercio para América del Norte (TLCAN) y construir un muro fronterizo para impedir el ingreso de migrantes ilegales.

El presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, canceló su participación en la cita a última hora.

 Unidad ante amenazas

Crítico de la apertura comercial, el presidente boliviano Evo Morales reiteró en la plenaria que el proteccionismo de Trump y la salida del Reino Unido de la Unión Europea “sepultaron el libre mercado”.

Con excepciones como Brasil y Chile, la mayoría de los países de la región tienen a Estados Unidos como su principal cliente. Es el destino de 80% de las exportaciones mexicanas.

Los mandatarios de la Celac firmarán la “Declaración de Punta Cana” y una veintena de documentos que pedirán el fin del bloqueo estadounidense a Cuba y de la ocupación de Guantánamo.

El principal aliado de Cuba en la región, el presidente venezolano Nicolás Maduro, heredero de la retórica “antiimperialista” del fallecido Hugo Chávez, ha dado un compás de espera a Trump.

No obstante, Maduro -enfrentado a una grave crisis interna- denunció una vez más la “agresión” a su país por un decreto estadounidense de 2015 que considera a Venezuela como una “amenaza inusual y extraordinaria” para la seguridad de Estados Unidos.

La región “tiene que estar unida hoy más que nunca frente a las amenazas que hay”, afirmó el mandatario venezolano el miércoles.

A %d blogueros les gusta esto: