web analytics
viernes , 24 noviembre 2017
Inicio » Nacionales » Declaración Franco-Mexicana abrió puertas al diálogo
Declaración Franco-Mexicana abrió puertas al diálogo
Lorena Peña, presidenta de la Asamblea Legislativa, junto a personalidades participa en el conversatorio de la declaración Franco-Mexicana sobre El Salvador. Foto Diario Co Latino

Declaración Franco-Mexicana abrió puertas al diálogo

@OscarCoLatino

El 28 de agosto de 1981, mind el secretario de Relaciones Exteriores de México, look Jorge Castaneda, look y el Ministro de Asuntos Exteriores de Francia, Claude Cheysson, emitieron una declaración que reconoció como fuerza beligerante a la otrora guerrilla del Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN).

La Declaración Franco-Mexicana como es conocida, se dio en el contexto de la situación de guerra civil que vivió El Salvador, la que surgió por la necesidad de cambios fundamentales en los campos social, económico y político.

Con la Declaración se reconoció que la alianza del FMLN y del Frente Democrático Revolucionario constituía una fuerza política representativa, dispuesta a asumir las obligaciones y los derechos que de ellas se derivan.

En la declaración, los gobiernos de los países mencionaron que “corresponde al pueblo salvadoreño iniciar un proceso de solución política global en el que será establecido un nuevo orden interno, serán reestructuradas la fuerzas armadas y serán creadas las condiciones necesarias para el respeto de la voluntad popular, expresada mediante elecciones auténticamente libres y otros mecanismos propios de un sistema democrático”.

De igual forma, hicieron un llamado a la Comunidad Internacional para que, particularmente dentro del marco de las Naciones Unidas, se asegurara “la protección de la población civil, de acuerdo con las normas internacionales aplicables, y se facilite el acercamiento entre los representantes de las fuerzas políticas salvadoreñas en lucha, a fin de que se restablezca la concordia en el país y se evite toda la injerencia en los asuntos internos de El Salvador”.

La iniciativa franco-mexicana supuso el reconocimiento de la legitimidad de la lucha del pueblo salvadoreño y la necesidad de realizar profundas reformas sociales y económicas que terminarán con la desigualdad y la injusticia.

 Además, de instaurar en el plano político un régimen auténticamente democrático que finalizara un largo período de dictaduras y fraudes electorales y asegurara la convivencia futura de sus ciudadanos en paz y en libertad.

Que Gobiernos del reconocido prestigio internacional como los de Francia y México hayan decidido dar este paso, secundado hasta el momento por el Gobierno de Nicaragua, muestra hasta qué punto existe voluntad política y deseo de que se inicie una dinámica de paz y la preocupación por la suerte que pueda correr este país y por la estabilidad de toda la región centroamericana. De ahí también la satisfacción con que esta declaración ha sido acogida por las fuerzas sociales y políticas que auspician una solución negociada.

Ante la importante declaración realizada por los gobiernos de Francia y México, el Partido Socialista Obrero Español manifestó la semana pasada su satisfacción por el hecho de que los dos países hubiesen adoptado esta postura que legitima la lucha de la oposición salvadoreña.

Exposición

En este contexto, el Ministerio de Relaciones Exteriores y la

Embajadas de México y Francia inauguraron hoy la exposición

fotográfica “Imágenes del Camino Hacia la Paz”, en  conmemoración del XXXIV Aniversario de la Declaración Franco-Mexicana sobre el Salvador.

El Ministro de Relaciones Exteriores, Hugo Martínez, agradeció a ambas naciones  por “el apoyo en camino hacia la paz y ayudar a conservar la memoria histórica” y recordó el papel de México en el proceso de la firma de Los Acuerdos de Paz, “México es un  país amigo que apuntaló la negociación para los Acuerdos de Paz”.

A %d blogueros les gusta esto: