web analytics
Página de inicio » Internacionales » Periodista colombiana relata su secuestro en negociaciones de paz en Cuba

Periodista colombiana relata su secuestro en negociaciones de paz en Cuba

Por Francisco Jara
La Habana/AFP

Doce víctimas del conflicto armado colombiano, purchase entre ellos una periodista que fue secuestrada y violada por paramilitares, online entregaron este domingo sus dramáticos testimonios a delegados del gobierno y de las FARC en Cuba, a quienes exhortaron a dialogar hasta alcanzar la paz.

“Es muy difícil llegar a expresar este dolor, es muy difícil tener que recordar todo el tema de la violencia sexual”, dijo la periodista Jineth Bedoya, tras relatar a los negociadores del gobierno y de la guerrilla la pesadilla que vivió en 2000 al ser secuestrada, torturada y violada por paramilitares de ultraderecha.

“Estar en La Habana es una oportunidad histórica no solo para hablar de mi dolor, sino para reconstruir al país”, indicó Bedoya, agregando que “regreso a Colombia con una carga menos como víctima” del conflicto armado de medio siglo.

La periodista expresó que “un proceso de negociación no es fácil y más en un país como Colombia, con tantas heridas”, y afirmó que por entregar su testimonio “tal vez nos van a esperar muchas críticas” en su nación.

“Nos miramos y reconocemos como sobrevivientes del conflicto armado colombiano”, dijo por su parte Juan Carlos Villamizar, quien tuvo que marcharse de Colombia hace 12 años tras recibir amenazas de muerte de paramilitares.

Las víctimas pidieron a los negociadores que no descansen hasta alcanzar la paz.

“Algunos sectores no están de acuerdo con este proceso de paz”, dijo Bedoya, quien exhortó a los negociadores a “que no se levanten de la mesa” de diálogo hasta lograr la paz.

Silla vacía para guerrillero preso

La comparecencia de las víctimas “ha dado mayor legitimidad al proceso (de paz) en Colombia”, declaró el representante de ONU en Bogotá, Fabrizio Hochschild, quien coordina el viaje de estas delegaciones a Cuba.

También relató su experiencia un exparamilitar reclutado de niño en esta sesión, que se desarrolló durante casi ocho horas en el centro de convenciones de “El Laguito” de la capital cubana.

En esta sesión a puerta cerrada los negociadores también vieron un video con el testimonio del guerrillero de las FARC Tulio Murillo, quien no pudo viajar con las otras 11 víctimas porque está preso.

“Somos una delegación de 12, no de 11”, afirmó Villamizar durante la rueda de prensa, en la que simbólicamente había una silla vacía en la testera con el nombre de Murillo, junto a las otras víctimas.

También escucharon los testimonios diplomáticos de Noruega y Cuba, países “garantes” del proceso de paz para Colombia iniciado hace dos años, y de Chile y Venezuela, que son “acompañantes”.

Este es el cuarto de cinco grupos de víctimas, cada uno de 12 personas, que viajan a dar sus testimonios a Cuba con el fin de que sus vivencias sean consideradas por los negociadores en la reparación a las víctimas, tema actualmente en discusión.

También relató su experiencia Alberto Tarrache, quien fue reclutado por las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC) cuando tenía apenas 13 años y se vio forzado a permanecer cuatro años en ese grupo paramilitar.

Las AUC se desmovilizaron bajo el gobierno de Álvaro Uribe (2002-2010), quien es uno de los más duros críticos del proceso de paz con las FARC emprendido por su sucesor, el presidente Juan Manuel Santos.

La ONU, la Universidad Nacional y la Conferencia Episcopal de Colombia fueron los encargados de organizar la delegación de víctimas.

“Reconocimiento importante de las FARC”

El jueves las FARC admitieron por primera vez que sus acciones armadas han afectado a la población civil colombiana y no solo a las fuerzas militares y se declaró dispuesta a asumir su responsabilidad con las víctimas.

“Este reconocimiento es un paso importante hacia la satisfacción plena de los derechos de las víctimas”, dijo el jefe negociador del gobierno, Humberto de la Calle.

Las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) son la mayor guerrilla de ese país, con unos 8.000 combatientes.

Las FARC y el gobierno cerraron este domingo el trigésimo ciclo de pláticas de paz, que serán retomadas el 18 de noviembre.

Hasta ahora han consensuado tres puntos de la agenda: reforma rural, participación política y drogas ilícitas.

Quedan pendientes, además de la reparación a las víctimas, el desarme y el mecanismo para refrendar un eventual acuerdo de paz.

El conflicto colombiano ha dejado 220.000 muertos y 5,3 millones de desplazados.

Ver también

Inicia XXVI Cumbre Iberoamérica bajo sombra de migraciones masivas

Antigua / AFP / PL El presidente de Guatemala, Jimmy Morales, abrió el viernes la …

A %d blogueros les gusta esto: