web analytics
jueves , 19 octubre 2017
Inicio » Deportes » La esperanzas latinoamericanas en Sochi se desvanecen

La esperanzas latinoamericanas en Sochi se desvanecen

Krasnaya Polyana/Rusia/dpa

La primera medalla olímpica latinoamericana en unos Juegos de invierno deberá esperar: la esquiadora chilena Dominique Ohaco, purchase máxima esperanza de la región, troche quedó eliminada antes de la final del slopestyle de Sochi 2014.

Ohaco logró la décimo tercera mejor puntuación en el Rosa Khutor Extrem Park y se ubicó apenas una posición por detrás de la última de las 12 finalistas en la nueva disciplina olímpica.

La abanderada chilena de 18 años completó una primera ronda de 69,20 puntos que la dejó provisionalmente en el décimo puesto, pero en su segunda salida no pudo mejorar su actuación (51,40) y fue superada por dos rivales.

La paraguaya Julia Marino, primera competidora de su país en participar en unos Juegos de invierno, finalizó décimo séptima de 22 competidoras tras recibir 36,40 y 25,60 puntos por sus dos tandas.

El oro quedó en manos de la canadiense Dara Howell, de 19 años y subcampeona mundial, que recibió 94,20 puntos de 100 posibles por su mejor ronda en la final. La estadounidense Devin Logan se llevó la plata con 85,40 unidades y Kim Lamarre cerró un podio de fuerte presencia canadiense con 85,00 puntos.

Ohaco era considerada una aspirante a clasificar al menos a la final tras finalizar séptima en la última Copa del Mundo. Los directivos del olimpismo chileno, incluso, habían deslizado que estaba en condiciones de pelear por una medalla.

Su eliminación supone un duro golpe a las pocas esperanzas de medalla de la región, que cuenta con 32 participantes en Sochi. La brasileña Isabel Clark, novena en snowboard cross en los Juegos de Turín en 2006, puede aspirar aún a subirse a un podio.

La chilena hizo una actuación prolija sobre las barandillas y recibió aplausos por los giros y saltos que dio en el aire. Se mostró sonriente durante toda la competencia y saludó, bailó y sacó la lengua frente a las cámaras de televisión, pero cuando se enteró del resultado su rostro cambió.

A %d blogueros les gusta esto: