web analytics
Página de inicio » Nacionales » Iglesia católica entregará propuesta al Consejo Nacional de Justicia: Mons. Rosa Chávez
Monseñor Gregorio Rosa Chávez, obispo auxiliar de San Salvador, es representante de la iglesia en el Consejo Nacional de Seguridad y Convivencia, a lo que llama la “unión de sectores”. Foto Diario Co Latino.

Iglesia católica entregará propuesta al Consejo Nacional de Justicia: Mons. Rosa Chávez

@BeatrizCoLatino

Monseñor Gregorio Rosa Chávez, sale obispo auxiliar de San Salvador, aseguró que la iglesia católica presentará el próximo 21 de noviembre una propuesta al Consejo Nacional de Seguridad y Convivencia, en el que plasman su opinión para abordar el tema de la violencia e inseguridad.

El obispo representa a la iglesia en el recién instalado Consejo Nacional de Seguridad, que busca impulsar acciones con todos los sectores del país para erradicar los niveles de inseguridad.

El Consejo es la “unión de sectores” que buscan desde diferentes puntos contrarrestar la violencia que azota al país, desde hace dos décadas, sostiene Rosa Chávez. También advierte que este proceso goza de total “transparencia”.

El Consejo que está instalado desde el pasado 29 de septiembre, presentará un diagnóstico del fenómeno, así como un pliego de propuestas que serán avaladas por todos sus miembros, tras una reunión en pleno. Se espera que muchas de las iniciativas del Consejo se puedan iniciar, con su ejecución, en enero del año próximo.

¿Cómo avanza el trabajo de Consejo? Entiendo que a finales de noviembre o inicios de diciembre se presenta un diagnóstico?

-Se anunció para diciembre el diagnóstico para que lo discutamos en el Consejo y lo validemos. O sea que hatomado en cuenta todo lo que la gente ha hecho: investigaciones, estudios, informes ect.etc, o sea que no será algo sacado de la manga. Es algo que reúne lo mejor de la investigación que hasta hoy se ha hecho en el país sobre violencia.  Será muy bueno como propuesta para nosotros discutirlo, debatirlo y llegar a un acuerdo de cómo esta el país, que así están las cosas. Partiendo de la realidad es como se puede trasformar, hay que verla como es y con toda objetividad. Eso pretende hacer este diagnostico y que  sea una base común que todos la demos como válida para que no se tomen contradicciones internas, que al final puedan restar energías para lo que queremos lograr, que al final es que el país recupere la paz.

¿Es importante que se reuniera a todos los sectores para buscar soluciones? Qué esté la empresa privada, las iglesias, políticos, sector profesional, educación…?

-Estamos todos, poco a poco entrando, es un Consejo abierto a todos, porque la solución somos todos. El debate en este momento está en el punto de qué hacer con la gente que hace violencia, cómo tratar ese tema. Por eso hemos oído ese tema durante estos días de forma vehemente, yo pienso que todo mundo debe de estar incluido, pero la pregunta es el cómo hacemos. También es decir,  bueno mí camino no es correcto, cómo puedo corregirlo, esa es la parte más delicada… pero creo que allí juegan un papel las iglesias que somos las que tenemos acceso al corazón de la gente

¿En esa parte de quienes hacen violencia se incluye pandillas, crimen organizado, narcotráfico…?

-Todo aquel que hace violencia. Pero todo aquel que hace violencia tiene derecho a cambiar de vida y necesita cambiar, Dios supone en los demás una actitud y también una capacidad de acompañar cualquier proceso de cambio, que lleve al que hacía el mal, se convierta en un actor del bien

Hace unos días se puso en discusión el tema de si o no, dialogar con las pandillas, de si o no, incluirlas en el Consejo ¿Cuál es su postura?

-Está claro que en el Consejo no habrá un espacio oficial y eso está claro, pero fuera del Consejo muchos están pensando en abrir espacios de otro tipo y en otra fórmula y hay otras fórmulas que se están barajando. Además hay muchas experiencias y eso caerá por su peso

¿Pero no le podría restar importancia, si no existe diálogo o se incluyen en el Consejo?

-Dejemos que las cosas caminen, este momento es del diagnóstico, el momento de donde viene el mal, de donde viene la violencia, el porqué de tal cosa y eso nos llevará a decir bueno, ante eso qué respuesta tenemos. Por eso el diagnóstico es tan importante.

La empresa privada podría jugar un papel determinante en este esfuerzo, luego que escuchamos que el gobierno dice que hacen falta recursos. ¿Esperan que la empresa privada esté abierta a colaborar?

-Existe la actitud y también la lógica. ¿Porque cuánto se gasta en seguridad? Dicen que más del 10% del presupuesto, tanto como país, como empresa privada. Basta eso para entender que es un negocio la paz, diciéndolo en palabras un poco fuertes, entonces es una necesidad la paz. Alguien está en ese negocio con la violencia, es decir los que venden armas, los que venden seguridad, pero la paz es un tesoro que hay que cuidar para poder renacer.

Usted decía esta semana que hay gente que se lucra del tema de la violencia ¿se propondrá algún mecanismo o reformas legales para evitar que la violencia siga siendo un negocio?

-Son temas que no se pueden dejar de lado y repito el diagnóstico está incluyendo todo eso. Hay tantas distorsiones en el país, en ese campo de la violencia y de cómo se enfrenta la violencia, todo eso va salir y de ahí uno va poder aportar, esperemos un poquito, yo creo que todo va caminando bien.

¿Sería recomendable proponer más leyes… el incremento de penas?

-De ahí es donde viene la sensatez porque leyes abundan, pero no tenemos una cultura de respeto a la ley. Basta ver cómo nos comportamos en cuanto a las leyes de tránsito, no tenemos una cultura de respeto y eso es un mal que debemos ir combatiendo de raíz. Una cultura que no existe por el momento, hay que irla creando, empezando por las nuevas generaciones. Es igual que el tema del medio ambiente, el respeto del medio ambiente no está en nuestro ADN.

¿Hace falta reforzar el tema cultural…?

-Cultural y los valores humanos, cívicos y espirituales, ahí está la clave de todo. Ahí juega un papel clave la familia, si esto falla, falla todo.

¿Ese es el punto de la iglesia?

-Ese es y habrá un documento pronto.

¿Cómo iglesia católica o del Consejo?

Es la propuesta de la iglesia ante el Consejo, la propuesta es fortalecer la familia y eso lo haremos nosotros de una forma muy intensa desde nuestras parroquias y será una gran contribución, lo que llamo yo: hay que cambiar el agua a los peces.

¿La iglesia, Dios puede cambiar a una persona?

-Solamente Dios puede cambiar un corazón y solo el amor puede cambiar los corazones, por eso es que falló tanto la Mano Dura, la Mano Súper Dura porque la violencia engendra siempre violencia. Solo el amor cambia a la persona.

¿Entonces el documento será presentado cuando se termine el diagnóstico o antes?

-Se ha prometido entregar el documento, al menos un adelanto, el 21 de noviembre en la catedral de San Miguel, allí estaremos todos los obispos ante la Virgen de la Paz. Allí leímos el documento aquel “no te dejes vencer por el mal”. Entonces ese es el deseo, presentar allí, una visión global de lo que pretendemos ante toda la nación, será un día importante.

¿Cuál será el aporte de la iglesia católica?

De eso se trata

¿Se va convocar al Consejo Nacional para esa fecha para que lo escuchen o es nada más para la nación?

-No, no. Se hará públicamente y después se presentará ante el Consejo nuestra propuesta ante la violencia, ya de forma más sistemática. Ya estamos en un mapeo de lo que la iglesia tiene como experiencias válidas y buenas prácticas para darlas a conocer.

Ver también

Antibiótico o veneno

Santiago Leiva @DiarioCoLatino Águila, con las heridas supurando y con los moretones frescos que le …

A %d blogueros les gusta esto: