web analytics
Página de inicio » Internacionales » Enfrentamientos en Cisjordania tras oración del viernes

Enfrentamientos en Cisjordania tras oración del viernes

Por Majeda El- Batsh
Jerusalén/AFP

Los enfrentamientos entre palestinos y policías israelíes estallaron después de la tradicional oración musulmana del viernes en Cisjordania y de la reapertura del punto de control de la mezquita de Al Aqsa.

Decenas de miles de palestinos escucharon este viernes a sus imanes urgir a la defensa de la mezquita de Al Aqsa contra los israelíes, clinic después de que la víspera las autoridades israelíes acordaran cerrar la Explanada de las Mezquitas por primera vez en muchos años, sales decisión revocada finalmente.

Aunque en la explanada el rezo se produjo sin incidentes, sildenafil a algunos kilómetros de distancia, en Qalandiya, unos 300 palestinos se enfrentaron después de la oración con policías israelíes en un puesto de control entre Jerusalén y Cisjordania, indicaron fuentes de seguridad palestinas.

Unos diez palestinos resultaron heridos, uno de ellos de bala, indicaron los servicios de emergencia palestinos. En el barrio de Wadi Joz, también se registraron lanzamientos de piedras contra los guardias fronterizos, indicó la policía israelí.

Asimismo, un cohete lanzado desde la Franja de Gaza impactó el viernes en el sur de Israel, indicó una portavoz del ejército israelí, que no informó de víctimas o de daños. Este proyectil era el primero lanzado hacia territorio israelí desde el 16 de septiembre.

La portavoz no precisó la reacción del ejército a este cohete lanzado pese al alto el fuego alcanzado tras la operación militar israelí de julio y agosto contra el movimiento islamista Hamas en la Franja de Gaza.

En este contexto, el secretario de Estado norteamericano John Kerry se reunirá el lunes en Washington con el jefe de los negociadores palestinos, Saeb Erakat, para conversar sobre el proceso de paz entre palestinos e israelíes y sobre la situación en Gaza.

Asimismo, el jefe de la diplomacia estadounidense quiere evocar con el representante palestino los medios para “reducir la tensión en Jerusalén”.

“La batalla de Al Aqsa”

La Explanada de las Mezquitas, tercer lugar santo del islam venerado igualmente por los judíos, se encuentra en el epicentro de las disputas. No obstante, la ampliación de colonias israelíes en territorio ocupado y la última guerra de Gaza han contribuido también a exacerbar los nervios.

Por temor a un recrudecimiento de la tensión, Israel tomó la decisión el jueves de cerrar completamente el sitio.

Azam al Jatib, director del Waqf islámico (legado religioso), la organización que administra el lugar santo, dijo durante la oración que el jueves había sido “un día negro” y “una catástrofe”.

Sólo algunos miles de fieles lograron ir a escucharlo, dado el rigor de los controles. Unos 9.000 fieles rezaron en las calles que rodean la Ciudad Vieja, según la policía israelí.

Los agentes, fuertemente armados, controlaban a todo el mundo con la instrucción de no dejar pasar a los hombres menores de 50 años.

En Ramala y en presencia del presidente de la Autoridad Palestina, Mahmud Abas, el imán usó expresiones similares a las del líder palestino, al afirmar que el cierre de la explanada era “una declaración de guerra contra los palestinos, pero también contra todos los musulmanes a lo largo y ancho del mundo”.

El partido Fatah del presidente Abas hizo un llamamiento la víspera a un día de cólera tras la oración.

En Gaza, miles de personas participaron en dos mítines diferentes, convocados por Hamas y la Yihad Islámica, constató la AFP.

“Habitantes de Jerusalén: ¡resistan! Estamos con ustedes para librar la batalla de Al Aqsa”, la emblemática mezquita de la explanada, afirmó Fathi Hamad, un dirigente de Hamas, ante la multitud que rezaba.

Jerusalén Este, parte palestina anexionada y ocupada por Israel desde 1967, vive en tensión permanente desde el pasado verano, hasta tal punto de hacer temer una tercera Intifada.

En 2000, la visita de Ariel Sharon, entonces líder de la oposición de derechas, a la Explanada de las Mezquitas supuso el anterior cierre de este lugar santo y el inicio de la segunda Intifada.

Los musulmanes temen que el gobierno israelí cambie el estatus de la explanada y permita a los judíos, que hasta ahora solo pueden visitarla, rezar en su interior.

Su indignación proviene de lo que perciben como provocaciones por parte de
judíos ultras, que bajo el pretexto de visitarla, se ponen a rezar en ella. No obstante, las autoridades israelíes han insistido en que no piensan cambiar el statu quo del lugar santo.

Ver también

Ejército de Estados Unidos despliega kilómetros de alambrada en frontera con México

Laredo / AFP Thomas Watkins Comenzaron a trabajar en el frío de la mañana y …

A %d blogueros les gusta esto: