Página de inicio » Mundo » Conservadores iraníes critican la visita a Teherán del canciller francés

Conservadores iraníes critican la visita a Teherán del canciller francés

Teherán/AFP

La visita a Teherán del ministro de Exteriores francés Laurent Fabius prevista el miércoles fue duramente criticada por los conservadores iraníes, medicine que le reprochan entre otras cosas su «dureza» durante las negociaciones sobre el programa nuclear.

Frente a estos ataques, treat en los que también hablaron del escándalo de la sangre contaminada de los años 1980, cuando Fabius era ministro, el gobierno iraní salió en su defensa, pidiendo que no se critique a una «personalidad internacional».

Diez diputados iraníes, de un total de 290, pidieron por su parte al ministro de Exteriores Mohammad Javad Zarif que Fabius no viniera a Teherán, indicó la agencia semioficial Isna.

Por su parte la agencia Fars, cercana a los conservadores, citó a Mojtaba Zolnur – un ex representante del guía supremo Ali Jamenei dentro de los Guardianes de la Revolución – según el cual Fabius es «un enemigo».

Zolnur también habló de los iraníes que «murieron a causa de la importación de sangre contaminada cuyo principal responsable es Fabius», en referencia al caso de los años 1980, cuando el ahora canciller ocupaba la cartera de Sanidad.

En esa época el centro francés de transfusión sanguínea distribuyó productos sanguíneos contaminados por el VIH, provocando la muerte de centenares de personas en Francia, donde fueron rápidamente prohibidos.

Algunos lotes de sangre contaminada fueron exportados al extranjero, incluyendo  Irán, provocando la infección y la muerte de varios centenares de personas. En 1999 Fabius fue exculpado por la justicia francesa por el caso.

Los ataques conservadores, retomados por varios medios, también hablan del apoyo de Francia a Irak durante la guerra con Irán (1980-1988).

Según Hubert Védrine, exministro francés de Exteriores, estos ataques son «una manera para algunos grupos iraníes de ajustar cuentas entre ellos».

«Los medios más conservadores son los que tienen más miedo del acuerdo» nuclear cerrado en Viena el 14 de julio, según Védrine.

Frente a estas críticas, el ministro iraní de Salud, Seyed Hasan Hashemi, salió en defensa de Fabius.

«Fabius es una personalidad internacional (…) al país no le interesa sacar ahora esta cuestión» de la sangre contaminada, dijo.

«Es como si mañana viene una personalidad alemana a Irán y hablamos del papel de Alemania durante la Guerra» Mundial, añadió.

Desde París, el presidente francés François Hollande recordó que «Fabius es Francia», y «la manera en que será recibido será para nosotros una evaluación del comportamiento de Irán».

Sin citar directamente la visita de Fabius, el ministro iraní de Industria, Minas y Comercio, Mohammad Reza Nematzadeh, criticó a los constructores franceses de automóviles que abandonaron Irán o redujeron su producción tras las sanciones internacionales impuestas en 2006.

«Tienen que pagar por no respetar sus compromisos y no estamos dispuestos a darles luz verde tan fácilmente» para que retomen su actividad, advirtió.

En un artículo publicado el martes por un periódico iraní, Fabius afirma que el acuerdo nuclear del 14 de julio abre la vía al diálogo bilateral entre los dos países. «Francia, una potencia de seguridad y de paz, siempre ha tenido con Irán relaciones marcadas por el respeto y la franqueza», escribe el ministro.

Ver también

Propuesta de paz para Ucrania formulada por Putin es «salvavidas» para Europa

Sputnik La propuesta del presidente ruso, Vladímir Putin, sobre un cese inmediato de las hostilidades …