web analytics
Página de inicio » SAN ROMERO DE AMÉRICA » «EN SANTIAGO DE MARÍA ME TOPÉ CON LA MISERIA»

«EN SANTIAGO DE MARÍA ME TOPÉ CON LA MISERIA»

Dos años de la Vida de Mons. Romero (1975-1976) ¿Años del Cambio?

Ambiente del país y preocupación pastoral

– El ambiente político, social y económico del país es muy difícil y no se puede olvidar al estudiar estas reacciones del clero: un Gobierno militar y represivo que quiere mantenerse en el poder y trata de destruir toda oposición… Una cruel diferencia social en que unos pocos tienen todo y la mayoría vive en la miseria.

– Los obispos defienden a sus sacerdotes en todos los conflictos. Tratan de ser oportunos en sus declaraciones para prevenir “pronunciamientos” de estos grupos. En diálogo con el Supremo Gobierno lo previenen contra falsas informaciones.

– Su mayor preocupación pastoral es la espiritualización del clero para dar testimonio de la verdadera esperanza y transcendencia del cristianismo, pero al mismo tiempo buscan la línea pastoral más certera para unir las clases sociales, y sin traicionar la libertad evangélica mantener buenas relaciones de sana colaboración con el gobierno.50

Relaciones de Mons. Romero con el Opus Dei

Finalmente para acabar este apartado, vamos a recordar las relaciones que Mons. Romero tenía con el Opus Dei, y hasta qué punto influían o mantenían esta mentalidad tradicional en él.

No cabe duda que Mons. Romero tuvo sus relaciones de amistad, admiración y confianza con el Opus Dei; algunos de sus miembros dirigieron su vida espiritual; él admiraba su trabajo y su ideología o mentalidad tradicional de fidelidad doctrinal y eclesial. Hasta les consultaba en momentos decisivos de su vida.51 Tuvo contacto personal con el fundador de la “Obra”, del que recibió “aliento y fortaleza para ser fiel a la doctrina inalterable de Cristo…”.

Pero será mejor que Monseñor nos cuente estas cosas. Es en una carta que escribe al papa Paulo VI, (uniéndose así a muchos obispos del orbe en una campaña pro-Opus Dei), pidiéndole la pronta introducción de la causa de Beatificación y Canonización de Mons. Escrivá de Balaguer. Leámosla:

BEATÍSIMO PADRE:

Muy reciente aún el día del fallecimiento de Mons. José maría Escrivá de Balaguer, creo contribuir a la mayor gloria de Dios y al bien de las almas solicitando a Vuestra Santidad la pronta apertura de la causa de Beatificación y Canonización de tan egregio sacerdote.

Tuve la dicha de conocer a Mons. Escrivá de Balaguer personalmente y recibir de él aliento y fortaleza para ser fiel a la doctrina inalterable de Cristo y para servir con afán apostólico a la Santa Iglesia Romana y a esta parcela de Santiago de María que Vuestra Santidad me ha confiado.

Conozco, desde hace años, la labor del Opus Dei aquí en El Salvador y puedo dar fe del sentido sobrenatural que lo anima y la fidelidad a la doctrina del magisterio eclesiástico que lo caracteriza. Personalmente debo gratitud profunda a los Sacerdotes de la Obra a quienes he confiado con mucha satisfacción la dirección espiritual de mi vida y de otros sacerdotes.

Personas de todas las clases sociales encuentran en el Opus Dei orientación segura para vivir como hijos de Dios en medio de sus obligaciones familiares y sociales. Y esto se debe sin duda a la vida y doctrina de su Fundador.

En este mundo conmocionado, invadido por la inseguridad y la duda, es un signo de especial gracia de Dios la delicada fidelidad doctrinal que caracteriza al Opus Dei.

Mons. Escrivá de Balaguer supo unir en su vida, un diálogo continuo con el Señor y una vida de gran humildad: se notaba que era un hombre de Dios y su trato estaba lleno de delicadeza, cariño y buen humor. Son muchísimas las personas que, desde el momento de su muerte le están encomendando privadamente sus necesidades.

BEATÍSIMO PADRE: reitero humildemente mi petición de que se abra prontamente la causa de Beatificación y Canonización de Mons. Escrivá de Balaguer, para mayor gloria de Dios y edificación de su Iglesia. Con filial afecto y sumisión besa Vuestro Anillo.

Fmdo: Oscar A. Romero, obispo de Santiago de María”.52

Ciertamente, Mons. Romero tuvo muy buenas relaciones con la “Obra”. Del tiempo que estamos reseñando (dic. 1974 – feb. 1977), solamente he encontrado dos cartas en el Archivo del Obispado de Santiago de María sobre este tema: una que es la que acabamos de copiar; y la otra es del 1976, en la que contesta al P. Antonio Rodríguez Pedrazuela de Guatemala y le agradece el envío de una publicación sobre Mons. Josemaría Escrivá de Balaguer; en ella abunda en los mismos conceptos.53

Aunque se han oído varios comentarios contrarios, muy personales, por cierto, al respecto, no creemos que Mons. Romero perteneciera activamente a la Obra;54 más bien, eso sí, era un gran admirador de ella, ya que el espíritu y praxis de la Obra empalmaba y sintonizaba plenamente con su talante tradicional y conservador.

Una cosa es cierta, y esto lo recordamos porque se lo oímos decir a Mons. Romero personalmente: en marzo de 1977 rompió total y radicalmente con la Obra, desapareciendo esas relaciones de amistad y de admiración. Esto se debió a la “MISA ÚNICA”55 que, con motivo del asesinato del P. Rutilio Grande, se mandó celebrar en toda la Arquidiócesis. Ellos, los del “Opus Dei”, no acataron la orden arzobispal y celebraron “sus Misas” para “su gente”, que, como decía Monseñor, “no eran precisamente los pobres, que en esas circunstancias estaban sufriendo una fiera persecución…”. Vemos corroborada esta afirmación y recuerdo con el testimonio de Jon Sobrino narrado en Piezas para un Retrato, cuando a la salida de la Nunciatura de San Salvador, donde habían recurrido para aclarar lo de la “Misa única”, pone en boca de Mons. Romero esta frase: “Estos son como los del Opus, ¡no entienden!”.56

Le impactó mucho no el que no estuvieran de acuerdo con la determinación de Arzobispo, (lo cual eran libres de pensar lo que creyeran más conveniente), y además había otras personas que tampoco estaban de acuerdo con ese mandato, sino lo que le impactó y no aceptó fue el hecho de esa “desobediencia abierta” al Pastor de la Arquidiócesis que tenía sus motivos pastorales y teológicos, estudiados conjuntamente por la mayoría de sus sacerdotes, para tal determinación; ese fue el verdadero motivo, entre otros, de la ruptura con la “Obra”.

Ciertamente, en el año 1975, eran muy buenas las relaciones entre Mons. Romero y el “Opus Dei”, de tal manera que nos suscribió, o mejor, nos regaló a todas las parroquias de la Diócesis la Revista PALABRA.57 Pero solamente durante ese año, ya que en el 1976 no la volvimos a recibir.

No cabe duda que esas relaciones con la “Obra” del Beato José María Escrivá de Balaguer existieron, y que fueron bastante intensas, y posiblemente abarcaron desde los años de 1968 al 1976, como nos lo da a entender el mismo Mons. Romero en uno de sus testimonios.58 Curiosamente fueron los años de más beligerancia conservadora de Monseñor, tanto en San Salvador, siendo obispo auxiliar, como en Santiago de María, según hemos recordado y recordaremos con algunos hechos. ¿Influiría la mentalidad y la praxis de la “Obra” en él?


50. A.S.M.: Archivo de la Diócesis de Santiago de María, pags. 1-3.

51. Jesús DELGADO, obra citada, págs. 41-42.

52. A.S.M.: Carta de Mons. Romero al papa Paulo VI, 12 de julio de 1975.

53. A.S.M.: Carta de Mons. Romero al P. Antonio Rodríguez Pedrazuela, 28 de octubre 1976.

54. En esto coincidimos con Jesús DELGADO, obra citada, pág. 32.

55. Puede leerse su interesante historia en la nota 3 de la Primera Parte: “Preámbulos” de este libro, pág. 6.

56. Ver en Mª LÓPEZ VIGIL, obra citada, pág. 106.

57. Una revista mensual, dirigida por el “Opus Dei” en España, de carácter teológico-pastoral, o mejor de ciencias de la religión, con un cierto tono científico-divulgativo.

58. Mª LÓPEZ VIGIL, obra citada, págs.148-149, y que nosotros hemos transcrito arriba en las págs. 102-103.

Ver también

«EN SANTIAGO DE MARÍA ME TOPÉ CON LA MISERIA»

Dos años de la Vida de Mons. Romero (1975-1976) ¿Años del Cambio? Por otra parte, …

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: