web analytics
Página de inicio » Opiniones » El Error de Schafick Handal: Guerra con Honduras

El Error de Schafick Handal: Guerra con Honduras

Doctor José Joaquín Morales Chávez
médico, PhD,. Cirujano FRCS Canadá

Hace unos días un intelectual salvadoreño que presentaba su libro mencionaba: que durante la guerra con Honduras el Partido Comunista de El Salvador tenía un Acuerdo con el Partido Comunista de Honduras para Apoyar a los Gobiernos Dictatoriales tanto en Honduras como de El Salvador. Lamentablemente la afirmación es absolutamente falsa. Es conocido que “muchos intelectuales creen que lo que piensan es la realidad”.

La Guerra con Honduras llamada también guerra del fútbol o guerra de las 100 horas ocurrió en julio 14 a julio 18 de 1969. Ese era un año antes que celebrara el campeonato mundial de fútbol; y los equipos de El Salvador jugarían algunos encuentros de fútbol para la clasificación al campeonato mundial.

La guerra en pocas palabras fue causada por el hecho de que los campesinos en Honduras estaban exigiendo al gobierno de Honduras una reforma agraria. Muchos salvadoreños tenían fincas y otras propiedades en la tierra de Honduras igualmente tiendas y otros comercios menores. El gobierno decidió lanzar a los campesinos hondureños contra los campesinos salvadoreños viviendo en Honduras. Hubo muchos casos de agresiones físicas y varios muertos y heridos de salvadoreños que vivían en ese país. Salvadoreños comenzaron a llegar a nuestro país expulsados por el gobierno hondureño y su propaganda.

Estos hechos provocaron una oleada nacionalista en el seno del gobierno militar de El Salvador. Así cuando la selección de Honduras vino a jugar a El Salvador; la noche anterior los aficionados salvadoreños fueron a hacer mucho ruido al hotel donde se alojaban los jugadores hondureños; estos no pudieron dormir y esta fue la excusa para incrementar la persecución de salvadoreños en Honduras. Hubo mucha propaganda en El Salvador levantando los ánimos nacionalistas y chovinistas. Y así comenzó la invasión del ejercito salvadoreño a territorio hondureño el 14 de julio de 1969.

Alrededor de las 6 p.m. Schafick Handal, que era el secretario general del Partido Comunista de El Salvador nos reunió a un grupo de militantes de la juventud comunista en el campus de la Universidad. Estaba presente en la reunión Dagoberto Gutiérrez (Gutiérrez no dijo absolutamente nada). Schafick fue el que nos dijo que esta guerra podría ser utilizada para penetrar las filas del ejército salvadoreño, y así él planteaba la tesis de que se podría tomar el poder en El Salvador derrotando al ejército desde adentro convenciendo a soldados y oficiales de menor rango.

Schafick nos explicaba que esto era una repetición aproximada de la experiencia en Rusia durante la Primera Guerra Mundial en que el ejército de soldados y sub oficiales

se revelaron contrarrestar y lo derrocaron en 1917. Aunque en ese tiempo la militancia

de la juventud del partido no tenía permitido pensar y que sólo seguía la línea dada

por sus dirigentes. Esto no nos permitía tener un pensamiento crítico y expresar nuestras opiniones contrarias al jefe.

De esta manera nosotros fuimos a pedir armas a los cuarteles de San Salvador en mi caso y otro fueron otros cuarteles del resto del país. Los oficiales en los cuarteles nos dijeron que a los estudiantes universitarios no nos darían armas y que si queríamos participar en la Guerra que lo hiciéramos en ambulancias u otras actividades de no combatientes. La asociación general de estudiantes universitarios de la Universidad de El Salvador (AGEUS) en su periódico la opinión estudiantil en su portada llamó A TOMAR LAS ARMAS. Esto por decisión del Partido Comunista.

En 2021 ya he alcanzado a tener conciencia crítica y me parece que la hipótesis de schafick Handal era absurda y una copia burda y muy mecánica de la experiencia

en la Rusia zarista.. Quería dejar claro este hecho histórico de nuestro país en la cual

muchos intelectuales se equivocan en sus afirmaciones de los eventos históricos que ocurrieron en El Salvador. Los que vivimos la experiencia estamos en el deber moral de hacer este tipo de aclaraciones para aclarar nuestra historia.

Ver también

Proteger la vida, la causa común de nuestra generación

Francia Márquez Harrinson Cuero Campa Tomado de Agenda Latinoamericana Ya no hay duda, miles de …

Un Comentario

  1. Los comunistas sedientos de dinero poder y sangre.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.