web analytics
Lunes , 24 Julio 2017
Inicio » Memoria Histórica » Si florecerá la paz, porque no permitiremos que le arrebaten la paz a nuestro pueblo
Si florecerá la paz, porque no permitiremos que le arrebaten la paz a nuestro pueblo

Si florecerá la paz, porque no permitiremos que le arrebaten la paz a nuestro pueblo

Oscar Martínez
oscarmartinez@gmail.com

Ese día durante  la marcha fúnebre de Francisco Velis guardamos silencio a excepción de alguna consigna dislocada hasta llegar al nuevo destino de Velis en donde el líder del FMLN, Roberto Roca (Francisco Jovel)  expresó:

“Vamos a despedir el cuerpo físico del compañero Francisco y  aceptar la herencia de su ejemplo. Me toca a mí la dura tarea de decir las palabras de despedida al compañero.

“Los compañeros de lucha de  Francisco queremos decirle a su madre, a su esposa, a sus hijas, y su hermana que: Francisco fue un compañero que entregó toda su vida adulta a la lucha por la democracia basada en la justicia social y por la paz; pero lo más importante de todo es que fue nuestro amigo, un amigo de verdad, un amigo de todos, un amigo del pueblo.

“Queremos decirles –los compañeros de partido de Francisco- tanto del PRTC, como del Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional -FMLN-  que tenemos un compromiso, un compromiso con la paz y con la democracia; el de proponernos que su muerte sirva para que finalmente termine la oscura página de los Escuadrones de la Muerte -EM- en la historia de nuestro país.

“Como FMLN y como partido queremos agradecer la presencia de representantes del cuerpo diplomático en esta hora difícil y queremos expresarles que consideramos que su presencia es un símbolo, un mensaje, un deseo ferviente de que la paz florezca en nuestro país, de que no se frustre la oportunidad histórica de la paz. “Compañeros del FMLN y del PRTC, nosotros que tenemos la responsabilidad, delegada por ustedes, de dirigir al Frente y de dirigir el partido, comprendemos y reconocemos que en muchos de ustedes, ante este cobarde asesinato, hay mucha indignación, mucho sentimiento fuerte; pero quiero decirles, compañeros, que por ningún motivo debemos aceptar lo que precisamente quieren los que asesinaron a Francisco; es decir, que se rompa la paz.

“En el último trayecto de esta marcha luctuosa, escuchábamos una frase que no es la frase oportuna, no es la frase correcta; se los digo con todo respeto, con respeto al sentimiento que ustedes ahora sienten, este no es un momento para decir “un asesinato  más y no habrá paz”.

“Este es un momento para decir que este asesinato no puede repetirse, este es el momento para decirle al pueblo que quiere la paz, unido, al margen de las diferencias políticas o ideológicas debe impedir que vuelva a darse un asesinato como este.

memoria-historica-velis-pin%cc%83on

“Debe ponérsele paro al baño de sangre, no debemos permitir que los oscuros intereses de los criminales se apoderen de la frágil paz, la nueva paz, la reciente democracia que se ha inaugurado en nuestro país, no podemos permitir que se habrá espacio a la guerra sucia.

“A la ultraderecha, a los que todavía tienen un sentimiento de profundo odio y venganza, a los que asesinaron a nuestro hermano Francisco, nosotros les debemos decir que lo que se ha construido para que la paz sea posible en nuestro país, es la nueva institucionalidad, la posibilidad de llevar adelante la lucha por la vía pacífica, por vías legales, por vías civilizadas; es precisamente lo que debemos fortalecer y lo que debe caracterizar el futuro, respecto del pasado de dictadura, autoritarismo y criminalidad de los poderosos.

“He hablado con su madre y con su esposa, con su hermana y con su hija mayor, ese también es el deseo de todas ellas, quieren que la sangre del compañero sirva para que se pare el derramamiento de sangre, para que la paz florezca, para que el cuerpo de Francisco sea un sembrador de futuro.

“Francisco en su vida sembró tanta semilla de libertad a lo largo y a lo ancho de nuestro país, por eso hoy  su cuerpo debe constituirse, en semilla de paz, en semilla de democracia, en semilla de justicia social.

“En nuestras manos está que esa semilla germine, florezca y que podamos ver en nuestro país al final de este siglo tan doloroso, al final de este siglo tan sangriento, la luz de un porvenir en donde podamos hacer política en paz, en donde el país pueda progresar, en donde el país, todos juntos, tomándonos de la mano, podamos construirlo y desarrollarlo y convertirlo en lugar en donde valga la pena vivir.

“El proceso de paz en El Salvador, es el único proceso de paz contemporáneo que ha logrado consolidarse, que ha logrado echar raíces; pero es frágil aún. Los extremistas pretenden cortarle la raíz, pretenden que no le echemos agua para que pueda desarrollarse, no debemos permitirlo. Ese es lo mejor mensaje que le podemos dar a Francisco.

“En nuestro partido y en el FMLN, Francisco se caracterizó por sus ideas frescas, jamás escleroso su pensamiento. En nuestro partido estaba a la vanguardia de los que piensan poniendo la vista adelante.

“Aportó mucho a nuestro partido en todo el proceso de negociación, en toda la búsqueda de fórmulas para encontrarle una vía a la paz y en las actuales circunstancias Francisco apostaba firmemente a la posibilidad de que la paz podía fortalecerse. Murió confiado en eso. Murió con esa fe. “Lo asesinaron los que no creían como él, los que no quieren que la paz se afiance, se consolide y se haga irreversible, los beneficiados por la opresión y la cultura de la violencia.

“En esta hora de luto y dolor, de clamor porque se haga justicia, nosotros debemos decir ante el cadáver de Francisco que no obstante su sacrificio, no obstante su sangre que tan injustamente se ha derramado: si florecerá la paz, porque no permitiremos que la arrebaten la paz a nuestro pueblo.

“Los Acuerdos de Paz son la más importante conquista de nuestro pueblo en este siglo. La paz con democracia es la que nos va a permitir avanzar hacia nuevos niveles de justicia social.

“Asesinaron a Francisco al lado  de su hija, la semilla que deja sembrada para el porvenir. Para niños y niñas, como la hija de Francisco, que lo vio morir de la forma más lamentable, para esa niñez,  es que estamos luchando, por esas niñas y niños, es que han derramado su  sangre muchos miles de salvadoreños y salvadoreñas a la que hoy se suma la sangre de Francisco Veliz.

“Hay que decirle a su familia que no hay un solo militante del FMLN, que no comparta, ni las acompañe en su dolor. Haremos honor al hombre y al ejemplo que nos deja. Reconocemos que ustedes son co-formadores de la conciencia de Francisco trasladó a miles y miles de salvadoreños.

“Queremos darle nuestro más sentido pésame, que también es un auto pésame porque la muerte de Francisco nos pesa en el corazón y en la conciencia, él fue nuestro hermano. “Queremos decirles a los representantes de otros gobiernos, a los representantes de ONUSAL que hoy nos acompañan, que trasladen a sus gobiernos y a la comunidad internacional, que los compañeros de Francisco y los integrantes del FMLN: queremos la paz.

“Estamos apostando por la paz que tanto ha constado a nuestro pueblo. Queremos que florezca la paz, múltiples sacrificios hemos hecho para que la paz pueda abrirse brecha en el país. Mucho tiene que hacer la comunidad internacional en esto.

“Queremos agradecer las muestras de interés, las disposiciones que nos han transmitido de que harán todo lo que esté a su alcance, igual que lo haremos todos los partidos políticos democráticos de este país, empezando por el FMLN.

“Para que  efectivamente se desmantelen los Escuadrones de la Muerte de una vez y para siempre. Para que se encuentren a los culpables y se haga justicia. No queremos venganza, queremos sencillamente justicia, queremos que se consolide el porvenir que está dibujado en los Acuerdos de Paz.

“Damos este adiós a Francisco, pero él se queda con nosotros, porque Francisco es en este país, de los hombres que no mueren. La historia de este país lo recordará en sus páginas para trasladar su ejemplo y sacrificio a las nuevas generaciones.

Señora madre, señora esposa del compañero, hermana, diremos el último adiós a Francisco. Y quiero reitérales que en toda circunstancia estamos con ustedes y con su fruto”, finalizó diciendo Francisco Jovel ante la tumba de Darol Francisco Velis Castellanos, conocido como Comandante, Manuel Hernández. Durante la guerra, fue miembro de la Comisión Política del PRTC, fundador del Comité Político del FMLN, durante la guerra, y candidato a primer diputado por la planilla nacional del recién constituido partido Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN). Francisco Velis recorrió todo el país realizando tareas revolucionarias, fue asesinado, el 25 de octubre de 1993 por los Escuadrones de la Muerte en San Salvador.

El crimen de Velis fue planificado para matarlo cuando este se disponía a dejar en el Kinder  a su hija  Ixchel Velis. El asesinato fue espantoso, un disparo certero en la cabeza y una hija que apenas iniciaba a balbucear la palabra papa quedaba huérfana de su padre el 25 de octubre de 1993.

Este 25 de Octubre de 2016 se cumplen 23 años del asesinato de Velis y este sigue en la impunidad, pues solo capturaron a sus esbirros materiales; no así a los autores intelectuales.

Cinco días después del asesinato de Velis el 30 de octubre, el Comandante, Eleno Hernán Castro (Carmelo) del Ejército Revolucionario del Pueblo -ERP- fue asesinado con tres balazos.

El cinco de diciembre del mismo año de 1993 asesinan con tres balazos al fundador y líder histórico de ANDES 21 de Junio, Mario López Alvarenga, conocido durante la guerra como  Comandante del PRTC, Venancio Salvatierra. En Febrero y Mayo de 1994  se realizaron dos atentados contra la vida de Nidia Díaz, firmante de los Acuerdos de Paz en 1992,  Comandante del PRTC y actual líder histórica del FMLN.

A %d blogueros les gusta esto: