web analytics
Domingo , 28 Mayo 2017
Inicio » Opiniones » Fiscal “duro-blandito”

Fiscal “duro-blandito”

@arpassv

La Fiscalía realizó la semana pasada nuevas diligencias en el escandaloso caso de corrupción del ex presidente Antonio Saca. Cuatro propietarios de reconocidas agencias publicitarias, un ex diputado cuñado de Saca y la propia ex primera dama Ligia de Saca, destacan entre los procesados.

La referida actuación fiscal es positiva y debe ser respaldada por la ciudadanía ¿Cómo no sería positivo profundizar las investigaciones sobre el robo de 246 millones de dólares de fondos públicos a través del peculado y lavado de dinero?

El hecho, sin embargo, evidencia el doble rasero del Fiscal General, Douglas Meléndez, quien se muestra “duro” en el caso del ex presidente Saca y “blandito” en casos como el de los “destinatarios” de los fondos de Taiwán lavados por el ex presidente Francisco Flores y otros que involucran a personeros de la derecha oligárquica: FECEPE, magistrado Belarmino Jaime o los “Papales de Panamá”.

Incluso, en el mismo caso de Saca, el Fiscal “duro-blandito” no incluye a la ex vicepresidenta (del gobierno de Saca) Ana Vilma de Escobar y otros activos defensores de los intereses oligárquicos como el prominente miembro de FUSADES Luis Mario Rodríguez, ex secretario jurídico del ex presidente en cuestión.

Mientras lincha jurídicamente a Saca y compañía, el Fiscal “duro-blandito” protege a la veintena de dirigentes, ex dirigentes, funcionarios y ex funcionarios areneros partícipes en la trama corrupta de apropiación de las donaciones de Taiwán aperturando cuentas bancarias o recibiendo finalmente los fondos que eran para los afectados por los terremotos de 2001.

Mientras al ex presidente (expulsado de ARENA y desamparado por la oligarquía) lo manda al penal de Mariona, el Fiscal “duro-blandito” no tiene agallas para pedir a la Asamblea Legislativa el desafuero de la diputada oligárquica Ana Vilma de Escobar por el FECEPE ni para judicializar el caso de Belarmino Jaime, miembro de la pro-oligárquica Sala Constitucional.

Mientras procesa a agencias publicitarias y otras empresas implicadas en la corrupción de Saca, el Fiscal “duro-blandito” se niega a investigar a las empresas salvadoreñas que tienen firmas “offshore” en Panamá y otros paraísos fiscales, entre éstas Telecorporación Salvadoreña (TCS), principal emporio mediático del país que las utiliza para la autocompra derechos de transmisión.

Así que, enhorabuena, que el Fiscal sea “duro” con la repudiable trama corrupta del ex presidente Saca, caído en desgracia con las élites oligárquicas. Sin embargo, es reprobable que sea “blandito” con otros casos donde los implicados son personeros activos de la oligárquica derecha empresarial, partidaria, oenegera y mediática.

El sesgado y parcializado desempeño “duro-blandito” del Fiscal General contrasta con su promesa de investigar todos los delitos y aplicar la ley “a quien sea”. Todas las organizaciones democráticas, sectores decentes y la población honrada deberían recordárselo.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: