web analytics
domingo , 22 octubre 2017
Inicio » ELECCIONES 2014 » Con música inicia votación en colonias populosas
Con música  inicia votación en colonias populosas

Con música inicia votación en colonias populosas

Con música  inicia votación en colonias populosas

Por Néstor Martínez

No, mind no, buy cialis no basta rezar, hacen falta muchas cosas para conquistar la paz… la canción del grupo venezolano Guaraguao rompió el silencio de una pasaje en la Colonia Amatepec; en la Colonia Santa Marta, también el volumen era alto: Voy camino de mi tierra, atravesando llanuras, voy camino de mi tierra contemplando su hermosura.. esta era la bienvenida para los votantes de la Escuela San Martín, y en San Jacinto, una cumbia era la motivación…se acabó la casaca, se acabó.., pero eso suena en los identificados con el FMLN, en un solitario canopi con los colores de Arena sonaba el estridente sonido del perrero…

Desde muy temprano los votantes de estas colonias se presentaron a ejercer su derecho constitucional, el garaje de una casa fue convertido en centro de abastecimiento, muchos vehículos adornados con banderas del FMLN trasladaban votantes de su casa al centro de votación.

Allí ancianos, lisiados, jóvenes… todos entusiastas salen a votar.

En el Centro Escolar de la Colonia Amatepec, un pandillero estaba esposado, mientras otro joven era interrogado por la policía.

Un agente contó a Diario Co Latino que el joven pandillero es un palabrero (jefe de pandilla) de la pandilla 18, quien fue capturado luego de amenazar a un policía que requisaba sospechosos a la entrada del centro de votación. El otro joven fue liberado y el pandillero llevado a otro centro, pero de detención.

Mientras tanto en la televisión los canales se esmeraban en capturar la atención de los televidentes con diversos informes desde varios puntos del país.

Otros votantes comentaban que las alcaldías bajo el dominio arenero utilizaban los recursos municipales para actividades electorales. “Dígalo usté”, me dijo una señora.

Salgo de las colonias populosos dejando tras de mí alegría y en mi cerebro resuena la música de Guaraguao, recordando que en mi juventud escuchar a volumen esta música era casi una sentencia de muerte.

A %d blogueros les gusta esto: