web analytics
Página de inicio » Memoria Histórica » El hombre necesario

El hombre necesario

JOSÉ GUILLERMO MÁRTIR HIDALGO

El argentino-mexicano Enrique Guinsberg quien se desempeña como investigador del Departamento de Psicología de la Universidad Autónoma Metropolitana-Xochimilco, en la Ciudad de México es el autor de la obra “Control de los medios, control del hombre: medios masivos y formación psicosocial”. 1. La obra inicia con la premisa que cualquier sociedad necesita construir su sujeto social para el mantenimiento y reproducción del sistema.

Para lograr lo anterior se utilizan distintas instituciones, los medios de comunicación es una de ellas. Los medios acostumbran descifrarse, en su semántica estructural como ocultadores de armazones ideológicas en sus mensajes. De la misma manera en su semántica cuantitativa, según la tradición norteamericana, Gerhard Meletzke considera que los medios de comunicación no transmiten ideología, ni motivaciones manipulativas, solo intereses comerciales.

Punto de vista opuesto es el marxismo, quien califica a los medios de comunicación de no ser neutros. Estos sirven a intereses concretos y la propiedad de los medios de comunicación determina su papel ideológico. Por tanto, los medios de comunicación son instrumentos de control social, de manipulación y de enajenación, cuyo fin es mantener dominados a los sectores a quienes llega.

Guinsberg estima que los medios de comunicación son un poderoso aparato educativo ya que suministran conocimientos, informaciones, orientación y formación. Promueven una visión del hombre, una visión de la sociedad y de sus relaciones. Y en la actual fase de globalización del capital, los medios de comunicación son aparatos ideológicos y agencias de socialización preponderantes.

En el proceso de socialización, los medios de comunicación actúan con otras agencias socializantes. Con la familia en forma directa, a través de programaciones intencionales para distintas edades y en forma indirecta, los medios vierten sobre ella hábitos alimenticios, modas, juguetes y mercancías. En alianza con la escuela se refuerzan valores que facilitan el proceso de socialización, así se logra la integración institucional. Y con las iglesias la integración es mayor. Por eso los medios de comunicación son el intelectual orgánico del poder. Los medios proyectan en los receptores programas mentales.

Los aparatos ideológicos son abocados, desde la temprana infancia, a la construcción del hombre necesario para el mantenimiento y reproducción de la estructura de relaciones. A través de los diversos aparatos ideológicos, entre ellos los medios de comunicación, hay un moldeamiento del psiquismo para canalizar las pulsiones y cambiar el sentido original de las mismas. Los medios de comunicación participan en la formación del hombre adecuado mediante mensajes directos de figuras de autoridad, entrecruzando comunicaciones acogedoras y reparadoras.

La crítica a los medios de comunicación como vendedores de productos de consumo, es que se minusvalora su rol hacia una forma de vida, hacia un modelo de hombre y hacia una estructura social concreta. Estos inyectan indicativos de como el sujeto debe ser presentando modelos de Yo y Súper Yo. Los medios presentan modelos de identificación, mecanismos defensivos aceptados y promocionan fantasías. Los medios de comunicación concurren en la formación y estructuración de la personalidad. Las perfiles difundidos por los medios de propaganda de masas han reemplazado la potencialidades dominantes de los padres.

Los contenidos reales que comunican no son idénticos a los manifestados. La significación conocida no coincide con la real. Los medios encarnan significaciones sociales, es decir, ideologías que se escapan a la consciencia. Los medios de comunicación se apoyan en la calidad no conscientes de sus mensajes. Los medios producirán representaciones que servirán de normas colectivas. El impacto de los mensajes transmitidos por los medios, tienen efectos precisos con los objetivos del sistema e ideología dominante. Los medios inculcan ideología premeditada y elaborada. Transmiten su visión del hombre y del mundo. Esta elaboración manifiesta es un verdadero mecanismo de penetración a nivel inconsciente, ya que la mayor parte de las emisiones pasan sobre la conciencia y penetran inconscientemente. Los medios llegan a los niños a temprana edad y penetran en el inconsciente a través de programas infantiles. Por medio de los juguetes industriales se internaliza el mundo y las redes simbólicas. La integración de los medios de comunicación y los juegos refuerzan el contenido de las programaciones.

YO E IDEAL DEL YO

El “Yo” es la estructura interna que posibilita la acción de los habitantes, sin que sepan la causa de tal forma de acción y pensamiento. Para las clases dominantes es medular el control del “Yo” de la población. El “Yo” es el representante de la razón y la prudencia, en oposición al “Ello” que contiene pasiones. Los medios de comunicación participan en la formación del “Yo” dando una visión del mundo exterior, dando un sentido de realidad y brindando alternativas aceptadas de “placer”. Se busca determinado tipo de “Yo” donde la realidad no sustituya al placer sino que de placer. El “Yo” media entre que el mundo haga justicia al deseo del Ello y el Ello que obedezca al mundo. Los modelos de “Yo” que presentan los medios son prototipos de los héroes y “malos” de las historias. El objetivo del control del “Yo” en la población es el control de su movilidad, para que el jinete refrene la fuerza de la cabalgadura y canalice las fuerzas hacia objetivos ficticios evitando así la tensión e integrando el sistema.

El Ideal del Yo es el modelo al que el sujeto intenta ajustarse. Éste es producto de la idealización del “Yo”, de la identificación con los padres sustitutos y los ideales colectivos. El Ideal del Yo es un modelo de cuasi perfección del ideal colectivo. La publicidad hace creer al espectador que oportunidades de compra son necesarias como propiedad y ostentación de los productos. La frustración de realización tangible, se desplaza a aspiraciones por lo ficticio y fantasmagórico. Los mensajes contradictorios de los medios promueven placer a lo prohibido o limitado, manteniendo así un control social permisivo y no represivo.

Los aparatos de difusión de masas presentan el sentido de realidad, a través de los espacios informativos y restante programación. La realidad es opuesta a la fantasía, es adaptación al tiempo y acoplamiento de las necesidades a la vida en sociedad. La realidad es similar al funcionamiento mental, la realidad visible no coincide con la realidad profunda. La realidad social se confunde con la representación intrapsíquica de la realidad externa. Los medios de comunicación tienen como función, reexpresar y reinventar símbolos y suscitar otros nuevos. Los medios son una red simbólica de versiones de la realidad, mediante la información que presentan o silencian bajo determinadas condiciones. El acceso a la realidad pasa por los medios, quienes indican que es lo más importante y lo que no es importante. La construcción de la imagen del mundo se da través de los ellos y todo su contenido posee ideología.

La ideología del medio es la ideología de los promotores del medio. Por tanto, la realidad que presentan los medios será su imagen de realidad. Las funciones del criterio de realidad es la aceptación de lo normal y dificultar la búsqueda de cambios. La ideología dominante a través de los medios de comunicación es que las expectativas se mantengan y las demandas se dirijan por los canales apropiados. Los medios inyectan una realidad conveniente al proyecto ideológico de la estructura de poder. Por ende hay una visión desinformada de la realidad para que las masas conozcan lo que deben conocer y desconozcan lo que no deben conocer. Efectivamente los medios informan lo conveniente para el mantenimiento de la estructura de dominación.

Se utilizan una gran cantidad de recursos técnicos en torno a una información mínima. De esta manera se permite una marcada distorsión de la información. Los conceptos técnicos dan una visión científica, califican y etiquetan con lo que predisponen la opinión, ya que los comentarios son presentados como información. Con la fragmentación de la información, los medios integran material diverso. Los medios presentan shows informativos a través de una diversificación sincrética. Entre tanto los medios impiden ver la realidad como una totalidad. La realidad es presentada como la suma de factores no conectados y no enlazables.

MEDIOS: SALUD MENTAL Y LOCURA

A los medios de comunicación se les acusa de todas la perturbaciones del hombre contemporáneo.

2. Los medios actúan como agentes del conformismo e instrumentos de control social. Estos se identifican con el criterio estadístico de salud mental: adaptación a las normas establecidas. Estigmatizándose loco al que se considere raro u opuesto a las mismas.

Los medios son alienantes porque llegan a amplísimos receptores, quienes se identifican con el medio por sus diferentes programaciones o productos promocionados. Las figuras admiradas roles-modelos o mercancías, son internalizadas por los receptores colocando, asimismo, su identidad en “otros” (Teoría de la Alienación).

Los medios son fuente principal de la exposición de la realidad. Estos ofrecen una realidad parcial o totalmente falsa y distorsionaba.

La forma de presentación de la realidad no es global sino fragmentada. De esta manera las personas pierden el sentido de realidad. Los medios precisamente promocionan tendencias esquizoides (Marco Psicoanalítico).

La creación de psicóticos y neuróticos a niveles masivos se consigue, porque el influjo de los medios se mantiene a través de toda la vida y resulta imposible escapar de ellos. Además que ofrecen una sistemática contradicción entre sus mensajes manifiestos y latentes (Teoría del Doble Vinculo).   

Los medios de comunicación internacionales inducen, a que una cultura dominante sea impregnada de la forma de vida de los países dominantes. Inculcando con ello valores ajenos y amenazando los valores propios. Los Estados Unidos usan su potencia económica y política para transformar las formas culturales de los países periféricos. Con ello se va internalizando una internacionalización del carácter. Hay una imitación de las formas de vida de las naciones dominantes lo cual es un etnocidio.

1 Ginsberg, Enrique (1988). Control de los medios, control del hombre: medios masivos y formación psicosocial. México: Pangea Editores-Universidad Metropolitana Xochimilco.

2 Guinsberg, Enrique. Medios masivos de difusión, {Private} “Salud mental” y “Locura”. En: https://studylib.es/dic/6334344/medios-masivos-de-difusion-%7Bprivate-%7D–salud-mental–y–l…

Ver también

¿Perdón y olvido ?

“Jonathan Tempestad” Marc Ingelbrecht 1 ¿Como te llamas compita? -Yamileth. ¿Y cuantos años tienes? -Trece. …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.