web analytics
Página de inicio » Proyecto Cultural Sur Vancouver » En apoyo al Movimiento Cultural de Valparaíso

En apoyo al Movimiento Cultural de Valparaíso

Proyecto Cultural Sur Vancouver

En Comisión Mixta Municipal Fuerza Femenina del Parque Quintil expone a embaucador con trayectoria. El martes 3 de julio 2018 se dio inicio a la primera sesión de Comisión Mixta en torno a la administración del Parque Quintil, presidida por la concejala Ruth Cáceres (Comisión de Medioambiente) y el concejal Daniel Morales (Comisión de Patrimonio), donde se trataría el ordenamiento y la coordinación administrativa del parque. Dicha comisión se levantó con el propósito de buscar una solución al problema que afecta al Parque Quintil y que tiene a la actual organización en una frágil situación jurídica, a pesar que han puesto todo su empeño en abrir el parque a la ciudadanía.

La Comunidad Parque Quintil lleva un año y medio dándole vida a este bello pulmón verde de la ciudad y haciendo todos los esfuerzos para que se abra libremente a las porteñas y porteños, con trabajo voluntario. En un inicio, este año, habría sido aceptado un comodato por parte de la municipalidad para continuar con el proyecto; sin embargo, existieron dudas y otros intereses que obstaculizaron este proceso. Un siniestro personaje.

En Comisión Mixta del Concejo Municipal quedó una batahola al exponer todos los antecedentes que la Comunidad Parque Quintil venía advirtiendo hace más de un año, sobre la persona del señor Víctor Bravari, de la agrupación “Amigos del Quintil”.

En el transcurso de la comisión, la fuerza femenina del Parque Quintil de Valparaíso, presentó graves antecedentes en relación a este individuo, responsable de las difamaciones que ha mantenido bajo tela de juicio frente a algunos escépticos porteños…

“Por medio de difamaciones inventadas por este señor que divulgaba en redes sociales, nos ha tratado de vincular a inmobiliarias, a la derecha e incluso se insistía que lucrábamos, pero cuando las personas empiezan a llegar al parque se daban cuenta que todo eso era mentira. Nuestra fortaleza es nuestro trabajo. Somos asambleístas y apartidistas y muchas de nosotras simpatizamos con los principios del ecologismo y feminismo”, indicó Rocío Saez, vocera de la Comunidad Parque Quintil.

A modo de presentar todos los antecedentes que fueran necesarios entregar y, a vista y paciencia del interpelado, en esta comisión se hicieron acompañar de otro dirigente organizacional afectado años antes y que habría experimentado su forma de operar cuando se trata de proyectos en los cuales existen fondos públicos, quien lo encaró:

“En algún momento del proceso conocimos a Víctor Bravari, después de eso nos trató de estafar a nosotros y a los pintores, esto se repetía ya anteriormente y posteriormente. Él es una persona que está vetada, donde se ha metido está vetada, por lo mismo no se dedica a la parte artística porque no hay artista que lo apoye. Cuando alguien se asesora lo llevan a él como para que los ayuden, me llama mucho la atención porque creo que son personas que actúan de buena fe. Él es una persona de muy baja moral. A él lo que le interesa es el dinero, se dedica a esto. Él no viene por una acción altruista o porque quiera hacer un bien social”, explica David Villaroel, gestor del conocido proyecto Museo Cielo Abierto de San Miguel en Santiago.

Así también, existirían otras lamentables experiencias como por ejemplo el proyecto Mural de La Florida, donde habría operado bajo el nombre de una de sus organizaciones que usaba como plataforma, lo cual se habría repetido durante años en diferentes proyectos del ámbito de la cultura, el arte y el medioambiente, logrando apropiarse de millonarias cifras además de los créditos de las obras de muralistas “se aprovecha de los recursos y de las capacidades de otras personas para apropiarse de los proyectos”, según expone Jorge Peñailillo del colectivo Los Overoles.

La precaución de entregar estos antecedentes en Comisión Mixta fue de develar una compleja arista que ha complicado el desarrollo transparente de las conversaciones en torno a un lugar de interés comunal, comprendiendo la relevancia de dilucidar las condicionantes que han trasladado un debate público a un comidillo de informaciones cruzadas muy difíciles de comprender.

“Esa campaña de hostigamiento contra nuestra organización logró desmotivar a muchas colegas que venían a trabajar y esperamos que después de despejar esto vuelvan, porque son mujeres que hacían un gran aporte al parque. Asimismo, esperamos que esto quede atrás como una etapa extraña y amarga, para enfrentar en la comisión el desarrollo del parque con la seriedad que merece”, indica Isa Walker, parte de la Comunidad Parque Quintil.

Ver también

PROYECTO CULTURAL SUR VANCOUVER

Cultura y Educación son palabras que a diario utilizamos, son como hermanas; pero que por …

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: