web analytics
Página de inicio » Nacionales » “El pueblo de Dios tiene que luchar por la paz con justicia”: padre Numa Molina
Numa Molina, sacerdote jesuita de Venezuela. Foto Diario Co Latino/Jorge Rivera.

“El pueblo de Dios tiene que luchar por la paz con justicia”: padre Numa Molina

Oscar López
@OscarCoLatino

En 2018 se cumple el X aniversario de la Cátedra Simón Bolívar, organizada por la embajada venezolana en El Salvador, en esta ocasión se pretende analizar el rol de la fe en los procesos revolucionarios de la región, por lo que la lección inaugural será presidida por el padre Numa Molina García S.J, la misma se llevará a cabo a las 5:00 p.m. en el Cine Teatro de la Universidad de El Salvador (UES).

En una entrevista concedida a Diario Co Latino, Molina expuso el papel de la espiritualidad y la fe en los procesos revolucionarios de Nuestra América, esto basado en las luchas que tienen los pueblos latinoamericanos que en su mayoría son cristianos, muchos de ellos católicos.

Sin embargo, Molina hizo una división de la Iglesia, por una parte la Iglesia que es integrada por obispos, sacerdotes y religiosas, y la que es integrada por el verdadero pueblo de Dios, que lucha por la igualdad y la solidaridad. “El pueblo de Dios tiene que luchar por la paz con justicia, por eso los pueblos no se pueden rendir”, dijo.

Molina aseveró que es necesario que el pueblo de Dios debe organizarse y formarse. “Es una pena que la Iglesia pueblo de Dios salvadoreña esté en pequeños grupos, en pequeños movimientos y que la Iglesia venezolana estemos por allá, igual la ecuatoriana, en este momento tenemos que enterarnos de lo que pasa y estar unidos, la organización pasa por ahí porque los pueblos que estamos pensando en la liberación nos pongamos en contacto”. De igual forma, el religioso externó que es necesario que el pueblo viva el Evangelio “al modo de Jesús” el pueblo comenzará a fortalecerse y a unirse, ya que el cristianismo es para vivirlo en comunidad.

“Tenemos que entender que o nos unimos para vivir nuestra fe en común y construir el Reino de Dios o le dejamos el espacio a la minoría que se dice católica pero que no está viviendo su fe, lo que vive es un cumplimiento de preceptos”, aseveró Molina.

El religioso consideró que la iglesia latinoamericana debería estar “volcada” a apoyar las luchas de los pueblos, esto mediante el despertar de una fe comprometida con la “lucha y solidaridad con los más pobres”.

Por lo mismo, Molina afirmó: “sería injusto darle los créditos a la iglesia institucional, cuando la que ha tenido una palabra fuerte, profética ha sido la iglesia pueblo de Dios.

Llegamos a lo que fue la Conferencia de Medellín como Iglesia Católica Latinoamericana por la fuerza de los pueblos que se organizaron y que el Concilio Vaticano Segundo vino a abrir las ventanas a la Iglesia, fue donde se le dio carta de identidad a la Teología de la Liberación, a las luchas revolucionarias, porque fue una revolución dentro de la Iglesia hablar de teología de la liberación”, explicó Molina.

De igual forma, consideró que “la misa no puede quedarse en el pueden ir en paz, la fe tiene que ser aterrizada, no puede quedarse en los templos, la vida tiene que ser la prolongación de la misa, si ahí reflexiono la palabra de Dios, esa palabra la tengo que hacer vida, si no es falsa”, enfatizó Molina. En cuanto a si la Iglesia puede frenar las luchas revolucionarias de los pueblos, Molina cuestionó

“¿quién es más importante en la Iglesia? El laico. Yo existo porque hay un pueblo que es sacerdotal, existo para servirle a ese pueblo, no existo para oprimir a ese pueblo ni para llevarle la contraria a sus luchas, existo para servirle, para solidarizarme con él, esa es mi misión, lógico si hay una iglesia que se pone en contra de las luchas de los pueblos, intenta detenerlas, pero no puede, porque los pueblos cuando se unen y despiertan y conocen al verdadero Jesús de Nazaret, es muy difícil (detenerlas)”, argumentó el padre Molina.

Molina, actualmente es rector de la iglesia San Francisco de Caracas, profesor en el área de posgrado en Teología Espiritual de la Facultad de Teología de la Universidad Católica Andrés Bello, de la misma ciudad. Además, es miembro del Consejo Superior de la Universidad Católica Santa Rosa (UCSAR).

Desde mayo de 2013 es miembro de la Comisión Presidencial por la Paz y la Vida, en febrero de 2014 fue designado como capellán del Canal 8 Venezolana de Televisión y acompañante espiritual de los Movimientos Religioso-Culturales de Venezuela, Centro de la Diversidad Cultural y asesor del presidente de la República Nicolás Maduro en materia teológica y de Iglesia.

Ver también

PNUD insta al Estado a invertir más en la juventud

Joaquín Salazar @JoakinSalazar El Programa de las Naciones Unidas Para el Desarrollo (PNUD) presentó el …

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: