web analytics
miércoles , 13 diciembre 2017
Inicio » Espectáculo » Un mito italiano sobre dos ruedas: la Vespa cumple 70 años
Un mito italiano sobre dos ruedas: la Vespa cumple 70 años
Una mujer guarda sus pertenencias en una cesta de su Vespa, en una imagen tomada en 1964.

Un mito italiano sobre dos ruedas: la Vespa cumple 70 años

Carola Frentzen (dpa)

Hay algo en sus curvas redondeadas, cialis sale en su talle de avispa y en su diseño inconfundible que hacen que una Vespa evoque imágenes de la posguerra. De los años 50, online cuando las chicas llevaban amplias faldas y pantalones capri, ed Elvis Presley y Bill Haley cantaban desde las radios y por todas partes se extendía un sentimiento de libertad.

Este sábado 23 de abril, la motocicleta Vespa cumple 70 años. “Nosotros la definimos como una ‘setentona que se mantiene bien’, que aún tiene por delante décadas de grandes transformaciones y revoluciones”, afirma Davide Zanolini, portavoz del Grupo Piaggio (Piaggio), en cuyos talleres surgió el mito en la localidad toscana de Pontedera en 1946. La Vespa es un símbolo de Italia como lo son la pizza, la pasta o el Coliseo.

Pero la motocicleta no es un éxito solamente en su país, sino que se han vendido en todo el mundo 18 millones de 150 modelos. Sus fans no son solamente aquellos que vivieron aquella época, sino también sus hijos y nietos. “Ocurre a menudo que una Vespa pasa de padres a hijos y se la cuida tanto que sobrevive mucho más tiempo del habitual para un vehículo”, señala Zanolini. “Y se convierte en un objeto de culto, de colección”.

La historia comenzó cuando los talleres de aviación Piaggio buscaban un nuevo proyecto que los mantuviera a flote después de la Segunda Guerra Mundial. Enrico Piaggio, que dirigía entonces la firma, reconoció una necesidad que tenía la mayor parte de la población, que no podía comprarse un automóvil: un vehículo de transporte para dos personas.

Primero surgió un prototipo llamado MP 5. La forma era tan rara que la moto recibió el mote de “Paperino” (Pato Donald). “No todos saben que la Vespa tuvo una especie de padre”, dice Zanolini. “Pero a Enrico Piaggio no le gustó, así que encargó al ingeniero aeronáutico e inventor Corradino d’Ascanio que hiciera otra prueba”.

D’Ascanio no era ningún fan de las motocicletas, que consideraba incómodas, voluminosas, con ruedas difíciles de cambiar y cadenas que engrasaban las perneras de los pantalones. Así que desarrolló una moto con un motor de 125 cc y una carrocería capaz de sostenerse por sí sola.

Al colocar el motor en la parte trasera ya no existía el problema con la cadena y el espacio delante del asiento hacía no solo que fuese fácil subirse, sino que incluso se podían transportar cosas.

Según cuenta la historia, Piaggio dijo que le hacía recordar a una avispa (vespa, en italiano), por su parte trasera más gorda que se afina y termina en el manubrio como unas antenas. Así nació el nombre de su leyenda, patentado el 23 de abril de 1946.

Pocos años después Audrey Hepburn y Gregory Peck recorrían la Ciudad Eterna en Vespa en “Vacaciones en Roma” (“La princesa que quería vivir” en América Latina), una imagen de 1953 que sigue apareciendo en calendarios y postales italianas. Hubo muchas otras películas en las que la motoneta tiene un papel destacado, desde la ópera rock “Quadrophenia” a “American Graffiti” o “El talentoso Mr. Ripley”. Y la condujeron en el set o las películas divas como Joan Collins, Jayne Mansfield o Nicole Kidman.

La Vespa también tuvo sus récords. En 1952 el francés Georges Monneret construyó un modelo “anfibio” para la carrera París-Londres y cruzó con ella el Canal de la Mancha. Otros modelos especiales llegaron a alcanzar velocidades de hasta 170 kilómetros por hora. Los aventureros recorrieron con ellas desiertos africanos o viajaron de Europa a Groenlandia, India o Vietnam. Uno de ellos, el australiano Geoff Dean, dio la vuelta al mundo en sus dos ruedas.

El fin de semana del aniversario será festejado en Pontedera con fans de todo el mundo. Muchos pertenecen al legendario Club Vespa, que se creó poco después de la aparición de las primeras motonetas. Hay planeados viajes a los alrededores, a Pisa y a las colinas de Valdera, así como un desfile festivo y la inauguración de una exposición (Web de la muestra).

Hay motivos para celebrar: después de un retroceso las ventas casi se triplicaron de 2005 a 2015 en sus fábricas de Pontedera, Vietnam e India, hasta un total de 170.000. “La Vespa vive uno de los mejores momentos de su historia”, dice orgulloso Zanolini.

A %d blogueros les gusta esto: