web analytics
lunes , 11 diciembre 2017
Inicio » Internacionales » Serias advertencias a Estados Unidos si traslada embajada a Jerusalén
Serias advertencias a Estados Unidos si traslada embajada a Jerusalén
El Domo de la Roca, destaca en la Ciudad de Jerusalén. [Foto Diario Co Latino/Thomas Coex/AFP]US President Donald Trump may recognize Jerusalem as the capital of Israel. The international community says Jerusalem's status must be negotiated between Israelis and Palestinians. Israel occupied east Jerusalem in the 1967 Six-Day War and later annexed it in a move never recognised by the international community. / AFP PHOTO / THOMAS COEX

Serias advertencias a Estados Unidos si traslada embajada a Jerusalén

Washington/Vaticano/Riad/AFP

El proyecto del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, de trasladar la embajada de Tel Aviv a Jerusalén conlleva el reconocimiento estadounidense de la Ciudad Santa como capital de Israel, lo que genera fuertes controversias.

El presidente estadounidense, Donald Trump, hará un anuncio formal este miércoles sobre la posición de su gobierno respecto al estatuto de Jerusalén, informó la portavoz de la Casa Blanca, Sarah Sanders.

El estatuto de Jerusalén es un asunto clave en el conflicto palestino-israelí, y ambas partes reivindican la ciudad como su capital.

En 1995 el Congreso de Estados Unidos adoptó una norma por la cual debía trasladarse su delegación diplomática a Jerusalén. Sin embargo una cláusula permite a los presidentes postergar la mudanza por seis meses, potestad que han utilizado Bill Clinton, George W. Bush y Barack Obama.

El propio presidente ya informó a varios dirigentes de Medio Oriente de su intención de transferir la embajada de Estados Unidos de Tel Aviv a Jerusalén, un paso que requiere el reconocimiento de esa ciudad como la capital israelí.

Este gesto político, sin embargo, desató una intensa ola de alertas a Washington, ante las consecuencias incendiarias que podría tener en toda la región.

El presidente de la Autoridad Palestina, Mahmud Abas, informó este martes que mantuvo una conversación telefónica con Trump y que el presidente estadounidense le adelantó la “intención” de transferir la embajada a Jerusalén.

Abas aseguró que en esa conversación alertó a Trump sobre las “peligrosas consecuencias” del gesto para “la estabilidad en la región y en el mundo”.

A su vez el rey Salmán, de Arabia Saudita, uno de los más firmes aliados de Washington en el mundo árabe, alertó este martes que la decisión de reconocer a Jerusalén como capital israelí podría desatar “la cólera de los musulmanes” en todo el mundo.

En tanto, el movimiento islamista palestino Hamas expresó que el reconocimiento de Jerusalén como capital de Israel traspasa “todas las líneas rojas”.

El estatuto de Jerusalén es uno de los temas más sensibles del conflicto entre palestinos e israelíes.

La comunidad internacional no reconoce a Jerusalén como capital de Israel, ni la anexión de su sector oriental, aunque algunos países han trasladado su embajada.

En tanto, la jefa de la diplomacia de la Unión Europea, Federica Mogherini, advirtió que el reconocimiento de Jerusalén como capital israelí en la práctica inviabilizaría la creación de un Estado palestino junto al Estado hebreo.

“Debe encontrarse una solución a través de las negociaciones para resolver el estatus de Jerusalén -ocupada y anexionada por Israel- como futura capital de dos Estados (israelí y palestino), con el objetivo de responder a las aspiraciones de las dos partes”, expresó.

El Vaticano confirmó que el papa Francisco y el presidente palestino Mahmud Abas conversaron este martes por teléfono, en medio de la creciente preocupación internacional por el posible traslado de la embajada estadounidense a Jerusalén.

El portavoz del Vaticano, Greg Burke, confirmó a la AFP la llamada telefónica, aunque no quiso dar detalles sobre el contenido de la conversación.

En octubre, el papa Francisco defendió el “status quo” de Jerusalén, una “ciudad santa donde todos deben poder vivir en paz” y pidió el “libre acceso” a todos los creyentes, judíos, musulmanes y cristianos, a los lugares santos de Jerusalén.

En enero, el mismo Abas había advertido durante una visita al Vaticano que trasladar la embajada de Estados Unidos en Israel a Jerusalén afectaría las esperanzas de paz en Medio Oriente.

El líder palestino, que se reunía con el papa Francisco por tercera vez, advirtió en esa ocasión que la idea de Trump “alimentaría el extremismo”.

Las relaciones entre el Vaticano y las autoridades palestinas entraron en una nueva etapa en 2015 con la firma de un acuerdo, que condujo a la apertura de la embajada palestina en el Vaticano.

El acuerdo, que se produjo dos años después de que el Vaticano reconociera Palestina como Estado, levantó la indignación en Israel.

Washington prohibió el martes a los empleados del gobierno estadounidense todo desplazamiento a la Ciudad Vieja de Jerusalén debido a las manifestaciones palestinas anunciadas contra el proyecto de Donald Trump de trasladar la embajada, informó el departamento de Estado.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: