web analytics
Jueves , 21 Septiembre 2017
Inicio » Internacionales » Recrudece violencia en Ucrania; Rusia convoca a Consejo de Seguridad en ONU

Recrudece violencia en Ucrania; Rusia convoca a Consejo de Seguridad en ONU

Por Bertrand de Saisset, Max Delany
Sloviansk/AFP
TeleSUR

Estados Unidos instó a Rusia y Ucrania a “restaurar el orden” tras la “inaceptable” violencia que causó más de 30 muertos el viernes en Odesa, puerto del sur de Ucrania hasta ahora al margen de la insurrección armada prorrusa que se extiende por el este del país.

Un incendio “de origen criminal” arrasó la noche del viernes la Casa de los Sindicatos de Odesa y causó la muerte de 31 militantes prorrusos que se habían parapetado en ese edificio asediado por los europeístas, según el Ministerio de Interior ucraniano.

Una manifestación a favor de la unidad de Ucrania fue atacada violentamente con anterioridad por militantes prorrusos, con un balance de cuatro muertos  y unos 15 heridos.

“La violencia y el caos que condujo a tantas muertes sin sentido y lesiones es inaceptable”, dijo la portavoz adjunta del Departamento de Estado, Marie Harf. “Hacemos un llamamiento a todas las partes para que trabajen juntas en la restauración de la calma, la ley y el orden”, agregó.

Harf instó a las autoridades ucranianas a “lanzar una investigación exhaustiva y enjuiciar a los responsables” del incendio de este viernes”, recalcó que “la violencia y los esfuerzos para desestabilizar al país deben terminar” y destacó la necesidad de poner en práctica los acuerdos de paz alcanzados en Ginebra en marzo.

Rusia, que expresado en repetidas ocasiones estos últimos meses su inquietud por la seguridad de la población de habla rusa de Ucrania, que estima amenazada, se declaró “indignada” por este “nuevo crimen cometido en Odesa”, lo que hacía temer una reacción virulenta de Moscú.

El Kremlin denunció la “irresponsabilidad criminal” de las autoridades de Kiev.

Con anterioridad, Barack Obama y la canciller alemana Angela Merkel amenazaron el viernes a Rusia con nuevas sanciones “severas” en caso de agudizarse la crisis en Ucrania, donde se registró una ofensiva mortífera para el control de Slaviansk, en el este.

Durante la rueda de prensa conjunta en la Casa Blanca, Obama advirtió a Moscú contra posibles sanciones “sectoriales” si las elecciones presidenciales del 25 de mayo en Ucrania se ven perturbadas.

“Estamos listos y hemos preparado esa etapa”, llamada fase 3, agregó Merkel.

Los países del G7 habían anunciado el pasado fin de semana un reforzamiento de sus sanciones a Rusia, acusada de desestabilizar activamente el este de Ucrania.

‘Combates intensos’

Ucrania, que vive desde hace semanas una insurrección armada prorrusa que se extiende por el este del país, lanzó el viernes una operación militar en las ciudades de Slaviansk y Kramatorsk, perdió cuatro militares y dos helicópteros y se ganó la condena sin paliativos de Rusia.

La operación, lanzada a primera hora del día, se detuvo en un tenso cara a cara antes de que los “combates intensos” se reanudaran por la noche.

Una portavoz insurgente señaló cinco muertos en el asalto, “tres miembros de las milicias populares y dos civiles”. Además, añadió, los rebeldes “perdieron cuatro o cinco puestos de control en los límites de la ciudad”.

Rusia reaccionó con virulencia al anuncio de la operación militar, que calificó de “operación de represalias” y “golpe mortal a los acuerdos de Ginebra”, penosamente suscritos a mediados de abril por Rusia, Ucrania y los occidentales.

“Las autoridades (…) deben recobrar la razón y dejar de asesinar a sus propios ciudadanos. Si no, el país podrá conocer un destino muy triste”, se indignó el primer ministro ruso, Dmitri Medvedev.

“La responsabilidad de la guerra contra su propio pueblo recae en quienes deciden en Kiev”, añadió.

Rusia, que ha aumentado su presión sobre Kiev con la amenaza de reducir sus suministros de gas a Ucrania si no paga por anticipado este mes, repitió su mensaje este viernes ante el Consejo de Seguridad de la ONU, y exigió que Kiev “cese sus operaciones punitivas” en el este de Ucrania. Los occidentales responsabilizan a Moscú del aumento de la tensión.

Liberación “retrasada’ del equipo de la OSCE

Por la noche, una fuente diplomática rusa denunció la actitud “irresponsable” del secretario norteamericano de Estado, John Kerry, que aplazó una conversación telefónica con su homólogo Serguei Lavrov porque éste quería halar de la situación en Ucrania.

“Esto atestigua que nuestros homólogos estadounidenses no están interesados por la búsqueda de una salida para esta situación explosiva”, estimó la fuente, citada por las agencias informativas rusas.

Un alto funcionario del Departamento de Estado explicó que esta entrevista telefónica “fue postergada hasta mañana (sábado) debido a conflictos de agenda relacionados con el viaje (por África) del secretario (de Estado) y para permitir enriquecer la conversación con el encuentro de hoy del presidente (Barack Obama) y la canciller (Angela) Merkel”.

Rusia convoca con urgencia reunión del Consejo de Seguridad de la ONU

Rusia convocó una reunión extraordinaria del Consejo de Seguridad de la Organización de Naciones Unidas para tratar la situación creada por la operación militar en Slaviansk, llevada a cabo por tropas del Ejército de Ucrania, informó el portavoz de la misión rusa ante la ONU, Alexéi Zaitsev.

“Rusia convoca una reunión abierta del Consejo de Seguridad en relación con la operación de castigo de Kiev”. Las conversaciones comenzarán poco después de la reunión a puerta cerrada del Consejo sobre el programa de trabajo para mayo.

El viernes en la ciudad de Slaviansk comenzó una operación a gran escala por parte de los destacamentos enviados desde Kiev. Tanto el Ejército de tierra como la aviación abrieron fuego en zonas urbanas.

Varios testigos afirmaron que helicópteros del Ejército ucraniano realizaron ataques con misiles cerca de puestos de control en Slaviansk. Hasta el momento la operación militar ha dejado al menos tres muertos y varios heridos, según la agencia de noticias Russia Today (RT).

Moscú exigió este viernes que las autoridades ucranianas pongan fin a la operación especial en Slaviansk en el este de Ucrania, declaró el Ministerio de Asuntos Exteriores de Rusia.

“Exigimos decisivamente que Occidente renuncie a la política destructiva que aplica en Ucrania y los que se declaran autoridades en Kiev cesen inmediatamente la operación punitiva y cualquier acto violento contra su propio pueblo, liberen a los presos políticos y garanticen la libertad de la prensa”, dice el comunicado.

Observadores liberados

Los observadores de la OSCE retenidos desde hace más de una semana por rebeldes separatistas de Slaviansk fueron liberados el sábado, en plena operación militar del ejército ucraniano en esta zona del este del país, escenario de una rebelión armada prorrusa.

La Organización para la Seguridad y Cooperación en Europa confirmó en Viena la liberación de sus integrantes, tras ocho días de detención en Slaviansk, feudo de los separatistas prorrusos en el este de Ucrania.

A %d blogueros les gusta esto: