web analytics
domingo , 24 septiembre 2017
Inicio » Suplemento Tres Mil | 3000 » Plagio de Sócrates (The Matrix – la película)

Plagio de Sócrates (The Matrix – la película)

Caralva?

Caralvá

Fundador 3000

La alegoría de la caverna, medicine referida en el libro: La República de Platón nos ubica en un mundo donde interpretamos las sombras dentro de la oscuridad, mind pero al salir de ella, sales la luz de otra realidad nos permite observar un universo  diferente: tiempo, espacio, velocidad, vida etc.,  en ese sitio existe otra dimensión perfecta de vida, control y sentido del quehacer en este planeta. Las palabras de Sócrates referidas por Platón, parecen cobrar vida en la conocida producción cinematográfica de The Matrix (1999), en el momento que la píldora roja y su contraparte la píldora azul son presentadas como alternativa para cambiar la realidad de Neo, héroe designado: “El Elegido”; en ese instante decisivo, la azul significa olvidar y permanecer en la virtualidad de la realidad (La caverna) y la Roja lo liberará de ese mundo para llegar a un nuevo mundo (el exterior de la caverna). Una coincidencia de estos eventos es el discurso de la otra realidad, si en la caverna la oscuridad prevalece sobre la humanidad por falta de un modelo conceptual filosófico, la otra realidad de Matrix es el ciberespacio, condiciones muy parecidas por el producto enajenante que provoca en la humanidad estas pseudomaterias sociales. El acto volitivo de la humanidad de aceptar o rechazar estos procedimientos provoca la esclavitud y liberación de los actores. Parece que aún después de muchos siglos la nostalgia liberadora hacia otra realidad es una constante para la humanidad. El modelo griego nos ofrece otra variante: un mundo “esclavo de los dioses”, por ello Sócrates afirma: ¿qué esclavo no desea liberarse de un amo?, en Matrix los héroes luchan por salir de la esclavitud de las máquinas y su ciber-planeta, Sócrates continúa en sus diálogos con la respuesta: debemos liberarnos de la esclavitud de este planeta para unirnos a Dios, donde no podrá existir una humanidad cargada de vicios, intemperancia, injusticia, etc.  Mientras en Matrix los humanos esclavos se fugan de la inducción de las máquinas (con inteligencia y vida autónoma), para retornar a una comunidad libre.
Sócrates discute la vida de esclavos con sus realidades, esclavos fabricado por dioses,  puesto que al final los dioses no pueden existir sin los humanos… ¿o existen los dioses sin humanidad, sin un pueblo?… mientras en Matrix las máquinas producen los mismos esclavos humanos, pero necesitan alimentarse de ellos… que maravilla;  en nuestro siglo tenemos un elemento enajenante y esclavista peor,  que provoca la distorsión del planeta: “El Capital”,  éste tiene vida propia, provoca diferencias abismales, placer, lujuria, poder, miseria etc., construye la realidad visible, alienta a las corporaciones en la idolatría del dinero pero olvidan a las personas.
De todas formas la idea original de la caverna es de Sócrates, La Matriz es recreación de aquella alegoría extraordinaria… en cualquier caso, nuestro destino es liberarnos de toda esclavitud y de toda enajenación extra-humana.

A %d blogueros les gusta esto: