web analytics
lunes , 25 septiembre 2017
Inicio » Nacionales » Organizaciones antimineras exigen a OceanaGold pagar y retirarse de El Salvador
Organizaciones antimineras exigen a OceanaGold pagar y retirarse de El Salvador
Son 280 organizaciones sociales que, a través del Sindicato de Trabajadores Marítimos australianos interpondrán una declaratoria a la empresa OcenaGold, antes PacificRim, para que paguen los 8 millones que le deben al Gobierno, así como su expulsión del país. Foto Diario Co Latino/ Archivo.

Organizaciones antimineras exigen a OceanaGold pagar y retirarse de El Salvador

Gloria Silvia Orellana
@SilviaCoLatino

Pedro Cabezas, representante de los Aliados Internacionales frente a la Minería, anunció que este viernes 24 de febrero el presidente y consejo administrativo de la empresa canadiense-australiana OceanaGold recibirán una declatoria de 280 organizaciones que le exigen pagar los 8 millones de dólares que adeuda al gobierno y salga de El Salvador La campaña suma más de 180 millones firmas recolectadas alrededor del mundo que apoyan la lucha de las organizaciones y comunidades en el país, contra la minería. La actividad inició en el marco de la conmemoración de la muerte de los ambientalistas de San Isidro Cabañas.
“Este viernes 24, en la oficina de Oceana Gold en Australia se le va a presentar esta carta de 280 organizaciones, a través del Sindicato de Trabajadores Marítimos australianos, que organizó un piquete frente a las oficinas de Oceana Gold, además, reconocemos el apoyo de este sindicato que todos los meses, desde 2013, cuando Oceana Gold adquirió a Pacific Rim, le está demandando que salga de El Salvador”, expresó. El juicio contra el Estado salvadoreño promovido por PacificRim ahora OceanaGold, en el Centro Internacional de Arreglo de Diferencias relativas a Inversiones (CIADI), entidad adscrita al Banco Mundial (BM), se alargó por siete años, hasta octubre de 2016, cuando el panel de arbitraje rechazó el reclamo millonario de la empresa minera y le ordenó pagar al gobierno salvadoreño $8 millones, en concepto de costas procesales.
Cabezas afirmó que la resolución favorable para el Estado salvadoreño se debió en parte, a que la reclamación de la empresa nunca cumplió con las regulaciones mineras para obtener un permiso para su proceso de exploración, que lo realizaría a través de la minería de “cielo abierto”, una práctica de las más contaminantes por sus procesos de degradación de la tierra y el agua para obtener metales preciosos. “La declaratoria expresa que es un atropello el que OceanaGold aún deba a El Salvador los ocho millones de dólares y siga intentando operar en el país. Lo mismo se hará en oficinas de Oceana Gold en Canadá y de Estados Unidos donde hay más presencia de la empresa”, manifestó. Asimismo, planean unir esfuerzos con otras organizaciones y aliados estratégicos en las Filipinas, debido a que Oceana Gold mantiene un proyecto de extracción minera en la isla que se constituye en un archipiélago del continente asiático, en el océano Pacífico, que es conocido por su biodiversidad. “Sabemos que el Ministerio de Medio Ambiente de Filipinas, le ha dado una suspensión a OceanaGold en la explotación de un proyecto minero, por la denuncia a violaciones de los derechos humanos y ambientales, entonces estamos haciendo una campaña conjunta con ellos, para que Oceana Gold salga de ahí también”, puntualizó.

A %d blogueros les gusta esto: