web analytics
martes , 12 diciembre 2017
Inicio » Nacionales » Los principales matutinos vuelven a mentir para dañar su imagen: expresidente Funes
Los principales matutinos vuelven a mentir para dañar su imagen: expresidente Funes
Mauricio Funes Ex presidente de la republica. Foto Diario Co Latino.

Los principales matutinos vuelven a mentir para dañar su imagen: expresidente Funes

Mirna Jiménez
Diario Co Latino

El expresidente Mauricio Funes rechazó ayer los últimos desplegados de prensa publicados por los dos principales matutinos en donde le atribuyen presuntas actuaciones ilegales que estarían siendo investigadas por la Fiscalía General de la República, capsule tanto en el caso de la prensa El Chaparral como en el finiquito entregado por la Corte de Cuentas. “El investigado no soy yo”, afirmó.

Con relación al titular en donde se señala que Mauricio Funes es procesado por $108 millones, públicado el martes en el Diario de Hoy, el periodista y expresidente de la República cuestionó que nuevamente se ha vuelto a mentir con intención o por ignorancia, ya que él no tuvo en sus manos la decisión de entregar dinero de CEL y tampoco se pagó durante su administración esa cantidad de dinero.

“El Presidente de la República no es el que decide el funcionamiento de CEL, tampoco decide, autoriza o avala pagos que lleva a cabo CEL”, aclaró Funes en su programa Sin Censura.  Las  instituciones autónomas se rigen por su ley de creación y solo pueden tomar esa decisión su junta directiva, explicó.

Además de ello, aclaró que la CEL no entregó a Astaldi $108 millones durante su administración, como lo han venido repitiendo el Diario de Hoy y otros periódicos, sino que solo pagó $23.5 millones como parte del denominado trato directo. Este trato directo evitó que el Estado fuera llevado a un arbitraje internacional  por la suspensión de las obras de construcción de la presa El Chaparral, proyecto iniciado durante gobiernos de ARENA.

Funes aclaró que la única decisión que un mandatario puede tomar en una entidad autónoma es decidir quién es el presidente de su junta directiva y que todos los procesos que esta institución ejecuta posteriormente no están en manos de la presidencia.

“En otras palabras la decisión  de pagarle a Astaldi $ 23, 5  millones para completar los $108.5 millones es una responsabilidad de la junta directiva de CEL. Cómo voy a ser responsable de una decisión en donde yo no tuve nada que ver”, se preguntó Funes.

El expresidente aclaró que él no tiene ningún inconveniente en que se investigue si así lo quiere la fiscalía porque se actuó apegado a la ley. “Lo que sí puedo adelantar es que hay cuatro auditorías de la Corte de Cuentas que exoneran de responsabilidad, tanto patrimonial como administrativa, a la junta directiva de CEL de don Leopoldo Samour y eso es algo que la fiscalía debe tomar en cuenta”, pidió. Asimismo, el ex-gobernante rechazó la información publicada ayer por El Diario de Hoy  donde se manifiesta que se le está investigando a él por el finiquito que recibió de la Corte de Cuentas de la República al finalizar su gestión.

Funes aclaró que a quien investiga la FGR es a la Corte de Cuentas de la República, donde se habría extraviado la copia de la auditoría que se le entregó a él cuando dejó el cargo.

Funes se mostró convencido de que existe una estrategia permanente de ataques y señalamientos en su contra en la que grandes medios de comunicación son los  principales instrumentos. Según el exmandatario, la democracia en el país no avanzará si no se lleva a cabo una profunda reforma de los medios de comunicación que le permita a la ciudadanía tener acceso a información equilibrada que no responda a los intereses particulares de grupos dominantes. “Los medios de comunicación no pueden ser el reflejo de la opinión de los grupos dominantes”, manifestó.

De acuerdo con el también periodista, “mientras los más importantes medios de comunicación del país sigan controlados por unas cuantas familias vinculadas a la derecha oligárquica, la democracia en el país no pasará de ser una mera ilusión”. Por eso, dijo Funes, las reformas a la ley de la SIGET se vuelven muy importantes y deben ser analizadas por la Asamblea Legislativa para favorecer a la población y no a sus dueños.  Ante la intervención de un radioescucha del programa que vía telefónica preguntó al expresidente porqué la sección de Probidad de la Corte Suprema de Justicia no ha abierto expediente a la exvicepresidenta de la República, Ana Vilma de Escobar, Funes dijo que esa misma pregunta se hace el.

“La gran pregunta es porqué el olfato al que hizo referencia el magistrado de la Sala de lo Constitucional, Sidney Blanco, que es el que se está utilizando para seleccionar a los funcionarios y exfuncionarios a investigar, no apunta hacia la derecha y en este caso hacia Ana Vilma de Escobar”, recalcó Funes.

A %d blogueros les gusta esto: